Situación Actual
15º-23º // 28 de junio -> luna llena
Entrevista
Administración
Últimos Mensajes
Awards
Andreas W.Mejor PJ ♂
JazmineMejor PJ ♀
Dante F.Mejor User
Stella T.Mejor roler
Laith & RyanMejor dúo
Samantha L.ESPECIAL I
Evans M.ESPECIAL II
Beatrice B.Premio Admin
Redes Sociales
2añosonline

Magic touch. [Apolo Masbecth]

Matt Forman el Mar Feb 07, 2017 11:49 pm

Nunca es buen momento por unas cosas u otras en la vida, simplemente si quieres volver a ver a alguien tienes que lanzarte y pedírselo como yo hice con Apolo. Hubiese podido ser él el que me lo pidiese, pero lo cierto es que yo tenía un interés mayor. No nos hemos vuelto a ver desde nuestra escapada a la playa, y eso que esa cena en su casa terminó muy bien, pero ahora necesito su ayuda. Aunque no quiero pedirle nada directamente, no quiero parecer un inútil. Apolo es muy resuelto, y debe estar feliz con este cambio de rumbo. Al fin y al cabo él si que pertenece a los mortífagos de forma activa. Tengo algunas dudas respecto a este nuevo gobierno y quizás él me ayude a resolverlas. También es verdad que no es solo por eso. Me apetece saber si todo está bien con su hijo, si ha cambiado en algo su trabajo, y si se acuerda de que se nos da muy bien estar juntos.

Para ello le invité a cenar a la mansión. Nada extraordinario, pero se lo debía después de lo que preparó aquella vez en su casa. Quería de paso enseñarle mi nueva ubicación, por si quiere buscarme otro día. Mi madre tenía una profunda depresión y no salía de su cuarto. La elfa le servía día y noche, pues empezaba a tener descuidos y pérdidas de memoria. Yo estaba con ella todo el tiempo que podía, cosa que ella agradece. A estas horas está ya dormida. En cambio yo estaba muy lejos de estar dormido. Tenía unos pinchos de merluza en el horno, unos aperitivos fríos ya preparados, y la nevera repleta de bebidas. Sin descuidar un par de botellas de vino tinto, a temperatura ambiente. Solo espero que Apolo no se moleste por esto, siempre me ha gustado cocinar y él es uno de los pocos que sabe mi secreto. También él lo hace, o lo hacía. Realmente ha pasado demasiado tiempo. Deberíamos contactar más a menudo pero ambos somos descuidados.

Mi vestimenta era sencilla, nada formal, pero estaba muy lejos de ser un chándal. Y eso que Apolo admitió que le gustaba verme con ropa más informal. Pero es superior a mí, me gusta estar bien vestido hasta en mi propia casa. Es algo que no puedo evitar. A menos que mi acompañante prefiera verme desnudo, tampoco tengo ningún problema con la desnudez. La mesa no estaba desnuda en absoluto, había preparado una tabla variada de quesos y algunos frutos secos. Algo que suele gustar aunque yo no pueda comerlo. Estaba todo listo así que abrí la puerta y esperé viendo como el viento mecía algunos árboles y la noche iba ganando la partida al día.
avatar
Imagen Personalizada : Todo se reduce al placer.
RP : 10
PB : Matt Bomer
Edad del pj : 35
Ocupación : Inefable
Pureza de sangre : Sangre limpia
Galeones : 15.100
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Ninguno
Mensajes : 614
Puntos : 208
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t271-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t297p30-relaciones-de-matt http://www.expectopatronum-rpg.com/t861-cronologia-de-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t384-lechucheria-de-matt-forman
Matt FormanMinisterio

Apolo Masbecth el Miér Feb 08, 2017 4:31 am

Con todo lo que ha estado pasando en la actualidad no es difícil imaginar que uno no disponga de tanto tiempo para socializar pues las cosas han cambiado y ahora es un hombre más ocupado de lo normal, por eso mismo sabe que ha descuidado sus amistades y el recibir aquella carta le ha recordado justo eso, la falta de presencia. Aquel trozo de papel le ha hecho la tarde, una sonrisa dibuja su rostro y responde con tinta azul una respuesta positiva, aceptando así el encuentro con un viejo amigo, tal vez siendo justo lo que necesita en esos momentos en los que la presión puede sacar lo peor del rubio pues su humor había estado un tanto irritable pues la incompetencia es algo que no se toma a bien y no es tolerante al respecto.


Dejando de lado el trabajo se prepara para ir a la dirección escrita en la carta. Un lugar nuevo para él, al parecer una zona residencial diferente a donde sabe que vive, por su cabeza pasa la idea que quizá se ha mudado, teniendo así muchas cosas de que hablar para ponerse al día. Se coloca unos pantalones vaqueros, una camiseta negra y un jersey así como unos zapatos casuales de cuero. Se peina frente al espejo y se pone un poco de su loción predilecta. Tras la sonrisa aprobatoria de su hijo quien le mira sentado sobre la cama sabe que está listo. Se despide de él prometiendo que tendrán la siguiente noche para ellos dos y que será divertido el niño queda satisfecho con la propuesta y sale de la habitación para ir a la suya.


El mago adulto lee una vez más la dirección y se aparece justo en la entrada de aquel vecindario, camina bajo la luz de las farolas que iluminan las calles. Las casas iluminadas dejan entrever las siluetas de sus propietarios teniendo una cena frente a la mesa de cada una de ellas. Se acerca hasta el número correcto y llama a la puerta. Es un lugar bastante grande, una mansión a decir verdad lo que le pareció extraño. ¿Estaría en la mansión de los Forman? ¿O sería su propia casa? Como sea, esperó paciente a que abrieran del otro lado.

Se aclaró la garganta mientras se acercaba y se sorprendió al ver que la puerta se encontraba abierta y el mismo Matt esperaba del otro lado del umbral. - Matt Forman, tan galán como te recuerdo - le sonríe acercándose y dándole un fuerte abrazo en señal de saludo pues tenía tiempo sin verlo y demostrando así su afecto.- Me encanta que hayas organizado esto, ya hacía falta ¿no lo crees? Con todo lo que ha sucedido, encontrar tiempo es difícil pero para ti siempre puedo hacer algo - le dice apretando la mano de Matt con fuerza al terminar el abrazo.  - Bueno heme aquí, en tu carta decía que querías hablar conmigo y ya lo creo,  quiero saber que ha sido de ti - saber que ha sido de Apolo es algo que está en boca de todos pues el asalto al ministerio y la nueva toma de poder ha estado en los diarios de todo el mundo mágico pero la vida de Matt siempre era un misterio.

Atuendo
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Garrett Hedlund.
Edad del pj : 28
Ocupación : Dragonolista
Pureza de sangre : Limpia.
Galeones : 16.650
Lealtad : Lord Voldemort.
Patronus : ...
Mensajes : 540
Puntos : 164
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t1212-apolo-masbecth http://... http://... http://...

Matt Forman el Miér Feb 15, 2017 10:56 pm

No tuve que esperar demasiado para verle venir. Le conocí por su manera de caminar, aunque no le había visto caminar mucho. Solíamos estar sentados o tumbados. Reconocí su pelo, y vi como se formaba más nítidamente su cara conforme se iba a cercando a mí. Le sonreí instantáneamente. Apolo, un dios en la tierra. Le abracé del mismo modo que él a mí. Al fin le tenía delante y notaba que había muchas novedades que contarnos el uno al otro. Por eso me atreví a pedirle que nos viésemos y me alegré al saber que él no tenía ningún inconveniente en venir. Estaba tan guapo como siempre, o quizás más. El nuevo gobierno le estaba sentando bien, y además su mujer es la nueva Ministra. Tiene que estar pletórico. Le invité a pasar y le guié hasta el salón.

- Antes de nada déjame decirte que te veo más guapo. Quizás se deba al tiempo que llevamos sin vernos, pero te sienta genial esa ropa. Toma asiento si quieres.

Me apresuré a traer unas bebidas y las dejé en las dejé en la mesita donde estaban los aperitivos fríos. No me apetece cenar todavía, quiero saber cosas. Quiero contarle cosas. Pero sobre todo, necesito de sus consejos sobre lo que está ocurriendo. Es todo muy nuevo para mí, como un sueño idílico que se cumple y de repente ya no es tan bonito como lo había imaginado. Y si no es tan bonito es porque me he dado cuenta de algo. Hay personas que no son de sangre pura a las que quiero. Y no quiero que sufran, no lo veo justo.

Esperé a que Apolo tomase asiento para sentarme cerca de él, pero lo suficientemente lejos como para poder hablar cómodamente. Seguramente se estaba preguntando donde estamos, pues nunca habíamos quedado en la Mansión Forman. Mi madre pondría el grito en el cielo si supiese que un chico tan abiertamente gay como Apolo está en nuestra casa. Al menos le hubiera sentado mal hace poco, ahora está demasiado afectada por su enfermedad como para darse cuenta de esas cosas. Y desde que vuelvo a vivir aquí y me desvivo por el cuidado de mi madre la elfa me respeta, y sobre todo respeta mi intimidad.

- Es un placer recibirte en la mansión Forman. Ahora vivo aquí, con mi madre. He dejado a Lluna en el pequeño apartamento. Supongo que ya es mayor... - confesé con cierto deje de tristeza en mi voz. - Mi pobre madre se encuentra delicada de salud, y desde aquí la atiendo mejor.

Tomé una copa de vino y le di un largo trago. Las cosas habían cambiado en el mundo mágico, pero también en mi vida. Con la entrada de Lluna en la universidad, la enfermedad de mi madre y el cambio de gobierno, me encontraba bastante desubicado. No ayudaban mi encuentro desafortunado con Luke durante la batalla ni mi triste conversación con Sam tras saber que es una sangre sucia y que debe vivir escondida para que no la maten.

- Supongo que tu estas genial. Con el nuevo cambio... y tu bella mujer que ahora es la Ministra. Es mi jefa. - reí pícaro. - ¿Continuáis casados?

No quería hablar solamente sobre mí. Me interesaba saber como estaba viviendo Apolo el reciente cambio de mando. No solo por que su mujer fuese ahora la Ministra, si no por el hecho de que todo por lo que había luchado se había vuelto una realidad. Los mortífagos ganaron la batalla, y ahora todo les pertenecía. Incluso la dirección del colegio Hogwarts. Y por ello gran multitud de magos y brujas con dudosa sangre mágica habían tenido que huir a otros países, o esconderse en el nuestro como si fuesen apestados.
avatar
Imagen Personalizada : Todo se reduce al placer.
RP : 10
PB : Matt Bomer
Edad del pj : 35
Ocupación : Inefable
Pureza de sangre : Sangre limpia
Galeones : 15.100
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Ninguno
Mensajes : 614
Puntos : 208
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t271-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t297p30-relaciones-de-matt http://www.expectopatronum-rpg.com/t861-cronologia-de-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t384-lechucheria-de-matt-forman
Matt FormanMinisterio

Apolo Masbecth el Sáb Abr 01, 2017 4:06 am

- Siempre tan adulador, gracias - le responde con un pequeño asentimiento de cabeza y entonces se sumerge dentro de aquel imponente sitio, las primeras impresiones siempre dejan mucho que desear pero ese no era el caso. El lugar bien podría ser un palacio, sabía que los Forman tienen dinero pero no es un sitio discreto. Sonríe levemente al escuchar aquello, se ha mudado y por razones importantes, así que no piensa recriminarle. - Lamento lo de tu madre, ojalá se mejore pronto - dice colocando una mano sobre el hombro izquierdo de este pero la retira casi de inmediato, sabiendo de antemano que la mujer es ultra conservadora y es su casa después de todo, no le faltaría el respeto y menos sabiendo lo conocido que es Apolo por sus desviaciones como le llaman algunos magos más retrogradas.

En otras noticias más ligeras, le agradó escuchar que su sobrina ya estaba en la universidad - crecen rápido, ¿no? Yo temo el día en que Ícaro comience la adolescencia y no quiera pasar tiempo con su padre, que ya está a la vuelta de la esquina, tiene doce años y solo le llevo conociendo por poco más del año - dice lamentándose, pero tampoco iba a ser pesimista, no había ido a eso. - Le has dado su espacio a la mujercita entonces, eso es bueno, muestra confianza. ¿Cómo le va con lo otro por cierto? Lo de unirse a los mortífagos, ¿lo hizo al final? - le preguntó de forma directa, ya no había caso alguno para que hablaran de esos temas a escondidas, no cuando el régimen es otro. Los “malos” habían ganado la batalla y Apolo no tenía que esconder más sus ideales.

Imitó a su amigo, tomando una copa de vino, olfateando su interior para después dar un sorbo, exquisito, tenía buen gusto en sus licores. - Seguimos casados, supongo que eso me hace ser... ¿la primera dama? - dice bromeando, lo que si es, ser esposo de la primera ministra, aunque no se vean apenas. - Las cosas no pueden ir mejor, me siento liberado, un gran peso se ha caído de mis hombros, ya no tengo que esconder mis ideales, puedo salir a la calle sin temor a terminar preso en Azkaban, ahora he sido yo quien ha refundido en ese lugar al menos media docena de aurores - confirma de forma orgullosa levantando incluso un poco el pecho, sus padres están aún más orgullosos de él.

- He tenido que participar en algunas misiones para terminar con la peste, pero de ahí en fuera me dedico a mi trabajo con los dragones, lo único que ha cambiado mayormente en mi rutina es que ahora ya no me escondo al ser mortífago y todos me respetan ya sea por miedo o porque simpatizan con la causa - admite sonriendo mientras da otro sorbo a su copa de vino.


- Sigo viajando, el otro día estuve en China, había contrabandistas que vendían órganos de dragón en el mercado negro y fuimos a hacernos cargo de eso, aunque no es algo común que hacemos, no me quedó de brazos cruzados cuando dañan a esas criaturas - dice asegurando al mismo tiempo que se acomoda en el respaldo del sillón para ponerse más cómodo.

- ¿Y qué hay contigo? Seguro tienes cosas nuevas que contarme, ¿como va tu vida personal? ¿estás en un lugar feliz, te sientes contento de donde estás actualmente? - le pregunta de forma seria, pues con este nuevo cambio, el señor tenebroso apoderado de toda Inglaterra, muchos funcionarios del ministerio no estaban cien por ciento cómodos con el nuevo régimen aún siendo simpatizantes a la causa, por eso quería saber la opinión de su amigo.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Garrett Hedlund.
Edad del pj : 28
Ocupación : Dragonolista
Pureza de sangre : Limpia.
Galeones : 16.650
Lealtad : Lord Voldemort.
Patronus : ...
Mensajes : 540
Puntos : 164
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t1212-apolo-masbecth http://... http://... http://...

Matt Forman el Miér Abr 05, 2017 11:10 pm

Solamente me venían palabras amables para Apolo, y agradecí su ánimo con lo de mi madre. No le di muchas más explicaciones, pues mi madre siempre ha sido muy recelosa de su intimidad y dudo que a Apolo le importen mucho los pesares de mi pobre madre. Simplemente dejé caer que está delicada, por eso mi amigo deseaba una mejora en su salud. Se lo agradecí con una sonrisa. Nos pusimos al día con cortos resúmenes sobre nuestra vida. Lluna en al universidad, mi nueva residencia, … Por supuesto, me entendía al hablar de lo rápido que había crecido mi sobrina pues pronto el pequeño Ícaro dejaría de ser un niño y a él le preocupase que dejase de querer pasar tiempo con él. Se vuelven complicados en la adolescencia, pero si de verdad hay una relación sana y fuerte, más tarde vuelven.

- Siempre será tu hijo, y estoy seguro que te ve como una persona en al que puede confiar. No te ofusques si se aleja. Cuando se les pasa la edad del pavo vuelven a ser personas normales.

Mi confianza en Lluna es del cien por cien, casi lo mismo me ocurre con Apolo. Por eso él estaba al tanto del deseo que tenía mi sobrina de ser parte de los mortífagos. Se lo confesé con miedo, y luego supe que él era un mortífago muy entregado a la causa. Quería saber si Lluna lo había conseguido. Ese tema resultaba delicado para mí, pues tenía miedo de perderla. Sé que es mayor, es fuerte y no es idiota. Pero los que están en el otro bando tampoco lo son. Y están disuestos a matar al igual que pueda estarlo ella.

- No tiene la marca, le he preguntado. Compatibiliza la universidad y el Quidditch profesional con sus prácticas como mortífago. - dije no muy contento. - Y sigo sin saber quien es su mentor... No me lo quiere decir. Lo cual lo reduce a un pequeño círculo de gente. O bien alguien de su total confianza, como pueda ser un profesor o un...novio, o bien es alguien de mi total confianza. Pero ahora lo llevo mejor. Entiendo la causa, lo que no quiero es que muera por ella. Supongo que como padre me entenderás. Aunque tampoco me gustaría que te pasase nada a ti.

Le pregunté también por su mujer, que ahora era nuestra Ministra. La mujer más importante del mundo. Seguían casados, y él decía ser la primera dama. Me hizo reír con aquello. El cambio de gobierno lo llevaba muy bien. Por su parte, ya no tenía que esconder sus ideales ni su marca. Eso le daba alivio y cierta libertad. En eso tenía razón, también yo lo había notado. Antes eran todo cuchicheos, y mucha gente pensaba que yo tenía la marca. Incluso la anterior Ministra me hizo revisar, según ella no podía ser el Jefe de nada si tenía tatuajes impuros en mi cuerpo. ¡La madre que la parió! Creo que fue una excusa para verme desnudo.

Me alegraba saber que Apolo había encarcelado a algunos Aurores. Se sentía orgulloso. Pero continuaba trabajando con los dragones, su gran pasión. Realizaba misiones como mortífago y como dragonolista. Por eso era un hombre muy ocupado. Me alegraba que al menos hubiese sacado tiempo para vernos. Él estaba muy contento con el nuevo gobierno, y quiso saber si yo estaba bien. Era una pregunta un poco trampa, pero al fin y al cabo me ayudaba para contarle lo que necesitaba decirle.

- Por mi parte... más o menos bien. El trabajo mejor, por supuesto. En cuando la otra Ministra desapareció del mapa volvieron a ascenderme a Jefe del Departamento de Misterios. Me lo he ganado a pulso durante toda mi vida. Pasé tres meses trabajando otra vez como Inefable raso, y sigo en forma. Mucho más que los que entran nuevos. Pero prefiero mi puesto de ahora. En ese y muchos aspectos bien. Aunque hay algo... Hay gente a la que he tenido que renunciar. Gente que se ha ido del país, que se ha tenido que esconder... ¿Crees que se están haciendo las cosas bien? Porque yo he empezado a dudar...

Lo solté sin más preámbulos. Apolo podía entenderme o despreciarme, pero lo que de verdad esperaba de su parte era una explicación razonable. Él ha estado por ahí fuera haciendo tareas para terminar con la peste. Para mí esa peste son los muggles y su estúpida manera de controlar el mundo entero. Para ellos, muchas veces, esa peste son personas como Sam o como Luke, que son magos y brujas pero les desprecian por no tener la sangre completamente pura. Siendo realistas, muy pocos deben conservar esa sangre pura. ¿Quién puede asegurar que su abuela no era un poco suelta, o que su abuelo era un repartidor de semen en el mundo?
avatar
Imagen Personalizada : Todo se reduce al placer.
RP : 10
PB : Matt Bomer
Edad del pj : 35
Ocupación : Inefable
Pureza de sangre : Sangre limpia
Galeones : 15.100
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Ninguno
Mensajes : 614
Puntos : 208
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t271-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t297p30-relaciones-de-matt http://www.expectopatronum-rpg.com/t861-cronologia-de-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t384-lechucheria-de-matt-forman
Matt FormanMinisterio

Apolo Masbecth el Jue Abr 06, 2017 12:08 am

Si una cosa le gustaba de encontrarse con su amigo, es que podían hablar de cualquier cosa, su relación evolucionó hasta llegar al punto de convertirse en su paño de lágrimas, su confidente y eso había requerido tiempo pues Apolo no se abre con las personas de manera fácil, al principio admite que no le tenía confianza, lo veía como un pedazo de carne, alguien a quien no podía contarle quien era en realidad pero eso cambió, así que no se ocultaba más. Se notaba un tanto madura su relación, además que siempre es un buen pretexto para verse y ponerse al corriente siendo este uno de tales momentos aunque fuera en casa de su mamá homofóbica en donde quizá de enterarse lo habría echado de la casa, o tal vez no, con esa gente nunca se sabe.

- Tienes toda la razón, me pasó a mi, a mis hermanos, pero regresó al pasado y me da miedo, saber que mi hijo se va a comportar exactamente como yo lo hacía con mis padres, es un dolor de cabeza que siento y aún no tiene esa etapa - dice sonriendo, pues si que lo ha imaginado y le ha brotado la inquietud.- En cuanto a lo de tu sobrina, ¿que te puedo decir? Es una chica inteligente, sabrá cuidarse y si no, alguien más cubrirá sus espaldas, no creo que ande sola por ahí, así no es como trabajamos - asegura, aunque eso no sea del todo exacto pues a Apolo muy poco le ha gustado tener acompañamiento en sus misiones, aunque al principio si que lo hacía, mortifagos mayores, con años de experiencia que le enseñaron mucho y se empapaba de sus conocimientos, ahora es un tanto diferente, si sale con otros pero cuando puede lo hace solo, aunque no creía que una principiante pudiera estar capacitado para andar por su cuenta.

- Si aún no la tiene entonces no se la ha ganado, debe tener que completar ciertas tareas y demostrar su lealtad, puede resultar nada bueno, en todos varía - dice recordando a compañeros y colegas que incluso tuvieron que matar a sus familiares cercanos con tal de formar parte de las filas del señor tenebroso, aunque eso no se lo iba a contar para no preocuparlo. - Estoy seguro que hará un buen trabajo. Y lo entiendo, en cierta forma es como tu hija, no quieres verla sufrir. Lamentablemente ese es nuestro punto más débil, Matt. Y uno que puede ser usado en nuestra contra. El amor es la debilidad más grande que puede existir y terminará siendo nuestra perdición, eso lo tengo al menos claro para mi. Y se lo digo a todo aquel que le tengo confianza, Abi lo sabe. - dice abriéndose al respecto en un tema vulnerable para él.

- Lo que me diferencia de otros mortifagos es eso, el ser padre te cambia la vida, no quieres que le suceda nada, pero eso no quiere decir que debas vivir con miedo. La vida es efímera, debes disfrutarla, amar, matar - dice esa última palabra con una sonrisa acompañada de una pequeña risa. - A lo que quiero llegar es que te entiendo. Nunca dejaremos de preocuparnos, pero debes sobrellevar la situación y disfrutar mientras se pueda. Yo elegí esta vida y se que es muy difícil que vaya a vivir por mucho tiempo, se arriesga la vida a diario, pero son mis ideales, mis creencias y puedo morir por ellas - dice mirando a los ojos de Matt aunque en el fondo no está cien por ciento seguro de ello.

Se estaban poniendo con los temas serios a pocos minutos de haberse reencontrado, eso estaba bien, demostraba su nivel de amistad. - Me alegra muchísimo que vuelvas con el puesto que te mereces, te aseguro que no he tenido nada que ver al respecto, no soy de las personas que muevan influencias, creo en que cada persona debe rascarse con sus propias uñas y alcanzar su potencial y tu lo tienes y por supuesto que lo ven. - asegura sonriente. La verdad es que le gustaría haber visto a otros amigos que tiene en el ministerio como Jason. ¿Donde diablos estaba Jason? Lo echaba de menos y sus aventuras descabelladas que luego solían tener. También estaban algunos conocidos, gente que tampoco conocía tanto y que luego saliera el tema de fugitivos le hizo pensar ¿que tal que parte de esos conocidos eran de la causa anti mortifagos que huyeron? Era una posibilidad.

- Matt… - tomó su mano y la apretó para verlo a los ojos. - Es normal que te preocupes, eres humano. Pero solo tu decides que hacer al respecto. Yo estoy seguro de lo que creo, lo que representa mi causa y si tengo que olvidarme de gente que alguna vez formó parte de mi vida lo hago. Más por salud mental que por otra cosa. La gente es indispensable nos guste o no, debes verlo así. Habrá un momento en que te ayudaron para completar una parte de tu ciclo, pero esos ciclos se van abriendo y cerrando de forma constante. - Asegura soltando la mano ajena para luego beber más de aquel vino. - Es mejor que les olvides y te enfoques en esta nueva etapa, te traerá problema si no lo haces. Y creo que lo sabes. -
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Garrett Hedlund.
Edad del pj : 28
Ocupación : Dragonolista
Pureza de sangre : Limpia.
Galeones : 16.650
Lealtad : Lord Voldemort.
Patronus : ...
Mensajes : 540
Puntos : 164
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t1212-apolo-masbecth http://... http://... http://...

Matt Forman el Miér Abr 12, 2017 3:52 pm

El hijo de Apolo estaba a punto de entrar en una etapa complicada y eso le daba miedo. Los padres siempre temen la llegada de la adolescencia. En el caso de mi amigo era más notorio pues solo hacía un año o poco más que conocía a su propio hijo. Justo empezaban a conocerse y no quería que llegase esa época de rechazo hacía los padres. Tal como hablaba él, sus padres también sufrieron esa separación cuando Apolo era un adolescente. Con Lluna yo no había sufrido nada de eso. Tuvo unos años extraños en Hogwarts mientras se adaptaba. No le era fácil mandar lechuzas por su problema con todo ser alado, pero finalmente supo como solucionar ese problema. Hasta ahora, que yo mismo le he dado espacio, nunca se ha separado de mí. Siempre me cuenta todo. O me lo contaba. Dudo que me hable jamás de sus quehaceres como aspirante a mortífago.

- Mira, yo dudo que Ícaro se separe de ti cuando le llegue la adolescencia. Ha crecido sin un padre, ahora tu eres lo más importante para él y lo seguirás siendo. Estoy seguro de que sabes ofrecerle la confianza que necesita para hablar contigo de lo que sea, y eso el chico lo agradecerá. ¿Estás preparado para hablar con él de chicas, de pelos, de erecciones?

Con Lluna había tenido que hablar de todo eso, y más. La abuela, con su pensamiento un tanto retrógrado, jamás hablaba de relaciones o de asuntos relacionados con la feminidad. Hablar con ellas de sexo o menstruación fue tan divertido como vergonzoso. Pero me siento orgulloso, creo que he educado a una señorita prudente e informada. Una señorita que quiere ir por ahí matando muggles. He realizado un trabajo estupendo, supongo. Pero eso último me da miedo. No por lo que pueda llegar a hacer, estoy seguro de que ya se ha cargado a alguien. Es de las primeras cosas que te piden para ser un aspirante. Incluso yo llegué a ese proceso. Lo que me da miedo es que puedan hacerle daño. Eso no lo soportaría. Se lo comenté a Apolo, mi gran miedo. Y también le conté que seguía sin saber quien era su mentor. Lo miré con cierta incredulidad cuando dijo que el amor es la debilidad más grande, y que esa será nuestra perdición.

- No digas eso. - dije poniendo mi mano sobre la suya. - También el amor nos hace fuertes. Mírame a mi, llevaba años sin pelear. El día de la batalla, cuando supe lo que ocurría, salí a defender mis ideales y los de mi sobrina. Estaba dispuesto a matar, y a morir también. Sobre todo a morir por ella.

Ni siquiera sabía si Apolo conocía ese dato ahora sin importancia. Pero yo salí a pelear, quise que las cosas fueran mejores de lo que eran antes. Y sobre todo, luché por ella en su mismo bando. Aunque al final no me fue del todo bien... Él como padre me entendía, pero a su vez estaba dispuesto a morir por la causa. Como muchos otros antes que él. Sus palabras sonaban justo como las de mi padre. Hay que disfrutar de la vida, eso es lo que intentamos hacer cada día. ¿Cierto? Agarré de nuevo mi copa y la vacié. No tenía sed, solamente tensión acumulada.

Lo que debía ser una velada divertida se había convertido en una noche de confesiones y sentimientos. Entre nosotros siempre hubo una tensión sexual inmensa, y resuelta. Pero Apolo era algo más que un amigo o un tío bueno. A pesar de ser menos que yo le veo como alguien con las ideas muy claras, y me dispuse a que fuera mi confidente. Le hablé de mis dudas sobre el nuevo gobierno. Algunas personas importantes para mí habían tenido que esconderse para no ser asesinadas, aún siendo magos. Ese asunto me tenía el alma en vilo. Para él era muy fácil, ciclos que se acaban, personas que salen de tu vida sin más. La gente es indispensable, o debería serlo. Tenía razón en que debía olvidarlo o me traería problemas. Me pasé las manos por la cara y el pelo con desesperación. Saber que Sam estaba sola, lejos o quizás muerta me causaba dolor. Casi tanto como saber que Neil o mi padre estaban muertos.

- Lo sé, me puede traer problemas. Pero es que... Se trata de magos. Gente que si sabe hacer magia. No son simples muggles. Y son perseguidos como si lo fueran. Peor que si fuesen muggles. No es tan fácil olvidarse de alguien que fue tu amigo. - con mi vista clavada en la suya con cierto rencor le lancé una pregunta envenenada. - ¿No te importaría si de la noche a la mañana te dijese que no puedes verme más porque han decretado que los que no llevan la marca no son magos de verdad? ¿Simplemente me olvidarías? ¿Soy indispensable para ti?

Quizás la comparación no era realista, pero la marcha de Sam me molestaba. Ella no había elegido ser parte de aquello. Era una buena bruja, yo la había visto en acción. Daba miedo su poder de Legeremancia. Pero sus padres eran muggles. Así que ella no tenía derecho a usar la magia. Ni siquiera le preguntaron, quizás quería formar parte del grupo. Podía ser de ayuda para atrapar a otros muggles. Nunca le dieron la opción. Igual me había pasado un poco apretando de ese modo a Apolo, pero quería hacerle comprender mi dolor.
avatar
Imagen Personalizada : Todo se reduce al placer.
RP : 10
PB : Matt Bomer
Edad del pj : 35
Ocupación : Inefable
Pureza de sangre : Sangre limpia
Galeones : 15.100
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Ninguno
Mensajes : 614
Puntos : 208
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t271-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t297p30-relaciones-de-matt http://www.expectopatronum-rpg.com/t861-cronologia-de-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t384-lechucheria-de-matt-forman
Matt FormanMinisterio

Apolo Masbecth el Miér Abr 12, 2017 10:01 pm

Resultaba muy divertido el imaginarse la situación en donde su amigo estaría teniendo la “plática” con su sobrina sobre los temas relacionados a la pubertad y derivados. Sin duda alguna eso le hizo pensar un poco en cómo le tocaría a él también copn su propio hijo  y su acompañante confirmaba lo anterior con una pregunta. - Por supuesto que lo haré, afortunadamente no heredé lo mustio que pueden llegar a ser mis padres, ellos nunca me hablaron de sexo ni cambios que sufriría, fue todo aprendido en calle, con amigos, experimentando - le guiña un ojo de forma cómplice, pues esos mismos experimentos le llevaron a embarazar una chica entre otras cosas, como acostarse con medio Hogwarts, heteros incluidos.

- Creo que es un tema importante y cuando llegue la hora me sentaré a conversar y resolver todas sus dudas, no me importa si es heterosexual, homosexual, tortillasexual o que, le querré de igual forma - habla con sinceridad y cierto orgullo en su voz, pues es justo lo que habría querido que sus padres hicieran con él de adolescente pero nunca sucedió. - Supongo que en respuesta a tu pregunta si, le hablaré de chicas, erecciones y pelos - se ríe con esa última palabra porque se le hace muy gracioso.

Lo que si le intriga es lo siguiente, ¿en verdad peleó para la causa? Eso no lo sabía, sin duda toda una sorpresa positiva. Su rostro esbozó una sonrisa de satisfacción. - Curioso, no creí que lo habrías hecho y aquí vienes a callarme la boca. ¿En donde estuviste? Yo ayude a derrocar al ministerio - comenta aunque ya era bien sabido pues la noticia se la sabía hasta el que vive debajo de una piedra, saliendo en todos los titulares de medios de comunicación mágicos. Lo que le interesaba saber es en qué parte había luchado Matt, por decir que lo hizo junto a su sobrina supuso que en Hogwarts, pero no estaba seguro y por eso preguntó.

- A mi me habría gustado estar en Hogwarts para proteger a mi hijo, bueno, le avise que se mantuviera en su habitación, seguro y además mi hermana estaba ahí asi que eso me reconfortó. Se me pidió ayudar en el ministerio y eso fue lo que hice, todo salió de maravilla, llevamos una docena de magos a Azkaban, aurores incluidos, los demás los aniquilamos si representaban una amenaza fuerte - recuerda a la anterior ministra y como Abi la había matado, qué tiempos tan divertidos.

La conversación se volvió un tanto profunda, más oscura que tuvo que prepararse para ello. - Claro que me dolería, eres un gran amigo. Para unos es más fácil desprenderse de la gente que otros, no es personal. Es la forma de ser de algunas personas - entre ellas Apolo, de no ser así estaría lamentándose cada muerte, desmembramiento y ex novios que ha tenido y no saldría de la casa nunca. Lo dificil era no herir sus sentimientos al decírselo, pero tampoco quería tratarlo como alguien delicado y por supuesto ser sincero.

- Si eso llegase a pasar sería muy difícil olvidarme de ti, no te llamaría dispensable, pero tampoco nadie es indispensable en esta vida. Me pesaría mucho sin duda, no lo niego - sonríe, sabe que esa respuesta no ha sido la mejor pero si sincera, cualquier otra cosa que le agregue podría sonar falsa. - ¿Alguna otra cosa que me quieras contar? Ahora es cuando, porque a nuestro ritmo fijo nos veremos dentro del próximo año - dice riendo porque es verdad.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Garrett Hedlund.
Edad del pj : 28
Ocupación : Dragonolista
Pureza de sangre : Limpia.
Galeones : 16.650
Lealtad : Lord Voldemort.
Patronus : ...
Mensajes : 540
Puntos : 164
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t1212-apolo-masbecth http://... http://... http://...

Matt Forman el Lun Abr 17, 2017 11:47 pm

El momento más difícil de criar a Lluna fue cuando empezó a crecer. A eso de los diez o doce años le empezaron a crecer los pechos, era más mujer. A un tío le partí la nariz por mirarla en la calle. Hasta entonces yo había sido un mujeriego, tratando a todas las mujeres como meros objetos, siendo un rompe-corazones. Aquel día me di cuenta de dos cosas. La primera, lo capullo que había llegado a ser. Que lo sigo siendo, pero con más moderación. Lo segundo, Lluna empezaba a necesitar la charla. Saber que pasa por las mentes de los hombres una vez ellas empiezan a desarrollarse. Por supuesto mi madre estaba en contra de todas aquellas explicaciones. A ella nadie le había dicho nada y había tenido una vida plena. No quise discutir, pero igual la pobre ni sabía lo que era un orgasmo femenino. De modo que a Lluna le expliqué todo, a mi manera pero intentando ser cortés. Tuve suerte con ella. Apolo sabía que también llegaría su momento de tener que hablar de sexo con el pequeño Ícaro, y estaba preparado.

- Debe ser una de las pocas cosas en las que te puedo aconsejar. Aunque puede ser diferente en un chico o una chica. Supe que tenía que hablar con Lluna cuando le partí la nariz a un hombre por mirar a mi sobrina de forma poco decente. Ella solo tenía once o doce años. No se como no le maté. Ese día empecé a comportarme mejor con las mujeres. Supongo que con Ícaro será diferente. No tiene tetas.

Aquella historia podía estar de más pero la confianza con Apolo es total y ahora que han pasado los años aquel suceso puede resultar incluso gracioso. Le di un puñetazo tan fuerte a aquel hombre que tuvieron que llamar a una ambulancia. No me esperé, cogí a Lluna de la mano y salimos de allí todo lo rápido que pudimos. Sigue sin parecerme bien que alguien la mire como aquel asqueroso tipo la miró, pero ahora sé que ella puede defenderse.

Apolo, además de darle la charla sobre sexo, estaba abierto a todo. Su hijo no tenía porqué ser homosexual como él. Quizás era bisexual, o asexual. Él decía estar preparado para todo. Me alegré de saber aquello. No en todas las familias se educa a los niños de ese modo. Como me pasó a mí, que no supe que te podían gustar los hombres a pesar de ser hombre. No le deseo eso a nadie. También yo eduqué a Lluna en la diversidad. Pero solo en la sexual y la racial. Que les den a los muggles y a los católicos.

Lo siguiente que mi buen amigo no sabía es que luché el día de la batalla, y luché en el mismo bando que él. Le sorprendió, pero de un modo positivo. No esperaba que yo estuviese allí varita en mano para ayudar en lo que pudiese. Dejé claro que mi prioridad era saber si mi sobrina se encontraba bien. Y obvié el encuentro con Luke y la muerte de aquel mortífago a mis manos. El estuvo en la caída del Ministerio, salió en todas las publicaciones. Mataron a la Ministra, aquella mujer idiota lo tenía bien merecido. A su hijo le dijo que se mantuviese en la sala común sin salir.

- No podía entrar en Hogwarts así que no pude estar con Lluna, que es lo que realmente quería. Ella estaba destinada a la casa Ravenclaw, no dejando salir a nadie. Le repetí mil veces que si se topaba con tu hijo lo mantuviese a salvo. Yo estuve en el pueblo, en Hogsmeade. Había un caos... - dije sonriendo. - Lo pasé bien pero tuve algunos problemas. Quizás podrías darme clases prácticas.

Por el contexto se entendía que me refería a los duelos, pero lo dejé en el aire intentando ser un poco pícaro. Ese ambiente de risas y buena onda cambió cuando le hablé de mi preocupación. Sabía que él podía entenderme y ayudarme pero su único consejo fue que me olvidase de la gente a la que había perdido por culpa de esta guerra estúpida. No hay más que seguir adelante y olvidarse de cierta gente, aunque sean tus amigos. Sin pensarlo mucho le puse en un aprieto, preguntando si se olvidaría de mí si se diese un caso parecido. Imaginé la respuesta, y no me decepcionó. Es tan fiel a la causa que lo haría, por supuesto. Admitió, al menos, que le dolería. Puede que no tanto como a mí me dolía la pérdida de Sam, pero le dolería. Con eso me bastaba. Me dio pie a contarle más cosas, por si no nos veíamos en un año.

- Espero que no tardemos tanto en coincidir, o a la próxima ya me habrás olvidado. - dije bromeando. -Ahora mismo no se me ocurre nada más. A lo mejor tienes tu algo más que contar... O quizás prefieres ver la mansión. Podemos hacer un tour y después cenar, o cenar primero. Así nos relajamos, al menos yo lo necesito. Me estaba poniendo un poco tenso.

Me levanté del sofá  con ánimo, no quería darle más vueltas a las cosas. Tendría tiempo de hacerlo cuando Apolo se marchase. En este momento prefería disfrutar de su compañía. Primero le enseñaría esta planta, biblioteca incluida. Y por último mi habitación. Ningún hombre había estado en ella excepto Neil. Bueno, puede que Caleb también pero él no cuenta. Si de algo estoy seguro sobre él es que no le gustan los hombres. En aquella ocasión que dormimos juntos estaba preocupado porque me dolía el culo, pero más tarde recordé que me pegué tal hostia bajando la escalera que llegué abajo tirado como un trapo viejo. Juventud, divino tesoro.
avatar
Imagen Personalizada : Todo se reduce al placer.
RP : 10
PB : Matt Bomer
Edad del pj : 35
Ocupación : Inefable
Pureza de sangre : Sangre limpia
Galeones : 15.100
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Ninguno
Mensajes : 614
Puntos : 208
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t271-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t297p30-relaciones-de-matt http://www.expectopatronum-rpg.com/t861-cronologia-de-matt-forman http://www.expectopatronum-rpg.com/t384-lechucheria-de-matt-forman
Matt FormanMinisterio

Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.