Situación Actual
3º-10º
22 diciembre -> luna llena
Entrevista
Administración
Moderadores
Últimos Mensajes
Awards
ARTEMISIA pj destacado
STEFAN & POPPY DÚO DESTACADO
¿Sabías que...?
Redes Sociales
2añosonline

The Proud Lion [Rhea Jackson]

Invitado el Jue Jul 21, 2016 9:52 am

¿Que hacía en Londres? Era algo que se preguntaba Frank en ese momento, la respuesta más clara sería disfrutar de las vacaciones, o tal vez hacer compras para el año siguiente, después de todo era el año más importante. Pero había algo que no terminaba de convencer a Longbottom en esas respuestas, tal vez era el destino el que lo había llevado a aquél lugar, no lo sabía, de todas formas no iba a perder la oportunidad de ponerse al día con algunas cuestiones que tenía que atender en el lugar. La verdadera razón por la que estaba allí probablemente era la soledad, hacía unos días que había abandonado su hogar en el tranquilo Valle de Godric buscando algo interesante, sus padres se habían ido de viaje a Nueva Zelanda y no aguantaba más el silencio del lugar, necesitaba estar rodeado por gente y el bullicio constante. Debían de ser las ansias de volver a Hogwarts las que lo hacían sentir así.

Por lo pronto se hospedaba en la casa de unos primos segundos de sus padres o algo así, eran buenas personas y estaban muy contentos de tener al joven niño que habían conocido hacía años bajo su techo —aunque quedaba poco de aquel niño—. Aquella mañana había amanecido con un sol radiante brillando en el cielo, cosa que cambio prontamente para dar lugar a una fuerte lluvia que mojaba al descuidado Frank. "Todo sería más fácil si pudiese usar magia" pensaba mientras corría con un periódico muggle en la mano en un intento de detener un poco el agua.

En su bolsillo tenía unos cuanto galeones —inútiles en ese momento— y un poco de dinero muggle, tal vez ir a un café a esperar que la lluvia se detuviera fuese buena opción. Con eso en mente Frank entró a un local bastante lleno de gente, al parecer no era el único genio que prefería tomar un café en vez de mojarse afuera. Abriéndose paso como podía entre los ejecutivos que esperaban su bebida para volver a la oficina, el mago buscaba una mesa libre. En la odisea que era moverse por el lugar alguien lo empujo —probablemente alguien que salía muy apurado del lugar—, haciendo que perdiese el equilibrio y empujase a una muchacha.
-Perdón, perdí el equilibrio- dijo sin mirar a quien hablaba.
avatar
InvitadoInvitado

Rhea Jackson el Vie Jul 29, 2016 11:33 am

Vivir en Londres era una bendición para algunos. Esos a los que les encantaba estar con gente continuamente y el bullicio y esas cosas. Pero Londres en verano para mi era espantoso. El calor húmedo de Inglaterra se mezclaba con el sudor y el calor que la propia población desprendían y hacia que para mi nariz, aquella ciudad apestase en los meses más calurosos. Sin embargo, aquello eran males menores, pues como había aprendido en el curso anterior, hay pocas cosas verdaderamente malas en el mundo que le pasen a la gente como yo. Yo ya sabía a ciencia cierta que me quejaba más por vicio que otra cosa. Supongo que eran las desventajas de haber tenido la suerte de llevar una vida más o menos acomodada.

Lejos de que mi familia fuese rica o famosa o algo así, en el mundo muggle yo solo era una persona anónima más en la que nadie se fijaba. Aquellos curiosos que reparaban en mi no era por mi, si no por mi moto, pues era extraño que alguien como yo llevase semejante aparato y pudiese dominarlo como yo lo hacía. Aquella maravilla ya llevaba un año conmigo y podía decir sin miedo a equivocarme que era el amor de mi vida. Dudaba que alguna persona pudiese ocupar tanto mi corazón como aquella moto.

A pesar de todo, el tiempo en Londres es muy susceptible y si aquel día hubiese tenido tiempo a hablar con mi abuela por teléfono ella me habría dicho que tanto calor y tan pegajoso no eran buena señal. Una tormenta se avecinaba. Pero yo no tenía ni de lejos la sabiduría de mi inglesa abuela y, falta de datos, me adentré en el corazón de la ciudad, montada en la moto y sin más abrigo que el propio casco pues ni chaqueta llevaba. La lluvia empezó a caer a media tarde y estaba claro tenía toda la intención de seguir así un buen rato. No me habría sorprendido ver caer algún rayo. Mi excursión en solitario por la ciudad había terminado conmigo empapada sobre mi moto y, aunque adoraba la lluvia, no tenía ganas de coger una pulmonia que me arruinase las vacaciones.

Paré en el primer sitio libre que encontré que resultó ser justo en frente de una cafetería que ya conocía. No tenían el mejor café del mundo pero tampoco el peor y la verdad es que casí prefería un chocolate para entrar en calor. Podrían haberme escurrido cuando entré en el local pero por desgracia no era yo la única. El sitio estaba abarrotado y si ya me parecía que Londres olía mal cuando hacía calor, cuando además llovía aquello era el infierno de los olores. Intenté pasar de esos detalles y ponerme a la cola, pero mientras intentaba encontrar el final, alguien me empujó. Me tambaleé ligeramente y tuve que apoyarme en una mesa que tenía al lado para no caer.- Lo siento mucho- le dije a la pareja que estaba sentada en la mesa con una sonrisa ligeramente avergonzada. Me giré a mirar a la persona que me había empujado, no con mala gana ni nada así, solo con cierta curiosidad. Y mi sorpresa fue mayúscula cuando me di cuenta de que era alguien que me sonaba muchísimo aunque no caía de qué.

Me puse en la fila dándole vueltas a de qué conocía al chico que estaba justo delante de mi pues no lograba ubicarlo del todo y me parecía de muy mala educación decirle: Ey, yo te conozco pero ni idea de qué. La fila avanzaba y cuando faltaban solo dos personas para que lo atendiesen caí en quien era- Frank!- dije en voz alta como quien grita Eureka y me di un golpe en la frente con la mano. Varias personas a mi alrededor me miraron y yo les sonreí mientras notaba como mi cara se ponía roja. Sería muy terrible ponerse el casco empapado de la moto en la cabeza para disimular?
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 7
PB : Imogen Poots
Edad del pj : 16
Ocupación : Empleada del cine
Pureza de sangre : Hija de muggles
Galeones : 8.310
Lealtad : Dumbledore
Patronus : No tiene todavia
Mensajes : 489
Puntos : 69
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t799-rhea-jackson http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/
Rhea JacksonInactivo

Invitado el Jue Ago 11, 2016 1:01 am

¿Era una falta de respeto ignorar a la persona a la que había empujado? Seguramente, pero en la mente de Frank lo más importante en ese momento era encontrar un lugar vacío en medio de toda esa gente. No había puesto mucha atención en la muchacha y probablemente no lo hubiera hecho si no fuese por que escucho su nombre. Giro como pudo para quedar de frente a la extraña, aunque de extraña tenía poco. Era Rhea Jackson, una Hufflepuff de su año, pero aún más importante y por lo que todos la conocían: la campeona del Torneo de los Cuatro Magos. -¿Rhea?- dijo sorprendido Longbottom -No te había reconocido, perdón por el empujón y eso. Es prácticamente imposible moverse en este lugar.- agrego aún un poco confundido. Parpadeo un par de veces al imaginar la cara de tonto que debía tener en ese momento -Lo siento, no esperaba encontrarme con nadie del colegio aquí.-

La fila avanzó un poco y el océano de ejecutivos estaba comenzando a abandonar el lugar de uno en uno. Frank no sabía de donde sacar un tema de conversación así que se entregó completamente a la improvisación. -El clima es un asco ¿no?- hizo una pausa y se dio cuenta de lo estúpido de sus palabras ¿estaba usando un cliché de conversación de ascensores? Intentando remontar lo mejor que pudo -¿Cómo te esta yendo en estas vacaciones?- la fila avanzó un poco más hasta dejar a Longbottom frente a la cajera -Un café negro y... ¿qué vas a querer Rhea?- cuando ambos pedidos estuvieron listos los dos magos se dirigieron a probablemente la única mesa libre. Cuando se sentaron Frank notó por primera vez en el casco que tenía la Hufflepuff -¿Y eso?- preguntó, nunca se había imaginado a su compañera como una persona de motos. Aprovecho para tomar unos sorbos de su café a la boca mientras escuchaba la respuesta de su acompañante.
avatar
InvitadoInvitado

Rhea Jackson el Mar Ago 16, 2016 10:55 pm

Mi grito en medio de la cafetería había atraído más de una mirada curiosa, pero la única persona a la que tenía que haberle importado lo que dije era la que estaba delante de mi y se giró al escuchar su nombre. Su cara de sorpresa al verme era comparable a mi sonrojo por haber gritado algo de manera tan natural en medio de una cafetería. No solían escucharse gritos así en ningún sitio, se consideraban de mala educación.

- No te preocupes, es prácticamente imposible distinguir a nadie en este sitio- dije con una sonrisa conciliadora mientras el rojo de mi cara se iba desvaneciendo poco a poco.- Y no se suele ver a mucha gente como nosotros en esta parte de Londres- dije también con calma.

La fila avanzó poco a poco y aunque al principio no se notase, el tiempo fue calmándose y la cafetería adoptando un ambiente más relajado y menos oprimente. Mucha gente había salido de allí ya y a los que aun estábamos esperando nos había venido bien porque al menos nos había dejado el suficiente espacio para respirar tranquilos. Mi impaciencia aumentaba poco a poco y eso hacía que no estuviese muy parlanchina, pero su comentario sobre el tiempo hizo que lo mirase y sonriese mientras asentía con la cabeza. En ese momento, Frank se me antojó un verdadero inglés de estos que cuando no saben de hablar recurren al clima para distanciarse. Era fascinante para mi el comportamiento de la gente. Aun así, el tema no daba para mucho más por lo que fue sustituido por otra típica pregunta- La verdad es que están yendo muy bien. No he ido a ningún sitio, pero mis padres planean hacer un pequeño viaje a Estados Unidos a ver a mi abuelos antes de que empiece el curso. Las tuyas como van? -pregunté con una sonrisa. No estaba muy segura de que Frank supiese lo bastante de mi como para saber que tenía familia en USA, pero si no lo sabía al menos de ahí podíamos sacar otro tema del que hablar.

Al fin habíamos llegado a la caja mientras hablábamos, así que en cuanto llegó mi ocasión pedí lo que llevaba tanto tiempo deseando- Un chocolate con leche- pedí con una sonrisa depositando el importe exacto sobre la barra. Cuando ya tuvimos nuestras humeantes bebidas, salimos de la cola para dejar sitio y tuvimos la suerte de poder ocupar la última mesa libre que quedaba en el café. Me senté en frente de Frank y nada más hacerlo me pregunto por el casco, momento que aproveché para dejarlo sobre la mesa en un lugar que no nos molestase. Por suerte, ya no chorreaba.- He venido en moto. Una mala elección de transporte para hoy, sin duda- dije con cierta resignación pero sin perder la sonrisa- Te gustan las motos? Te diría que si quieres te doy una vuelta, pero seguramente siga empapada cuando salga de aquí. Me ha caído una buena cuando venía hacia aquí- dije dándome cuenta en ese momento de que, con la mojadura que llevaba encima seguramente el pelo habría estado chorreando todo el local sin que yo hiciese nada por evitarlo. Eché la cabeza hacia un lado, cogí mi melena rubia entre las dos manos y la escurrí para no empaparme durante más rato. Esperaba que nadie se resbalara.- Que te trae por Londres?- pregunté mientras seguía intentando escurrír mi pelo.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 7
PB : Imogen Poots
Edad del pj : 16
Ocupación : Empleada del cine
Pureza de sangre : Hija de muggles
Galeones : 8.310
Lealtad : Dumbledore
Patronus : No tiene todavia
Mensajes : 489
Puntos : 69
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t799-rhea-jackson http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/
Rhea JacksonInactivo

Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.