Situación Actual
3º-10º
22 diciembre -> luna llena
Entrevista
Administración
Moderadores
Últimos Mensajes
Awards
ARTEMISIA pj destacado
STEFAN & POPPY DÚO DESTACADO
¿Sabías que...?
Redes Sociales
2añosonline

My favourite game [Matt Forman]

Invitado el Mar Ene 26, 2016 10:42 pm


El Ministerio de Magia londinense se encontraba tan lleno de gente como de costumbre. Los funcionarios ingleses con sus trajes aburridos iban y venían de un piso a otro sin importarles realmente lo que sus compañeros de viaje en el ascensor fuesen o viniesen de hacer. La mayoría de esas personas conocía el nombre de todos y cada uno de sus compañeros de planta y les importaba nada o menos lo que pasase en sus vidas. En el último piso, en el departamento de misterios, las cosas no eran muy distintas en lo que a mi se refería. Yo me preocupaba de lo que me tenía que preocupar cuando la ocasión lo requería, pero el resto del tiempo lo pasaba sumergido en mis propios asuntos. Fuera de las distintas misiones que tenía que llevar a cabo, la vida de aquellos que compartían empleo conmigo no me interesaba demasiado. Sentimiento que se había incrementado desde que había conseguido acostarme con Alyss tiempo atrás. Ahora, el único que ocupaba medianamente mi atención era Matt Forman, y le concedía eso por ser el jefe del departamento.

Matt Forman era un hombre que, según su reputación, se parecía a mi. Se hablaba por los pasillos de sus mil y una conquistas, de que se le había visto en más de una fiesta, pero de que, a pesar de todo, llevaba su departamento al día y con orden. Eso último podía constatarlo yo. Tenía la suerte de que no era un jefe molesto como los de otros departamentos y al ser hombres semejantes, nos entendíamos bien cuando nos veíamos en la necesidad de interactuar. La mayoría de las veces, Forman no hablaba conmigo, me mandaba memoradums con las misiones o con recados o con lo que necesitase de mi en ese momento. Sin embargo, nuestras reuniones estaban reducidas al mínimo y, aun así, parecía que una de ellas iba a tener lugar esa mañana.

El tema por el cual el jefe de mi departamento quería verme me tenía intrigado, pueso no había llegado a mi ni una sola pista al respecto. Sin embargo, no estaba especialmente preocupado. Me enteré del encuentro cuando llegué a primera hora de la mañana y aun tenía un par de horas para poner mis asuntos en orden antes de tener que reunirme con él. Ordené mi papeleo, archivé un par de casos y piropeé a un par de señoritas antes de que la hora de nuestro encuentro tuviera lugar.

Cinco minutos antes de lo acordado, cogí mi americana negra del perchero de mi despacho y me dirigí al suyo que estaba al final del largo pasillo de oficinas dentro de una de las partes del departamento. Al llegar, llamé a la puerta con los nudillos un par de veces. Iba vestido impecablemente, como de costumbre. Pantalones de traje negros con la americana a juego y una camisa gris claro. Corbata y zapatos negros simples cerrando mi aspecto. Giré la manilla de la puerta cuando Forman me indicó que entrara y atravesé el umbral de la puerta de su despacho una mirada intrigada y una sonrisa cordial y educada- ¿Querías verme?- pregunté una vez dentro del despacho pero sin alejarme demasiado de la puerta.
avatar
InvitadoInvitado

Matt Forman el Vie Ene 29, 2016 11:23 pm

En ningún sitio te enseñan a como ser Jefe del departamento de Misterios. Hablando con unos y con otros me voy dando cuenta de como es mejor hacer las cosas, pero sobre todo es bueno conocer a la gente que está a tu cargo para saber como hacer las cosas con ellos. Las reuniones con mis subordinados suelen ser aburridas, muy aburridas. Menos cuando son reuniones con mujeres. Las pocas veces que tengo el placer de reunirme con Sam la invito a tomar algo y charlamos de muchas cosas a parte del trabajo, de modo que resulta todo más ameno. Con el resto de empleados no puedo tener ese trato cercano, no quiero que piensen que soy un incompetente. Porque no lo soy. Desde que estoy al mando del Departamento de Misterios hemos resulto algunos casos sin solución, y eso es bueno. El compañerismo suele confundirse con un mal desempeño de tus funciones, de modo que intento parecer imparcial y serio. Muy serio en mi trabajo.

En el día de hoy tenía una reunión con uno de los trabajadores más efectivos de este departamento. El resto del año me limito a mandarle lechuzas o memorandums con lo que tiene que hacer, o respecto a algunos casos. Se trata de Jason Allen, un tipo callado y frío, que se ocupa del trabajo de campo. Es un trabajo realmente duro. No hace ni un par de semanas tuve que salir de mi confortable oficina para asistir a un caso en la India y fue horrible. Los informes de Jason sobre su trabajo me llegan regularmente y sin falta. Me encargo de revisarlos, dar el visto bueno y dejar que alguien los archive en su lugar correspondiente. Suele hacer un buen trabajo. Tenía que tratar un par de temas con él. Nimiedades sobre su estabilidad y su responsabilidad, sobre sus investigaciones... Temas aburridos. Y también debía hablarle de un tema que no se puede tratar por correspondencia. Lo ocurrido en la India es de su incumbencia, ya que el trabajo de campo es cosa suya, y necesito que haga el informe aún sin haber estado presente. Jason fue más que puntual.

- Si, pasa. Toma asiento, por favor.

Le esperé sentado en mi escritorio mostrando una sonrisa amable. No quería que se asustase. En realidad no había tenido un enfrentamiento con ninguno de mis empleados nunca, nadie tenía porque tener miedo a venir a mi despacho cuando era llamado. No soy un jefe cabrón. Esperé a que Jason tomase asiento y me fijé en el semblante de su rostro. Serio, formal, muy arreglado y respirando con total normalidad. Toda la gente del departamento coincidía en que no es un hombre muy hablador. Pero no tengo queja alguna, cumple con sus funciones mejor que nadie.

- ¿Cómo estás? ¿Va todo bien?

Que esto sea una reunión de trabajo no quita lo personal. A decir verdad Jason y yo no tenemos ningún tipo de relación a parte de la laboral pero me interesa saber si se encuentra bien, si lleva el trabajo al día, si le cuesta alguna dificultad... Es mejor empezar la conversación en un tono desenfadado para preparar el terreno a lo que le tengo reservado.

avatar
Imagen Personalizada : Todo se reduce al placer.
RP : 10
PB : Matt Bomer
Edad del pj : 35
Ocupación : Inefable
Pureza de sangre : Sangre limpia
Galeones : 19.500
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Ninguno
Mensajes : 634
Puntos : 230
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t271-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t297p30-relaciones-de-matt http://www.expectopatronum-rpg.com/t861-cronologia-de-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t384-lechucheria-de-matt-forman
Matt FormanJefe Departamento

Invitado el Dom Ene 31, 2016 8:11 pm

No soy persona que tenga problemas en tratar con sus superiores. No soy ni he sido nunca un pelota en ninguno de los ámbitos de mi vida. A las mujeres sé como tratarlas a la hora querer conseguirlas, con los hombres es un poco igual pero siguiendo otras tácticas, pero eso jamás implica para mi un peloteo innecesario. Ser un lameculos es aburrido y tedioso y ya tengo bastantes ganas de matar de serie como para fabricarme más.

Llegué lo más puntual posible al encuentro que tenía previsto con Matt Forman. Lejos de amedrentarme el tener una reunión con mi jefe, me presenté allí calmado, vestido correctamente como de costumbre y con una confianza silenciosa que es francamente difícil de erradicar de mi persona. Mostrando el debido respeto, entre en su despacho pero me mantuve cerca de la puerta hasta que él me invitó a sentarme. Tiendo a respetar el espacio vital de las personas en situaciones normales y no es que nuestros despachos fuesen grandes salones.

Sonreí a sus palabras y al sentarme me desabroché uno de los botones de la america que había cerrado minutos atrás antes de llegar. Me intrigaba saber de qué iba aquella reunión, pues suponía que me habría llamado con otros si fuese algo rutinario y estaba deseando empezar a saber más acerca de ese supuesto tema misterioso. Sin embargo, la primera pieza de información que obtuve fue una pregunta sobre mi estado. Lo miré con la misma sonrisa que no expresaba ningún tipo de alegría sino que era más bien una manera formal de expresión y no hice esperar mi respuesta.

- A la perfección- dije seguro de mi mismo y sin mostrar ningún tipo de duda al respecto o de impaciencia- He llevado al laboratorio el objeto encontrado anteayer en Gales tras asegurarnos de que no haría desaparecer a nadie más y ya lo están analizando más en profundidad en el laboratorio. Al parecer está embrujado con algún tipo de magia africana.- Informé con tranquilidad sobre el último caso que me habia encargado por si era por eso por lo que me había llamado.

No añadí nada más sobre que llevaba todo el papeleo al día, o que pensaba pasarme el día buscando nuevas pistas sobre casos antiguos si no tenía nada nuevo para mi. Eso era regodearse en el buen trabajo de uno y, tras haberle dado yo cierta información a él, esperaba que ahora él me diese algo a mi que saciase mi curiosidad. Lo observé en silencio sin variar mi expresión hasta que volvió a hablar. Sabía que éramos más o menos de la misma edad pero él parecía mucho más joven que yo, quizás por efecto del bello facial y el peinado. Forman también era menos corpulento que yo y tenía una cierta pose chulesca que parecía hacer justicia a la reputación que se le conocía. No sabía como había llegado a ser el jefe del departamento, pero sabía que no lo envidiaba. A mi no me interesaba lo más mínimo cargar con un departamento entero y menos lidiar con todos los pormenores que eso conlleva, como los alumnos de prácticas, las evaluaciones, los informes...Algo en mi lo admiraba por llevar con tanta entereza su trabajo, a mi me aburriría someramente.
avatar
InvitadoInvitado

Albus Dumbledore el Sáb Feb 13, 2016 7:09 am

De pronto, cuando nada parecía anticipar lo que estaba a punto de suceder, un fuerte aleteo se escuchó llegar repentinamente junto a ambos magos. Cuando ellos alzaron la cabeza vieron inmediatamente a una especie de enano alado en pañales que detuvo su mirada en Matt antes de afinarse la garganta y comenzar a cantar.




Me encanta tu porte elegante
y también ese que te cuelga por delante.
Si me fueran los hombres te violaría hasta las orejas
o me pondría frente a tu cara hasta pelarte las cejas.


Cuando la canción acabó, el querubín hizo una orgullosa reverencia, como si un grupo de fans le aplaudiera, y entonces se marchó.



Nota: Querubin enviado a través del Evento de —Evento de San Valentín—.
Moderador
Expecto Patronum


avatar
Imagen Personalizada :
RP : 17
PB : Michael Gambon.
Edad del pj :
Ocupación : Fugitivo
Pureza de sangre : Mestizo
Lealtad : Orden del Fénix.
Patronus : Fénix (Parlante)
Mensajes : 492
Puntos : 16
Ver perfil de usuario

Matt Forman el Dom Feb 14, 2016 11:14 pm

La seriedad parsimoniosa que invadía la estancia durante las reuniones con los trabajadores me daba mucha risa. Era como si el Matt gracioso, malhablado y amante de las conversaciones sexuales se durmiese en una calma y una seriedad propia de la responsabilidad de su cargo pero impropia de su forma de ser. Tenía que ser así en el trabajo. Un jefe debe ser serio y duro. Tal cual lo aprendí de mi padre. Jason parecía incluso más serio que yo, por lo que me inclinaba a pensar que quizás en un ambiente más distendido podía ser incluso más gracioso y más ligón que yo. Es bastante atractivo a decir verdad. Pero no voy a dejar que eso me distraiga ahora. Empecé preguntando algo nimio para romper el hielo. Algo que no me interesaba lo más mínimo en comparación con lo que yo le tenía reservado. Su respuesta, aunque escueta, fue bastante esclarecedora.

- Haces un gran trabajo. Si los demás pusiesen tanto empeño en sus casos no habría misterios sin resolver en este ministerio.

Cualquiera podría pensar que son falsos halagos. Lo cierto es que siendo el jefe no necesito halagar a nadie para nada, y menos hacerlo de forma falsa. Deberían saber que hablo con la verdad por delante. Mediante magia hice aparecer whisky de fuego y dos vasos. Los llené dos dedos y se lo ofrecí. Aquello significaba que la reunión de trabajo se había vuelto menos seria.

- ¿Qué sabes del caso del reloj de la India? Tuve que ir yo urgentemente acompaño de la señorita Lestrange, y la cosa se complicó.

Aquel caso, como todos los trabajos de campo, no era tarea mía pero todos los demás especializados estaban ocupados. Antes de ser jefe estuve haciendo ese tipo de trabajos sucios y no me importaba ir de vez en cuando a una misión. A parte de mantenerme en forma, me servía como recordatorio de lo bien que se está en mi despacho. Tomé un trago intensó de mi vaso y casi lo escupo al ver lo que apareció ante mí. Era una especie de querubín feo, vestido con pañal y cargado con un arco y flechas.

- ¿Que diablos...?

Pero antes de poder terminar mi pregunta el horrendo niño alado se puso a cantar algo con una voz insoportable. No pude más que reír al escuchar la letra de su horrible canción. Sabía exactamente quien me había mandado aquello. Maldita Sam. Terminada la canción el querubín se esfumó dejándome con el bochorno y meditando la manera de dar explicaciones a Jason por lo que acababa de presenciar. Sam habría pensado que yo estaba solo en mi despacho, como siempre, y había decidido hacerme una broma por San Valentín. Ambos estamos solos, sin amor, pero nos tenemos uno al otro para sacarnos de fiesta y beber juntos. Esa amistad es mucho mejor que una relación estable, menos por el sexo. Tengo cero posibilidades con ella.

- Vaya, lo siento. Ha sido un espectáculo bochornoso. Tengo cierta amiga muy graciosa a la que debería matar.

Maldita Sam. Tosí intentando esconder una risotada. Nunca en la vida había tenido un regalo tan bonito por el día de los enamorados. Un querubín en pañales cantando una grotesca canción es la perfecta definición de lo que opino sobre el amor. Sam, maldita, me las pagarás por esto. Jason debe pensar que soy el peor jefe del mundo.
avatar
Imagen Personalizada : Todo se reduce al placer.
RP : 10
PB : Matt Bomer
Edad del pj : 35
Ocupación : Inefable
Pureza de sangre : Sangre limpia
Galeones : 19.500
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Ninguno
Mensajes : 634
Puntos : 230
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t271-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t297p30-relaciones-de-matt http://www.expectopatronum-rpg.com/t861-cronologia-de-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t384-lechucheria-de-matt-forman
Matt FormanJefe Departamento

Invitado el Lun Feb 22, 2016 6:31 pm

Sentado en aquel despacho esperando una explicación acerca de mi presencia allí, no pude dejar de notar las similitudes entre Matt y yo. Parecíamos muy similares a simple vista pero tenía la sensación de que a pesar de todo, éramos muy distintos.

Mi entrada allí y posterior parte primera de aquel encuentro se vio envuelto en una atmófera formal que indicaba que nosotros dos teníamos poca relación fuera de aquellos despachos y cuartos. Aunque en algún momento habíamos ejercido la misma posición, yo siempre había optado por trabajar solo o por llevarme a alguien del laboratorio en caso de necesidad. Prefería la diversidad de los puntos de vista a tener a dos personas con las mismas taras debidas a una experiencia similar.

Asentí con una sonrisa cordial cuando dijo que hacía un gran trabajo y no negaré que mi orgullo se vio ligeramente enchido en ese momento. Nunca me sobraban los alagos cuando eran ciertos y si venían de un superior sentaban incluso mejor de una manera inconsciente. Matt hizo aparecer ante nosotros una botella de whisky de fuego y dos vasos que no tardó en rellena mientras me preguntaba por un caso que había llevado a cabo él y Lestrange. Aquella mujer estaba loca, entendía perfectamente porque encajaba en las filas de inefables. Pero estaba verdaderamente mal de la cabeza, lo que me hacía admirarla y sentir cierto respeto hacia ella a la vez. Eso sí, era físicamente mi tipo de mujer, pero era la única morena en la que jamás tendría interés.

Iba a contestarle cuando un querubín de San Valentín hizo su aparición dedicándole una horrible canción a mi jefe. Sonreí mientras el hombrecillo cantaba su melodía aguantándome las ganas de echarme a reír por el ridículo al que estaban sometiendo a Matt. - Parece que es una chica simpática- dije bromeando y manteniendo la sonrisa que había surgido gracias al querubín. De algún modo había servido de una manera radical para romper la seriedad del momento.

Me incliné hacia delante y le di un sorvo al whisky que me quemó por dentro agradablemente.- Hablando de lo de la India, no sé demasiado del tema, si tengo que ser sincero. Yo estaba enfrascado en otro caso y lo único que llegó a mi de ese tema son habladurías de departamento.- Dije con sinceridad. Corrían diversos rumores acerca de lo que había pasado en la misión del jefe con Lestrange pero yo no daba credibilidad a nada hasta que me lo contasen las personas implicadas.- Qué pasó allí exactamente?- pregunté con una curiosidad disimulada. Lo que más me seguía intrigando era el papel que jugaba yo en todo aquello, cosas que Matt aun no me había dejado clara.
avatar
InvitadoInvitado

Matt Forman el Vie Mar 04, 2016 11:36 pm

No me esperaba para nada semejante broma espantosa por parte de Sam, y menos en San Valentín. Debo ser lo más parecido a una pareja que tiene ahora mismo. Si no fuese tan estrecha... Es guapa, divertida, loca, sexy y muy independiente. Es mi mujer ideal excepto por lo de ser lesbiana. Podría estar saliendo con cualquier mujer del mundo pero se empeña tanto en encontrar el amor que dentro de nada le va a volver a crecer el himen. Interiormente me gusta que se haya atrevido a hacer algo tan divertido dentro de nuestro trabajo, pero Jason debe pensar que aquí falta formalidad. Se va a llevar una buena reprimenda. Jason aguantó amablemente la risa, y no rechazó el whisky. Bebí un buen trago nada más desaparecer el querubín de los cojones, tanto para sobrellevar el asunto como para invitarle a beber.

- Es muy simpática. Trabaja con nosotros, Sam Lehmann. ¿Te suena? Se encarga de la Legeremancia.

Sam no había sido nunca seria, no conmigo. Ya fuese en el trabajo o fuera. Ignoro como se comporta en su trabajo cuando tiene que... ¿qué hace exactamente? Leer los pensamientos de la gente acusada de algún delito no demostrable o algo así, supongo. Después de aquella interrupción podía ser difícil reanudar la reunión. Me había preparado a conciencia para hablar con Jason sobre el tema de la India. Él era el encargado de preparar y firmar todo el papeleo relacionado con las salidas y la búsqueda de objetos mágicos misteriosos. De modo que tenía que darle una explicación, adornada, sobre lo acontecido para que él pudiese continuar con su trabajo con normalidad. Sin preámbulos preguntó sobre el asunto. Circulaban rumores pero nadie a parte de Bella y yo sabíamos la verdad.

- Tu trabajo consiste en realizar los informes sobre los objetos encontrados, y en dichos documentos debe incluirse el modo de conseguirlos. Así que voy a explicarte lo que sucedió. En aquel momento estábamos escasos de personal y tuve que acudir personalmente, con la ayuda de la señora Lestrange, a ocuparme del caso. Adam Marcus, un desmemorizador, y Joe y Daniel murieron en la India. Eran los encargados de arrebatar el reloj a un viejo mercader. Les gustó el efecto del reloj y quisieron quedarse con él para aprovecharse de su magia.

Le tendí un par de pergaminos donde estaban explicados los efectos del reloj. Era muy extraña su naturaleza y su poder de hacer rejuvenecer a las personas conforme el reloj iba adelantando en el tiempo. Cada cinco minutos hacia adelante en el tiempo la persona que permanecía encerrada con el reloj era cinco minutos más joven. Los técnicos no habían encontrado magia oscura en él. De igual modo lo almacenaron, dentro de su preciosa funda hecha a medida, para que nadie pudiese volverse loco con sus efectos.

- La magia del reloj es bastante inútil, pero creemos que podría usarse con fines malignos. - solté una risita. - No encuentro cuales pero los técnicos así lo han decidido.

Ya le había explicado lo más fácil, que era la naturaleza del reloj y lo mal que lo hicieron los Inefables y aquel desmemorizador al intentar quedarse con el reloj y aprovecharse de su absurdo poder. Esperé por si Jason tenía alguna pregunta relacionada con el reloj. Me quedaba explicar la mentira. Y debía hacerlo bien para que después de su informe todo el mundo creyese en la versión oficial de los hechos.  
avatar
Imagen Personalizada : Todo se reduce al placer.
RP : 10
PB : Matt Bomer
Edad del pj : 35
Ocupación : Inefable
Pureza de sangre : Sangre limpia
Galeones : 19.500
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Ninguno
Mensajes : 634
Puntos : 230
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t271-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t297p30-relaciones-de-matt http://www.expectopatronum-rpg.com/t861-cronologia-de-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t384-lechucheria-de-matt-forman
Matt FormanJefe Departamento

Invitado el Miér Mar 09, 2016 9:02 pm

- La conozco- dije simplemente cuando me comentó que la chica que le había mandado el querubín era Sam, la de la legeremancia. Esa chica me había dejado claro desde el momento en el que puso el pie en el departamento por primera vez que era una estirada y una reprimida. No nos llevábamos bien, aunque es complicado que yo me lleve mal con una mujer. Pero ella se las llevaba todas. La típica niña bien a la que le gustaba serlo. No hay nada peor que una repipi orgullosa de sí misma. Lo del querubín le pegaba completamente por lo que yo sabía de ella, lo que no me esperaba era que se llevase bien con el jefe. Mira tú, la mosquita muerta haciendo contactos...

Pasado el momento San Valentín, el licor y el tema que nos ocupaba hicieron acto de presencia. Le contesté lo que sabía acerca del tema de la India, lo cual no era mucho, pero su pregunta al respecto me intrigaba, al igual que toda aquella reunión. Sin embargo, cuando empezó a hablar me quedó todo mucho más claro. Y era el encargado de hacer los informes y, aunque debían pasar por Matt, mi firma debía estar siempre presente. Me necesitaba para que lo de la India se hiciese algo real.

Escuché sus palabras mientras asentía de vez en cuando con la cabeza, totalmente atento a los detalles. Al parecer, tres personas habían muerto por negligencia en aquella misión y eso iba a suponer un infierno de papeleo que yo podría sacarme de encima en menos de lo que dura un suspiro.

- Comprendo- dije mientras observaba los pergaminos que me tendía y los ojeaba para hacerme una idea general de lo que hacía el reloj. Necesitaba una lectura más atenta, pero por lo que pude captar se trataba de un objeto temporal que hacia rejuvenecer a la gente si se encerraban con él dentro de una habitación. Algo que parece inocente pero no lo es en absoluto, con toda probabilidad. Volví a levantar la mirada cuando volvió a hablar y le dediqué una sonrisa.- Parece un atrapa-bobos a simple vista. Algo que hace que los incautos se encierren bucando rejuvenecer. ¿Cómo murieron estos hombres?- dije con calma sin apartar la vista de los papeles de los cuales aun captaba ciertos detalles inútiles, como el aspecto del reloj y demás.

- Tenemos un reloj y tres personas muertas, por lo que veo. ¿Qué más puedes contarme acerca de este viaje? Cosas que deba poner en el informe- dije elevando la mirada y dirigiéndole una expresión significativa. En este caso, era mejor para todos que la persona que escribiese el informe supiera lo menos posible, por lo que yo no debía saber nada que él no quisiese que se supiese. Sin embargo, estaba claro que no me iba a negar si me lo contaba. Quién sabe, igual había sido una misión limpia y legal...pero mi experiencia decía que cuando había muertos, nunca lo eran.
avatar
InvitadoInvitado

Matt Forman el Lun Mar 21, 2016 12:45 am

Le hablé a Jason sobre Sam, la tenía que conocer de cruzarse por los pasillos, más que nada para no quedar tan mal. Enviarme ese querubín fue muy cruel por su parte. Una broma graciosa de la que un Jefe de departamento no sabe como disculparse. Escuchando lo escueto que fue Jason supuse que no se llevaban muy bien. Podía imaginarme el motivo. O bien él había intentado coquetear con ella, al igual que hice yo, o puede que ella le viese como el típico hombre atractivo que puede llevárselas a todas a la cama y fue borde con él. Ahora mismo no sabría decidirme por una de esas dos opciones, ambas parecen posibles. Ya le preguntaré.

Aparqué el tema para profundizar en lo importante. El tema del reloj y el modo en el que Bella y yo fuimos a buscarlo. Debía contarle todo a Jason, cada detalle, para que él elaborase un buen informe que gustase a los de arriba. Soy el Jefe, pero solamente del departamento de Misterios, tengo que rendir cuentas al Ministro sobre todo lo que pasa. Y más, con sucesos extraordinarios como el del reloj. Ya que hubo muertos. Jason no dudó en preguntar qué había pasado en la India ya que había tres personas muertas. Tenía presente que era el tema que nos ocupaba aunque no esperaba que me lo preguntase tan directamente. Le había entregado la información sobre el reloj, y quedaba claro que aquel artilugio era algo tan mágico y poderoso como inútil. Nada más leer mi detallada descripción le quedó claro que el reloj en si no nos iba a suponer ningún problema.

- Puedes leerlo tu mismo. La versión oficial. - le entregué otros tres pergaminos. - Yo mismo he escrito lo que pasó para que te sea más fácil elaborar el informe. En resumen, nuestros tres hombres cegados por el poder del reloj se mataron entre si, quedó uno pero se suicidó cuando nos escuchó llegar. Antes de eso mataron al muggle que lo custodiaba.

En el informe redactado por mí estaban todos los detalles de lo que debería haber ocurrido en aquella humilde casa cochambrosa. Todo tipo de detalles que nuestros compañeros de orden y limpieza corroboraron, pues fueron los que tuvieron que ir a limpiar el lugar y traer los cuerpos hasta sus familias o lo que fuese. Quedaban atados todos los cabos, simplemente quedaba redactar el informe tal cual, firmarlo y olvidarse del tema para siempre. Como hago con todos los trabajos sucios.

- Te he dejado todo a punto para que no tengas que trabajar mucho. - bromeé. Me serví un poco más de whisky y rellené también su vaso. - La versión no oficial, la que no debe salir en el informe, es que esos tres granujas cegados por el inútil poder del reloj mataron al viejo muggle y quisieron quedarse con el reloj. No pensaban volver. Tuve que ir yo mismo, con la ayuda de la señora Lestrange, pero no salió como esperábamos. Ellos no fueron pacíficos y terminaron muertos. Utilizamos para ello sus propias varitas. Así que...la versión oficial es la válida y demostrable.

Aquella bonita historia se asemejaba más a la verdad, pero no completa. Aquellos inútiles no nos atacaron en ningún momento. Me ofrecieron falsas disculpas, me contaron mentiras y ahora ellos están muertos. Soy yo el que cuenta mentiras sin pedir perdón y sigo vivo.
avatar
Imagen Personalizada : Todo se reduce al placer.
RP : 10
PB : Matt Bomer
Edad del pj : 35
Ocupación : Inefable
Pureza de sangre : Sangre limpia
Galeones : 19.500
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Ninguno
Mensajes : 634
Puntos : 230
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t271-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t297p30-relaciones-de-matt http://www.expectopatronum-rpg.com/t861-cronologia-de-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t384-lechucheria-de-matt-forman
Matt FormanJefe Departamento

Invitado el Miér Abr 13, 2016 9:21 pm

Una de las partes más divertidas de tener reuniones con el jefe es que lo que pasa en ellas se queda dentro de las paredes que circunvalan su despacho. Los empleados, en teoria, deben cierta fidelidad a su jefe inmediato y eso es lo que hace que cierren la boca en más de una ocasión cuando, bajo un varemo más objetivo, sería la mejor ocasión para abrirla. Esos varemos no contemplaban a las personas como yo. Yo no sentía fidelidad por Matt Forman. Ni por nadie de aquel departamento, salvo tal vez por Lestrange. Pero sabía como jugar mis cartas y hacer algo como aquello por el cabeza de mi departamento me dejaba en muy buen lugar ante mi jefe sin necesidad de meterme en excesivos problemas. Sobre todo teniendo en cuenta las escuetas versiones de la historia que me estaba dando.

Escuché todo lo que me contó y tendí mi mano para coger los nuevos pergaminos que me pasaba. Todo el trabajo preliminar de aquel informe que me pedía estaba en aquellos papeles ya redactado. Yo solo sería la mano inocente que lo organizase y firmase sin saber nada de lo que realmente había pasado porque no había estado allí y sabía que había más de lo que Forman estaba dispuesto a contarme. Mi intuición me lo decía muy alto y claro. Pero no iba a meterme en ello. Lo que sí tenía muy presente es que la situación que me describía no lo dejaba tan mal como para tener que falsear un informe. Si todo era como me estaba contando, solo habían tomado una decisión exagerada pero que bajo ciertos prismas podía considerarse acertada.

Rellenó mi vaso con mas líquido mientras continuaba poniéndome al día.- Entonces...estos hombres se enteraron de lo que hacía el reloj y mataron al muggle que lo protegía para conseguirlo. Una vez lo tuvieron, se mataron entre ellos por puros...¿celos? y el que quedó con vida se suicidó al llegar la caballería. ¿Es eso correcto?- dije mientras mis ojos recorrían el informe nuevo con presteza para quedarme con los detalles más importantes.- Me temo que debo preguntar, ¿qué hacía un muggle custodiando un objeto mágico de tal poder? Es puede ser un tema que traiga problemas. Atenta contra el estatuto del secreto.- dije con cierto tacto pero muy consciente de que mis palabras eran ciertas.- Además, los motivos del suicidio no parecen quedar muy claros en este informe. Teniendo en cuenta lo que me estás pidiendo no sería difícil para mi dar una razón válida para tal suceso, pero si este informe va a llevar mi firma, me gustaría asegurarme de que no queda ningún cabo suelto.- dije levantando la mirada de los pergaminos y encontrándome frente a frente con los ojos azules del otro hombre.- Por otro lado, soy minuicioso tanto en esto como en guardarme para mi todos los detalles referentes a esta conversación que se salgan de la oficialidad. Confío en que sepas eso.- dije con una sonrisa ligeramente divertida al final de mi declaración.

- Diria que el último en pie se suicidó al ver sus fuerzas sobre pasadas por las del Ministerio? O tal vez porque la sola idea de enfrentarse a los dementores de Azkaban le resultó tan aterradora que prefirió la muerte? Escoge la que más te guste.- dije mirándolo con la misma sonrisa ligeramente divertida y misteriosa. Era un favor hecho, quería que lo tuviese claro. Era algo que él me pedía y que yo haría encantado y asegurándome de no levantar ningún polvo al respecto o desenterrar ningún muerto. Pero antes de todo eso, quería tener todos los detalles claros.- Podría analizar el reloj en el laboratorio?- Pregunté finalmente. Le daría credibilidad a mi informe y confiaba en que él lo supiera. Yo no estaba interesado en rejuvenecer, la edad me había tratado bien. Pero soy un hombre perfeccionista, algo que en casos como este va como anillo al dedo.
avatar
InvitadoInvitado

Matt Forman el Lun Abr 25, 2016 11:56 pm

Mi posición era un tanto complicada. Le estaba dando a Jason el trabajo hecho pero eso requería de algunas explicaciones por mi parte. Como buen profesional sabía que él no iba a conformarse con obedecer al jefe y callar, de modo que tuve que explicarle todo lo que ocurrió en la India. No importaba en realidad lo que había pasado, pues solamente podía demostrarse lo que los papeles certificaban. Tanto Bella como yo fuimos sumamente cuidadosos. Le dejé los informes y le di tiempo a que los leyese mientras tomaba mi copa tranquilamente. Tenía muy claro lo que quería, y estaba dispuesto a ofrecer ciertos privilegios a mi amigo a cambio de su firma. Pero Jason era muy de preguntar.

- A veces ocurre que hay objetos mágicos no identificados a manos de muggles. Atenta contra la ley pero no es culpa de nadie. Simplemente algunos muggles creen en la magia, buscan y encuentran objetos mágicos sin que lo sepamos. Normalmente cuentan con la ayuda de magos que se dedican a ello de forma ilegal para ganar dinero. Otros han tenido antepasados magos que les legan ese tipo de objetos sin que el Ministerio tenga conocimiento sobre ello. Puede que ese fuese el caso del reloj del tiempo. No lo podemos demostrar.

El hombre tenía razón con que la causa del suicidio no quedaba muy clara en el informe. Además, como tenía que llevar su firma no quería dejar ningún cabo suelto. La razón del suicidio es que se vio acorralado a nuestra llegada. Le entró el pánico de saber que su jefe en persona iba a por ellos. Hubo una disputa, los demás murieron y él se suicidó. Así lo pueden comprobar con las pruebas que le hicieron al malnacido.

- No tiene que preocuparse. El chico se suicidó por pánico, sabía que yo estaba yendo al lugar y no supo que más hacer. No quería morir a manos de los dementores, supongo. Debe ser un beso amargo el de ellos. Aunque me gustaría pensar que se suicidó al fallar como empleado y al fallarme a mí personalmente. Escoja usted. Las pruebas del forense respaldan mi versión de los hechos y por lo tanto su firma y su nombre no se verán manchados en absoluto.

Me estaba gustando esta reunión. No sabía que tenía a alguien tan bien formado trabajando en mis filas. Jason Alen pasa a ser uno de mis inefables favoritos. Además es muy guapo. Me gusta estar rodeado de gente bella. A cambio el me pedía revisar el reloj. No está de más que lo vea si ello contribuye a que su informe sea el mejor redactado de la historia del Departamento de Misterios.

- Mañana mismo daré la orden de que lo dejen pasar al laboratorio a revisar el reloj. Confío en que no se dejará seducir por el poder del reloj. En confianza le digo que no necesita rejuvenecer para nada.

Quizás le sobraba la barba para parecer más joven y atractivo, pero incluso con el bello facial resultaba guapo. Anoté en mi agenda que debía dar permiso para que Jason pudiese revistar el reloj en el laboratorio. Nada más terminar nuestra reunión mandaría la orden a la gente del laboratorio. Pero me quedaba un asunto por tratar. Algo importante cuando pides un favor es devolverlo de igual manera o superior. Y la mejor forma de acertar con el favor es preguntar directamente.

- Ahora hablemos de usted. ¿Puedo hacer algo para compensarle?

Sería ideal que dijese algo como sexo conmigo aquí y ahora o ver un concierto en directo de los AC DC. Pero seamos realistas, va a querer algo diferente. No conozco al hombre pero quizás necesita un aumento de sueldo, horarios que le permitan conciliar su vida laboral y familiar, o puede que necesite unas largas vacaciones para disfrutar de su amante. Sea como sea, estoy dispuesto a negociar. Y de paso conocer mejor la vida de mi empleado favorito a día de hoy.
avatar
Imagen Personalizada : Todo se reduce al placer.
RP : 10
PB : Matt Bomer
Edad del pj : 35
Ocupación : Inefable
Pureza de sangre : Sangre limpia
Galeones : 19.500
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Ninguno
Mensajes : 634
Puntos : 230
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t271-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t297p30-relaciones-de-matt http://www.expectopatronum-rpg.com/t861-cronologia-de-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t384-lechucheria-de-matt-forman
Matt FormanJefe Departamento

Invitado el Mar Mayo 17, 2016 4:12 pm

- Comprendo- dije a la explicación sobre por qué el objeto del que estábamos hablando estaba primeramente en posesión de un muggle. Su explicación era perfectamente válida, y totalmente justificable dado el caso, pero en el informe preliminar que me entregaba ponía que el objeto estaba custodiado por un muggle y eso no sonaba nada bien a los de arriba.- Le daremos un pequeño cambio de enfoque léxico al informe final para complacer a los de arriba si te parece, en esta materia. Así se quedaran tranquilos y no habrá preguntas inesperadas.- dije tranquilo e igualmente sonriente.

- En cuanto al suicidio, quizás el pobre diablo se juntó con la gente equivocada en el peor momento y no pudo soportar lo que había hecho y menos aun enfrentarse a los dementores. Así su muerte se debería a todos los motivos posibles de una manera justificada. Los únicos testigos de este suicidio habeis sido tú y Bellatrix, imagino, así que si os preguntan podréis dar la versión oficial, me equivoco?- dije mientras en mi cabeza todo aquel asunto iba encajando como si piezas de un puzzle fuese lo que estaba manejando. Saqué un pequeño pergamino del bolsillo interior de mi americana- Me permites usar tu pluma y un poco de tinta?- pregunté educadamente. Quería tomar notas como si aquella fuese una reunión oficial para hacer el informe del caso. El hecho es que era así, pero tenía que parecer que todo lo que me contaban era cierto aunque en el informe preliminar sonase ambiguo. Mi única petición al término de todo aquello fue poder revisar personalmente el reloj. Mi curiosidad necesitaba ser saciada y era un trámite que daría veracidad a todo el asunto. Sonreí al comentario de mi jefe que podría haber sido considerado como algo fuera de lugar, pero yo me sentí alagado por él.- No te preocupes. No soy nada fácil de seducir- dije con la misma sonrisa misteriosa que me caracterizaba siempre.

Mientras escribía todo lo que necesitaba para hacer aquel informe falso a la perfección, la pregunta de Forman sobre como podía compensarme llegó y no me sorprendió en lo más mínimo. Levanté la mirada y clavé mis ojos en los suyos. Una sonrisa más pronunciada se instaló en mis labios destilando ciertas intenciones oscuras. Había muchas cosas que pudiera pedirle por este favor que le estaba haciendo, pero tenía otros planes.- Quizás podríamos dejarlo en que me debe una. Así, si yo me veo en el mismo caso o uno similar sabré a quién recurrir- dije con tranquilidad sin apartar la mirada de sus ojos. No le pedía con aquella declaración nada descabellado o malo, pero un favor a deber puede ser un arma peligrosa y útil dependiendo a quien se lo debas. Tanto en el trabajo como en las filas del Señor Tenebroso, Forman podía serme de gran utilidad y no era algo que fuese a olvidar. Era útil para mi que me debiese una.

Terminé de escribir lo que debía y apuré mi copa. O lo que quedaba de ella.- Puede que algún día debamos vernos fuera de este contexto e intercambiar historias. Hacerlo más informal. Tengo la sensación de que podría ser muy interesante- dije con el mismo deje misterioso que hasta el momento. Forman tenía cierta fama en el departamento aunque fuese el jefe. Se decía que le gustaba bastante la fiesta y eso era algo que yo podía aprovechar a la perfección.- Si no necesitas nada más de mi, creo que podré dejar este informe listo hoy a la espera de los últimos detalles cuando analice el reloj y pasarte una copia antes de mandarlo arriba- dije formalmente aun con la sonrisa cosida a la cara.

Me levanté de la silla, cogí todo lo necesario y con un gesto de cabeza me despedí de Matt Forman. Aunque él no se diese cuenta, yo también había sacado algo muy útil de aquel encuentro.
avatar
InvitadoInvitado

Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.