Situación Actual
3º-10º
22 diciembre -> luna llena
Entrevista
Administración
Moderadores
Últimos Mensajes
Awards
ARTEMISIA pj destacado
STEFAN & POPPY DÚO DESTACADO
¿Sabías que...?
Redes Sociales
2añosonline

[Evento aniversario] Once upon a time... [Priv. Denzel Smethwyck]

Sebastian E. Winterburn el Dom Ago 20, 2017 4:19 am

Recuerdo del primer mensaje :

Su día no estaba yendo precisamente bien, y es que odiaba con todo su ser estar rodeado de personas. En las vacaciones de verano parecía que alguien alzaba una baldosa y hacía salir a todas las ratas, esos mocosos corriendo y comprando sus útiles escolares, lo hacían rabiar. Buscaba calmarse de la mejor forma que supiera, sólo entraría a la librería, tomaría un libro sobre Historia de las Runas ilustrado y volvería a casa. Había intentado con muchos tipos de libro para aprender sobre historia y seguía siendo imposible para él memorizarla, así que ese era un siguiente y desesperado intento por conseguirlo.

Se había hecho espacio entre todos los enanos hasta la zona que necesitaba, los monstruitos tocando todo y gritando, ya estaba comenzando una jaqueca que alteraba más sus nervios. Tomó el libro que estaba buscando y estaba por ir a pagarlo cuando se vio empujado a otro pasillo, ¡por poco se cae! ¡Ese imbécil se iba a enterar…! Algo, sin embargo, llamó su atención, mirando el estante al que se había sujetado. Un cartel de “No tocar” prevenía el contacto con un libro muy viejo que parecía misterioso. Con una sonrisa sarcástica y un bufido, y también un deje infantil de quien desobedece una regla, tomó el libro y lo hojeó hasta encontrarse con una imagen que parecía ser un pueblo medieval.

Basura —escupió el universitario, a punto de cerrarlo cuando… ¿qué mierda? ¡La imagen estaba ejerciendo una fuerza de atracción tal que ni siquiera Winterburn se dio cuenta de cuándo había abandonado la librería! En cambio pasó a caer, y a caer, en un prolongado grito de desesperación. Su caída fue atajada por una montaña de un pajar, hundiéndose en la misma. — ¡¿Qué carajo está pasando?! ¡Sáquenme de aquí! —alterado, el muchacho intentó pedir por ayuda al cielo en donde creyó poder ver la librería pocos segundos antes de que desapareciera por completo al chocar el libro contra el suelo y cerrarse.

En serio, ¿dónde estaba? Miró a su alrededor y se encontró con el paisaje de la fotografía, pero… lo estaba viendo todo desde dentro y no de arriba. El pueblo del dibujo estaba a algunos kilómetros de su actual posición, la cama de paja donde estaba sentado mientras se quitaba las ramas de la ropa y el cabello. La paja le daba comezón en la piel así que se levantó rápidamente, antes de que su suerte demostrase la mierda que era y se le clavase la aguja del pajar en el culo. El cielo era azul con nubes blancas, media tarde a juzgar por el sol, justo como era en el callejón Diagon antes de que se marchase de su tienda casi de forma obligada.

Joder, ¿y ahora cómo salgo de aquí? ¡Ayuda! ¡¿Alguien me escucha?! —gritaba al cielo, un granjero que estaba cerca lo miraba como si fuese un completo lunático. Para él seguramente lo era, no todos los días caía un chico del cielo y empezaba a gritar como un loco por una supuesta ayuda que no llegó nunca. Ya cansado de gritar, el universitario intentó calmarse, dando vueltas como una bestia encerrada en un pequeño espacio, ¿cómo iba a regresar? Tenía su varita con él, pero quemarlo todo intentando quemar el libro no parecía ser una opción viable, ¿y si se quedaba ahí para siempre?

Decidió entonces explorar la granja en la que había caído, a kilómetros del pueblo, buscando quizá una escotilla que dijese “Regreso al mundo real”. Aquello tenía más pinta de videojuego que de una realidad, ¿por qué el mundo mágico estaba tan lleno de desagradables sorpresas? ¿Y qué pasaba si se quedaba ahí para siempre? ¡Necesitaba salir, realmente necesitaba salir! ¡Al menos habría podido caer en su libro de historia, al menos así la podría vivir y la recordaría con más facilidad! Joder.


Última edición por Sebastian E. Winterburn el Lun Ago 21, 2017 8:32 am, editado 1 vez
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Will Tudor
Edad del pj : 19
Ocupación : Universitario (Runas)
Pureza de sangre : Mestizo.
Galeones : 000
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Incoming
RP Adicional : ---
Mensajes : 151
Puntos : 107
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4546-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4592-relaciones-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4591-cronologia-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t5053-correo-de-sebastian-e-winterburn

Denzel Smethwyck el Lun Oct 30, 2017 12:33 am

Cara de póker adoptó su semblante tras las preguntas que el rubio empezó a hacer después de haber resumido lo que había presenciado, vale que no había quedado enterado de la conversación pero... ¿Acaso ni había puesto el interés en fijarse en los individuos antes de marcharse a vete tú a saber donde? Bueno, aunque su escapada al paraíso del opio le había traído de vuelta más descentrado que antes, por lo menos se encarrilaba con rapidez comprendiendo la seriedad de la situación, o esa era la impresión que tenía —¡S-sí...! —Confirmó con voz temblorosa, aún recuperándose del susto y agitando la cabeza en un asentimiento.

Podía hacerse una idea de lo que diría a continuación, aunque ahora con una buena razón para ello. "No nos fiemos de nadie" ¿No? Ah, casi. El mayor había sido el reflejo perfecto de la desconfianza desde el primer momento, y vale que había acertado hasta entonces pero, no todos los habitantes de cuentos son malos... ¿Verdad? No generalmente al menos. Quizás debería hacer como él, al menos en ese lugar... Cierto era que si encontraban gente decente les facilitaría las cosas pero, también se cubrirían en salud si no se arriesgaban con nada.

De nuevo asintió, pero no dijo nada esta vez, aún necesitaba hacerse a la idea. Desde ese momento se entregaba fielmente a los consejos del adverso, al fin y al cabo era mayor y más le valía saber lo que se hacía. La matrioshka del anciano seguía allí cuando juraba haber visto al encapuchado llevársela. Era realmente confuso, o bien los nervios le habían jugado una mala pasada o algo sumamente extraño y peligroso estaba vinculado con ello. Por el momento no le quiso dar mas vueltas, lo importante ahora era salir de allí. Sólo lo siguió, y no mucho después se pensó si es que tenían un imán para los guardias esos pues de pronto se toparon nuevamente con otro de los escarlata.

Estamos gafados —Comentó reaccionando algo más tarde que el universitario. Corrió y corrió, siguiendo las espaldas de este otro, un giro, y otro, luego escalerillas... De una calle a otra trataban de perderlos de vista pero antes de que eso ocurriera acabaron acorralados al borde de una caída al río. Veía sus intenciones en aquella cara. La altura no era tan considerable, de lo contrario se habría negado rotundamente ¡Pero espera! Sí, le había llevado consigo tirando de él y eso le cogió por sorpresa. No le hacía asco al agua y dado que estaban acorralados no le pareció mala opción. Aún así había conseguido que se alterara nuevamente por el hecho de no haberle dejado mentalizarse

¡No me digas! —Replicó. Luego de su improperio, pareciendo que buscaba algo de entre las aguas cuestionó —¿Eh? ¿Qué ocurre? —Intentó seguirlo con la vista sobre la superficie tratando de comprender, en ese instante sintió el agarre de su pierna y no gritó porque no le dio tiempo a ello. En cuestión de segundos se vio arrastrado por una corriente bajo la superficie hasta acabar en unas... ¿Eran eso cloacas? No... El Lumos consiguió vislumbrar mejor el ambiente y resultó ser algo más similar a unas catacumbas. De todas formas el aire estaba cargado de humedad —¡Esto huele denso...! —No tardó en ofrecer su desagrado —Podías haber dejado que te llevara ti sólo —Dio un pisotón denotando su malestar, lo que se volvió eco por la galería y desencadenó que una bandada de murciélagos volaran en su dirección. Denzel exclamó del susto, cubriéndose cuando ésta les atravesó a ambos y volviendo a la sumisión tan solo le siguió el paso por el camino que fueran tomando.


Última edición por Denzel Smethwyck el Dom Nov 05, 2017 1:54 am, editado 1 vez
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Cole Sprouse
Edad del pj : 17
Ocupación : Universitario
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 15.666
Lealtad : Neutral
Patronus : ---
RP Adicional : ---
Mensajes : 438
Puntos : 203
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4453-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4456-relaciones-de-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4457-cuaderno-de-bitacora-cronologia http://www.expectopatronum-rpg.com/t4499-lechuceria-denzel-smethwyck
Denzel SmethwyckUniversitarios

Sebastian E. Winterburn el Jue Nov 02, 2017 5:59 am

Por un lado, a Sebastian le daba mucha gracia el estado tan alterado del chiquillo. Una parte más racional de él lo obligaba a mantenerse tranquilo y serio, pues realmente era un peligro el que ambos estuviesen ahí sin saber qué alcance tenía el libro sobre ellos siendo realmente distintos al resto de lo que ocurría en el interior. Debió leer el final del libro para asegurarse que no dijese “y al final todos murieron” como podía ser. Al menos parecía posible dentro de la paranoica mente del rubio. Ese fue el mismo motivo por el que decidió reiterar que no podían confiar en nadie que no tuviesen la completa certeza de que no fuese parte del libro.

Iban caminando, buscando el modo de salir de ahí, de avanzar en la historia hasta que uno de esos estúpidos guardias se les cruzó. Debían de estarlos buscando, quizá, y por ello se los encontraban con tanta frecuencia. O el sitio estaba lleno de ellos y ese era el motivo por el que se los topaban tan repentinamente a cada rato. Difícil decir. Entre su escape, corriendo por las calles, girando en las esquinas, cruzando escalerillas hasta que se vieron en un callejón sin salida. O más bien, sin una salida que no fuese tirarse al agua. No quiso preguntarle a Denzel sobre lo que pensaba al respecto, creía que iba a ser más complicado discutir por ello en lugar de meramente llevarlo consigo.

Se me cayó la… varita… —se quejó cuando inquirió cuál era el problema, tanteando en el agua. Se quejó un poco y de pronto se había perdido de la superficie, pues algo lo estaba arrastrando dentro del agua. En el desesperado intento por sujetarse de algo, no sólo él sino ambos habían sido arrastrados por esa corriente de agua hasta caer dentro de algún sitio por debajo de las calles de arriba. Se metieron dentro de unas catacumbas, o algo parecido. — Gracias por la información —se quejó, llevándose la manga a la nariz, y lo miró con fastidio. — Deja de molestar, ¿qué querías? ¿Quedarte solo con los…? —no acabó a terminar cuando se agachó con los brazos en la cabeza.

La bandada de murciélagos fue despertada por los lloriqueos del menor, ni siquiera pudo reírse cuando sintió su cabeza doler debido al estrés. Al menos aquel susto lo había hecho poner los pies sobre la tierra y entender que no era momento de ponerse a llorar y quejarse. Miró hacia los lados sin estar seguro de a dónde deberían ir, ¿qué camino habría que elegir? Dicen que todos los caminos llevan a Roma, pero la verdad Sebastian no estaba seguro de ello. Más bien le parecía que todos los caminos los iban a llevar a las fauces de una bestia que los iba a almorzar. Eso le recordaba que tenía algo de hambre. Concentración, Sebastian.

Bien, cerebrito, piensa en cómo podemos atacar a los guardias con esas jodidas armaduras que reflejan la magia, tenemos que descubrir cómo defendernos de ellos —le puso la pregunta sobre la mesa, eligiendo el camino de la derecha. Estaba completamente empapado, quería hacer un hechizo que secase su ropa mientras andaban pero no podía hacerlo por tener que usar su varita para iluminar el camino, lo que más le fastidiaba era que le había arruinado el peinado. — Lo último que quiero es pudrirme en una cárcel de un libro —farfulló para sí mismo, evidentemente molesto. Se le iban ocurriendo algunas ideas, pero se las reservaba para sí mismo.

Quizá si no los atacaban directamente sino, por ejemplo, lanzándoles cosas físicas con magia podrían sortear su protección mágica. Si les tiraban algo no sería magia propiamente dicha. El camino que cogieron era oscuro, si no fuera por su varita no podrían ver absolutamente nada. Había marcas en las paredes, no quería preguntar el cómo se habían hecho, no era realmente algo que le interesase en ese momento. Sin embargo, recordaba una película de Disney, “El Jorobado de Notre Dame”, ¿no se entraba así al lugar donde vivían todos los gitanos?
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Will Tudor
Edad del pj : 19
Ocupación : Universitario (Runas)
Pureza de sangre : Mestizo.
Galeones : 000
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Incoming
RP Adicional : ---
Mensajes : 151
Puntos : 107
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4546-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4592-relaciones-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4591-cronologia-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t5053-correo-de-sebastian-e-winterburn

Denzel Smethwyck el Dom Nov 05, 2017 3:15 am

Una serie de túneles conectados entre sí. Las catacumbas, paredes estrechas, bifurcaciones y desvíos constantes. Denzel se empeaba agobiar y el sonido del goteo permanente daba la impresión de perseguirles allá donde iban. Empezaba a dudar de si sería correcto seguir por aquel camino pero ya había resultado ser bastante repelente con su pataleta de antes, así que ahora le tocaba callar y seguir los pasos del rubio. Aun así... "Pataleta" habría sido exagerarlo demasiado, y no es por que intentara justificarse pero él no era de esos capaces de fulminar la paciencia de cualquiera repitiendo a cada segundo "¿Queda mucho?... ¿¿Queda mucho??" Un crío de once años quizás, pero él ya era mayorcito como para no saber comportarse en situaciones como esa.

En un principio no añadió más respuesta, tras verse con la pared de enfrente y reconocer  inadecuada su actitud. Tenía la esperanza de que aquel camino por el que el universitario optó, habiéndose tomado la libertad de de elegir, no le condujeran a algún lugar del que luego se arrepentirían. Aunque... Replanteándoselo mejor, dado que llevaban un buen rato caminando sin una señal que les dijera "por aquí cerca está la salida", ya se contentaba con que por lo menos a algún lugar les llevara.

No tenemos por qué combatirlos... Aunque, creo que incluso tú ya has dado con la misma idea para hacerles frente —Repuso sacó el tema que debían abarcar. Podía notar su impaciencia por la queja por su parte de a continuación. Él no creía que el cuento pudiera quedarse en un estado de congelación así que por ello no temía en absoluto, aún así no dijo nada al respecto, solo desvió la mirada al frente pensativo luego de haberle atendido.

Tras unos cuantos desvíos más empezó a escucharse de fondo el sonido característico de un gran caudal de agua. Era ridículo alegrarse por algo así, pero el simple hecho de que ya ocurría algo distinto a tener que ver las mismas paredes una y otra vez mejoraba la situación. Significaba que estaban avanzando. No sabían a dónde, pero estaban avanzando.

El lugar que daba origen a ese sonido resultó ser un confluente de área circular donde se encontraban, aparte del tunel del que venían, otros tres más. Por uno de los costados de la sala había un boquete por el que salía todo ese agua y al extremo opuesto otro de igual forma que lo succionaba para mantener el equilibrio.

Nada... Más bifurcaciones... —Los mismos ánimos con los que había llegado desparecieron en un fugaz segundo sabiendo que de nuevo al saber lo que le esperaba nuevamente. El nivel del agua en aquel área estaba más bajo que el de los túneles y si decidían pasar por allí acabarían hasta la cintura de agua turbia, aunque ya estaban empapados desde el río, así no era tanta la diferencia.

Un estornudo bastó para hacer reaccionar a Denzel y aplicar el hechizo caloris primero en él. Seguramente después vendrían las miradas de recelo si se comportaba egoísta así que al momento aplicó el mismo hechizo en el adverso, aunque seguro que después se arrepentiría.

...Por cierto, aún no me has dicho tu nombre ¿O es que no piensas hacerlo tampoco...? —Había aprovechado el momento de que aunque lugar era tan sumamente monótono y que ya no era perseguidos, para dejar caer la pregunta. Luego, notó como un objeto ovalado caía por el lado donde emanaba el caudal de agua y éste quedaba flotando sobre el charco que suponía toda la estancia circular. Afinó la vista y... ¡Un segundo! ¿La matrioshka otra vez? Se restregó los ojos y cuando volvió a ver no supo si es que el otro agujero la había succionado o es que simplemente estaba alucinando de nuevo. Lo cierto es que el temita ese estaba resultando bastante exasperante.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Cole Sprouse
Edad del pj : 17
Ocupación : Universitario
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 15.666
Lealtad : Neutral
Patronus : ---
RP Adicional : ---
Mensajes : 438
Puntos : 203
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4453-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4456-relaciones-de-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4457-cuaderno-de-bitacora-cronologia http://www.expectopatronum-rpg.com/t4499-lechuceria-denzel-smethwyck
Denzel SmethwyckUniversitarios

Sebastian E. Winterburn el Mar Nov 07, 2017 8:46 pm

Por más que intentaban avanzar, no parecía que se moviesen de su sitio. Y es que todos los pasillos eran exactamente iguales para los ojos del universitario, además de que ese goteo estaba consiguiendo mermarle la paciencia, pese a que ya era evidente que mucha no poseía. Bufó cuando Denzel respondió a su cuestión de cómo combatir a los guardias. No porque fueran a ir sembrando la destrucción en toda la ciudad, sino porque prefería no comprobar si podía morir dentro de aquella historia.

El silencio se hizo entre los dos luego de su queja, simplemente siguieron avanzando hasta que lo rompió el sonido del agua, tenían que acercarse para ver si había algo parecido a una salida. No lo era ni cerca, trató de mirar por dentro de los túneles para ver si podía detectar una luz o algo parecido, pero no parecía ser el caso, estaban condenados a tener que coger un pasillo al azar. Y ensuciarse con esa agua turbia. Vale que ya estaban mojados de antes, pero la verdad no le hacía mucha gracia ensuciarse con agua turbia, ¡al menos la de allá arriba parecía limpia!

Se encontraba ocupado en ello. También miró hacia atrás considerando la opción de acercarse hasta seguir otro camino de la bifurcación más próxima para ver si hacía la diferencia, demasiado concentrado que el repentino estornudo lo hizo sobresaltarse como un gato sorprendido. Chasqueó los dientes con evidente fastidio al comprobar que sólo era el enano aquel, regresando a su divagar sin prestarle atención, permitiendo que se calentase sin quejas ni reproches. Tenía algo de frío, su piel no mantenía bien el calor y empapado su temperatura bajaba estrepitosamente, pero eso en ese momento no era el tema que lo ocupaba, así que lo dejó pasar.

Inesperadamente, el niñato había decidido usar el mismo hechizo con él, pero no dijo nada. El que no se quedó callado fue Denzel preguntando por su nombre. Le dirigió una mirada con una ceja enarcada, un comentario borde en la punta de la lengua, pero se lo guardó. — Sebastian —le respondió al final, sólo el nombre de pila. — Creo que… —iba a darle sus resoluciones cuando de pronto Denzel reaccionó a algo. Se sujetó de la pared a su costado para inclinarse sobre la estancia circular para ver qué lo había hecho interesarse en la zona para darse cuenta que le había tomado el pelo. — ¿Puedes dejarte de tonterías? —reprochó.

Tanto le había fastidiado aquel repentino cambio de tema que ya ni siquiera se lo cuestionó a Denzel, había entrado y tan pronto entró a la estancia cogió el camino de la derecha. Sebastian no era precisamente bajo, un metro ochenta y cinco de altura hacía que el agua al menos lo cubriera significativamente menos que a Denzel, así que le importó más bien poco cómo se las arreglase el más bajo. No sabía si el camino que había tomado estaba bien, pero realmente quería empezar a subir. A veces tenía la impresión de que en lugar de subir estaban bajando más y más.

Siguieron avanzando y el camino no parecía cambiar, sólo que ahora estaban más cubiertos de agua. Odiaba sentir el agua dentro de los zapatos pero odiaba más tener los zapatos llenos de agua. — ¿Qué tantas probabilidades hay de salir con un hechizo que rompa el techo? —preguntó, más al aire que por querer realmente una respuesta. Era difícil de hacer, de todos modos, y podrían causar más daño del que querían evitar. Quizá rompían tuberías y se ahogaban en desechos o algo así. Entonces la vio, al principio como un pequeño destello, una mariposa que brillaba como una luciérnaga. Muy parecida por cierto a la que había disecado recientemente.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Will Tudor
Edad del pj : 19
Ocupación : Universitario (Runas)
Pureza de sangre : Mestizo.
Galeones : 000
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Incoming
RP Adicional : ---
Mensajes : 151
Puntos : 107
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4546-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4592-relaciones-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4591-cronologia-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t5053-correo-de-sebastian-e-winterburn

Denzel Smethwyck el Sáb Nov 11, 2017 3:02 pm

Aquel lugar ya no solo estaba acabando con su paciencia, sino también con su cordura. Todo por esas... No sabía si llamarlas alucinaciones. El caso es que le habían hecho quedar como un panoli. Ante la pregunta del mayor sólo le devolvió una mirada de odio discreta después de recomponerse de su desconcierto. Aturdido volvió a la realidad y... ¿Si no querían mojarse por qué diantres no usaban la magia? Existe un bonito hechizo llamado Glacius, con éste podrían congelar el lugar... Pero no, había que mancharse... Quizás el universitario lo pensó así porque ya bastante les había costado entrar en calor, o por otro lado, porque el agua no paraba de emanar por un punto, y a saber que efecto produciría taponar esa salida.

En cualquier caso, no tuvo mucho tiempo a pensarlo pues el adverso ya se había metido en pleno estanque y él, un poco dudoso se había metido tratando de seguirlo —Ugh... —Se le escapó al verse con el nivel del agua un poco más arriba de la cintura, el olor era denso de humedad, pero no olía más allá de algo terroso similar al barro. No era como el olor de residuos, pero igual se había manchado y eso le asqueaba. Aunque era necesario ¿No? Igual había tratado de abrirse paso, quizás con un poco más de dificultad, pues al estar más sumergido era empujado por mayor cantidad de agua, fue por eso, o por su deplorable resistencia el que acabó al otro lado cansado, tratando de recuperar el aliento. El otro ya se había puesto en marcha, ni siquiera había esperado por él. Descortés... En fin, que o seguía su ritmo o se quedaba atrás.

Siguieron avanzando, siempre intentando mantener el mínimo de conversación por su parte... Su última pregunta había sido tan descabellada que prefirió no darle respuesta, aunque conociéndole seguro que era capaz de ello... Pero un segundo... ¡Al fin! Una luz ¿Era esa la salida? ¿O sería otra de sus recurrentes alucinaciones? Mira que él era amante del agua, pero aquel lugar estaba empezando a hacer que la odiara de momento. O no del todo, que una cosa es agua pero otra muy distinta es barro. Mas no era tan espeso, pero sí que le había dejado cubierto de ese color sucio hasta el pecho.

A fin de cuentas habían alcanzado aquella luz ¡No! ¡No era  su alucinación! Acabaron en un... ¡¡¡Que había un unos barrotes bloqueando!!! —Se acabó, no pienso quedarme aquí más tiempo —Y sin detenerse a mirar lo que había al otro lado hizo amago de alejarlos a ambos y exclamó —¡Bombarda! —De nuevo esa vena destructiva suya ¿No son hermosas la explosiones...? Resulta que ese canal daba a una pequeño estanque decorativo en medio de todo un jardín, un poco dejado a decir verdad. En medio de todo lo sucedido un señor, con pintas de ser el jardinero, quedó impactado y corriendo como si no hubiera un mañana salió despavorido del lugar escalinatas arriba.

Yo a ese señor le despedía. Mira como tiene esto —Añadió como si nada.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Cole Sprouse
Edad del pj : 17
Ocupación : Universitario
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 15.666
Lealtad : Neutral
Patronus : ---
RP Adicional : ---
Mensajes : 438
Puntos : 203
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4453-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4456-relaciones-de-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4457-cuaderno-de-bitacora-cronologia http://www.expectopatronum-rpg.com/t4499-lechuceria-denzel-smethwyck
Denzel SmethwyckUniversitarios

Sebastian E. Winterburn el Miér Nov 15, 2017 4:29 am

Ya que era la varita de Sebastian la que usaban para iluminar, era imposible que éste pudiese hacer hechizos por su propia cuenta, pero incluso así había empezado a caminar en cuanto Denzel le tomó el pelo con aquella estúpida reacción sin fundamentos. Todavía algo ofendido por aquello no lo había esperado para seguir andando cuando estaba hasta los muslos de barro, aquella horrible sensación era asquerosa pero trataba de ignorarlo. Del otro lado habían visto una luz que siguieron sin perder más tiempo, ya quería salir de ese libro y llegar a su casa a descansar, estaba harto del agua, de estar mojado y lleno de barro.

La luz resultó ser unos barrotes que bloqueaban el paso, y Denzel perdió por completo la paciencia, siguiendo su consejo anterior para lanzar al techo una explosión. Aquel sujeto podía llegar a ser bastante… explosivo. Aunque al menos aquella detonación les sirvió a ambos, puesto que salieron a un jardín donde el jardinero salió huyendo en cuanto oyó la explosión. Era inesperado y parecía que se habían vuelto locos por nada, pero lejos de enfadarse había escuchado al Ravenclaw haciendo un comentario sobre el estado del jardín, como si él no fuese el autor de la destrucción. Vamos, al final ese niñato podía ser agradable.

Tiene un desastre, no sé cómo ha conservado el trabajo —le siguió el juego. Le había agradado aquel comentario, la primera cosa divertida que le había dicho ese otro en todo el día. Al final no iba a ser la horrible compañía que pensaba que era. — Entonces, destructor de jardines, ¿cuál es el plan ahora? ¿Causar el despido de otro hombre? —bromeó sarcásticamente con él, caminando un poco y mirando alrededor. Y a pesar del contenido de sus palabras, su voz era menos ácida que el resto del tiempo.

¿Dónde es que habían ido a parar? No tenía sentido para él toda el agua de abajo si se supone que aparentemente alimentaba al estanque artificial, pero eso no era el punto, sino que susurró un hechizo de agua para lavar su ropa a presión y posteriormente la de Denzel. Los dedos de las manos le dolían debido al frío, pero quería limpiarse el lodo de encima y no arruinarse la ropa antes de secar las prendas con un segundo hechizo que también susurró, saliendo aire tibio de la varita para cumplir con ese objetivo.

Al menos ahora tenían la ropa seca, eso mejoraría un poco la investigación del entorno. Y Sebastian no había esperado ni una sola palabra por limpiar la ropa del Ravenclaw, simplemente se había limitado a empezar a vagar. Ya iba perdiendo la esperanza de una escotilla mágica que dijese “CASA” y los ayudase a volver, pero tampoco tenía claro cuál era la salida que estaban buscando. — Enano, ven a ver esto —estaba del otro lado al que Denzel estaba investigando. Parecía ser una especie de templo o capilla de color blanco, del lado contrario a las escalinatas.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Will Tudor
Edad del pj : 19
Ocupación : Universitario (Runas)
Pureza de sangre : Mestizo.
Galeones : 000
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Incoming
RP Adicional : ---
Mensajes : 151
Puntos : 107
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4546-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4592-relaciones-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4591-cronologia-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t5053-correo-de-sebastian-e-winterburn

Denzel Smethwyck el Sáb Nov 25, 2017 2:40 am

Denzel tenía una extraña sensación de que permanecer en aquel lugar por mucho tiempo no sería muy acertado, al fin y al cabo estaban en propiedad privada. Ya serían afortunados si conseguían dar con la salida del lugar. Por su parte no deseaba tener que vérselas con el dueño de todo aquello lo que causaría de vuelta un lío tras otro. El lado bueno, que ya no tenía que aguantar el inaguantable ambiente de las catacumbas, al fin respiraba aire fresco.

Creo... —Musitó primeramente mientras echaba un un vistazo a las distancias, tapadas por arbustos cuales muros, algunos bien pulidos y cuadriculados, otros no tanto —Creo que no deberíamos quedarnos aquí mucho tiempo... Deberíamos irnos —Aunque pareciera que no estaba muy seguro de sus palabras lo cierto es que estaba muy convencido de ello, en cualquier momento podría suceder lo peor, quizás exageraba, quién sabe, quizás el dueño era tan solo un inútil que ni poder, ni buena seguridad tenía ¿Si no cómo iba a ser que pudieron entrar sin ninguna complicación?

Que el universitario le hubiese seguido el juego le sacó una sonrisa de soslayo y había pasado un tiempo desde que el señor al que habían espantado había marchado. En un principio no veía ninguna casa a lo lejos, pero tampoco veía un portón, las paredes de hojas tapaban la vista y lo único que podían hacer era investigar lo cerca que sus ojos eran capaz de ver mientras se desplazaban.

De vez en cuando las paredes se abrían para dar paso a grandes rasos de césped con rosas negras plantadas estratégicamente. Algunas zonas eran devoradas por la maleza y en ocasiones marchitas. Era un sin sentido... Que algunas zonas estuvieran bien cuidadas y de repente te toparas con un cuadro así... Era como si tuvieran falta de personal.

Absorto en sus pensamientos fue interrumpido cuando Sebastian encontró algo en donde se encontraba, a unos metros desde que se separó. Le había provocado que le llamara 'enano', no obstante se dirigió hacia el lugar a toda prisa, ignorando aquella forma peyorativa de dirigirse a él ¿Acaso no le había dicho su nombre o qué? Si es que estaba claro que se lo iba a pasar por el forro, para qué molestarse en replicarle.

Dejando de lado su malestar con el que venía debió reconocer que fue curioso lo que el universitario halló, pero... ¿Les serviría eso de algo? Nada de eso importaba ya. Se sabe como son los Ravenclaw cuando algo es desconocido y por mera naturaleza intrínseca se acercó hacia aquello que parecía ser un templo adentrándose sin más al traspasar sus puertas, imaginando que el adverso le seguiría.

Era una pequeña sala redonda, como se esperaría de ver aquella infraestructura por fuera. En el centro de la estancia se erigía un esculpido monumento de mármol, cuya base presentaba unos grabados que le recordaban a las runas de los dedos de aquel encapuchado con el que habían conseguido evitar tener un encuentro.
Estos símbolos... —Se detuvo un momento deslizando su tacto sobre aquellas hendiduras —¡Es una tumba! ¿Qué significa todo esto...?—Era lo poco que había podido entender de aquel mensaje. Pero justo en ese momento se escuchó la voz de un hombre fuera del lugar exclamando —¡Ahí estáis! ¡Están ahí! —Parecía estar dirigiéndose con alguien más que desde su punto de visa no se lograba ver —¡Salid o será peor! —Ese hombre, claro estaba, era el jardinero, y antes de que llegase era lo que uno esperaría que sucediese, pues obviamente una persona no se queda de brazos cruzados tras presenciar una explosión causada por dos chavales en un intento de colarse en propiedad privada.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Cole Sprouse
Edad del pj : 17
Ocupación : Universitario
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 15.666
Lealtad : Neutral
Patronus : ---
RP Adicional : ---
Mensajes : 438
Puntos : 203
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4453-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4456-relaciones-de-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4457-cuaderno-de-bitacora-cronologia http://www.expectopatronum-rpg.com/t4499-lechuceria-denzel-smethwyck
Denzel SmethwyckUniversitarios

Sebastian E. Winterburn el Miér Nov 29, 2017 6:39 am

Ese sitio donde habían acabado era raro, al menos. Las paredes de hojas que apenas dejaban ver más allá de aquel lugar, las zonas desaliñadas y otras excesivamente cuidadas. Era muy raro, casi desagradable encontrarse ahí, así que estuvo de acuerdo cuando el Ravenclaw dijo que la mejor opción no era otra que la de largarse de ahí mientras tuvieran la oportunidad. Tampoco podían ignorar que un hombre se había largado corriendo de ahí y podía traer, ¿quién sabe? ¿Quizá a los guardias de los que venían escapando? Tenían que tener mucho cuidado con esos hombres, a pesar de tener, más o menos, una idea del cómo repelerlos.

Un anormal interés apareció en él nada más ver aquel templo, decidió llamar a su acompañante para que viniese a verlo también, ignorante por completo de aquella molestia que le causó el apodo que le había puesto. No iba a poder corregirlo, ni que fuese alto realmente, aunque no parecía reconocer la naturaleza ofensiva del mismo. Denzel fue el primero en entrar a aquel lugar, viendo el monumento, observando el grabado que tenía. Era un claro alfabeto rúnico demasiado antiguo como para que incluso el propio Sebastian lo comprendiese del todo. Lo miró, acariciando el grabado mientras intentaba leerlo, había descifrado tan sólo un par de detalles más además del que Denzel descubrió, pero su atención la consiguió algo de fuera.

Creo que no le ha hecho mucha gracia que intentases provocar su despido —todavía encontraba ánimo de bromear un poco en medio de la tensa situación. Tenían limitadas opciones: ¿salir y afrontar el destino del libro? ¿Quedarse dentro a que los sacase quien fuera que estaba acompañando a ese hombre? Nadie lo tenía del todo claro. Ni siquiera estaba seguro, si era honesto, de si su magia sería repelida como lo ocurrió con los guardias anteriormente. — No uses ataques ofensivos que puedan regresarse contra nosotros —lo advirtió, sólo por si acaso, sacando su varita mientras se acercaba a la puerta por donde habían accedido.

Entonces todo se volvió negro. Ni el propio Sebastian supo del todo qué ocurrió, ¿lo hechizaron para desmayarse? ¿El golpe que se dio contra el árbol en la escoba hace un tiempo había cobrado de nuevo un pago atrasado? ¿Le había caído algo en la cabeza que lo había hecho perder la conciencia? Nadie lo sabe. Sólo cayó en cuanto miró al exterior. Bueno, en realidad Denzel sí que podría saberlo ya que el jardinero había usado una milenaria técnica mientras su compañero distraía al universitario. Una táctica ideada hace milenios para la defensa de los jardines: el golpe de pala. Sí, el rubio se acababa de llevar un golpe de pala en todo lo que se llama “nuca”.

En fin. Con el rubio fuera de juego, no supo de sí mismo sino hasta que despertó tiempo más tarde, con un intenso dolor de cabeza y ese mal humor al despertar tan típico de él cuando lo hacía de forma tan brusca. ¿Pero de qué otra manera iba a despertar si cuando abrió los ojos se encontró en… dónde mierda estaba? Parecía ser una celda, los barrotes eran una buena pista. Se puso de pie rápidamente tropezándose con unos harapos en el suelo ignorando por completo el estado de Denzel que estaba en el mismo sitio que él. Despojado de su varita, pues no la encontraba en toda su ropa, se sujetó de los barrotes y miró hacia el exterior. Eran una de las últimas celdas de un largo pasillo y no alcanzaba a ver qué había más allá.

Se llevó una mano a la nuca que le dolía horrores. — ¿Qué demonios pasó? —se quejó en un murmuro. No tenían vecino de enfrente ni las celdas que alcanzaba a ver desde su sitio, así que no sabía si eran presos, los habían secuestrado, los iban a vender por piezas o qué. — Joder, cómo duele… —sí, esa milenaria técnica también dejaba como secuela un ligero mareo y dolor durante un rato al menos. Quién dijese que el libro no podía herirlos iba a recibir un golpe de pala por parte de Sebastian en cuanto encontrase una pala.

<3:

Descripción gráfica de lo que pasó:
:pala:
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Will Tudor
Edad del pj : 19
Ocupación : Universitario (Runas)
Pureza de sangre : Mestizo.
Galeones : 000
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Incoming
RP Adicional : ---
Mensajes : 151
Puntos : 107
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4546-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4592-relaciones-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4591-cronologia-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t5053-correo-de-sebastian-e-winterburn

Denzel Smethwyck el Jue Nov 30, 2017 1:41 am

En primera instancia parecían estar perdiendo el tiempo en intentar descifrar el significado de aquel donde a su frente se erigía el monumento ajeno. Era como si intentaran descubrir algo que ni siquiera sabían qué. Cómo si persiguieran el rastro de le conejo blanco de Alicia, ignorantes de a dónde se dirigía y, aun así, no fue más tarde cuando la voz del jardinero, ese que habían ahuyentado con su llegada, irrumpiera allí donde la concentración de ambos se fijaba.

Corcholis —¿Quién dice esa palabra hoy en día? Solo Denzel —Estaba convencido de que lo tomarían por demente enajenado —Siguió con aquella guasa que se traían entre ambos alrededor de aquel tema a pesar del lío en el que se habían metido ¿Estaba acorralado y aun así mantenían el humor? —Ya sé, ya sé... No tienes que recordármelo— Suspiró, Denzel solo se sentía seguro porque Sebastian se veía seguro, y tal era su firmeza que hasta se atrevió a dar pasos con el objetivo de atravesar la única salida que había.

¡No salgas! ¡NO...! —Denzel exclamó internamente, a punto de reflejarlo en su voz, cuando fue demasiado tarde. Una trampa caza ratones... Un poco evidente. Si el enemigo estaba fuera ¿Que podías esperar? Bueno, sabía que algún modo de cazarlos les esperaba fuera, pero... ¿Un palazo? Ese tenía que ser el jardinero ¡Y ahora venía junto con quien fuera que le acompañaba hacia donde su ubicación!

Eran dos. Recuerdo que eran dos, nos falta uno —El sonido de sus pisadas se incrementaban y Ravenclaw no sabía qué hacer, no podía aparecerse porque, en primer lugar, no sabía cómo hacerlo, además de que no tenía la licencia, y aunque la tuviera ¿Funcionaría eso dentro de un libro? Y aunque funcionara ¿A dónde diantres iba a ir dentro de éste si no conocía ningún lugar en él? En resumen, aparecerse descartado, y el giratiempos... También descartado por razones obvias. No había otro lado por el que ir, no había otra cosa que hacer, excepto...

¿...? Aquí no hay nadie —Sentenció una segunda voz, distinta de la del jardinero. —Pero si eran dos... No estoy loco ¡¿Crees que estoy loco?! —El segundo individuo liberó un gutural gruñido, confuso por la situación, el jardinero no había perdido la cabeza, Denzel raudo, había conseguido con su varita abrir la tapa de la tumba para esconderse con un amigo esquelético. Su cara en ese momento, puro asco.

Aguantó la respiración mientras notaba la presencia de los otros dos aún en la habitación, pero fue el maldito polvo, cual aroma de su querido colega huesudo, lo que provocó que estornudase, delatándolo y en cuestión de segundos, unos brazos, que ya podían ser muy fuertes, levantaron el mármol de la tumba para acabar descubriéndole.

El aguilucho sin ninguna otra opción saludó a ambos con la derecha bailoteando sus dedillos antes de que ese gorila... Sí, uno de esos guardias de armadura carmesí, le sacara de aquel sarcófago en contra de su voluntad y le apresara con tal fuerza que incluso juraría que lo hacía con más que un corsé ajustado al máximo, y no por que se haya puesto uno. De impresiones vive la gente, vaya.

Una bolsa negra cubrió su cabeza y al verlo todo en negro su cuerpo se congeló, la oscuridad absoluta era uno de sus mayores temores, y pronto perdió la consciencia por la falta de aire.

Lo que vino a continuación fue despertarse entre terribles tosidos, no solo encerrado en la misma jaula que Sebastian, sino que además con grilletes. —Dem... —Se quejó reconociendo poco a poco su alrededor —¿Por qué llevamos estos harapos? ¡¡¿Significan que nos desnud...?!! —Y ese era Denzel preocupándose de lo menos importante. Para cambiarles de ropa primero tuvieron que quitarle las anteriores ¿No? Pues un escalofrío recorrió su cuerpo de tan solo pensarlo.

Teníamos que haber sido más rápidos en irnos —Lo dijo como si es fuera algo que hubieran podido hacer. Con tanto muro de planta los habrían terminado cogiendo tanto como si estuvieran en aquella tumba como si no. Estaban en terreno enemigo y ellos se conocía más su propio campo.

Denzel se aferró a los barrotes y no tardó en darse cuenta de que no estaba solos, había muchas otras jaulas, algunos de estas otras reían de pura demencia y asustado por el ambiente desagradable, en un intento ridículo de pedir auxilio gritó —¡SAQUENME DE AQUIIIIIIÍ! —En ese momento un haz de luz se extendió por uno de los laterales de la alargada habitación y los pasos que se escucharon acercarse por la puerta recién abierta le hicieron arrepentirse de haber hecho eso.

Un señor con perilla y ropajes de cueros carmesí como los guardias, solo que sin armaduras, se plantó frente a la jaula donde permanecían y dijo —El rey quiere saber de más de vosotros forasteros, vendréis conmigo —Fue entonces cuando aquel señor abrió la jaula y ancló dos extremos de una cadena a los grilletes de ambos y tirando de ésta se los llevó para sacarlos de allí.

Por el mismo pasillo manos de hombres desesperados se extendían por fuera de los barrotes, vociferando cosas como "¡Llévame a mí también!", "¡Suertudos!", "¿¡Ya se van?! ¡Pero si acaban de llegar!" Y así hasta abandonar el lugar. La tentación por rebelarse y ahorcar a aquel señor que les obligaba a seguirle era muy grande, pero el que estuviera repleto de guardias le hacía plantearse mejor a uno el tentar a la suerte, y tras unos pasillos más llegaron a la sala del trono, donde permanecía un rey, ese típico que sabes cuando es tiránico o no. Con su negra corona y un bastón de cuya punta una esfera verde sobresalía. Podía notarse como una poderosa aura mágica le rodeaba y con cara de aburrimiento mandó retirarse a aquel señor que les había traído hasta allí.

Me vais a explicar de dónde venís y cómo funcionan estos artilugios vuestros —Su pregunta, resonando como un eco en la habitación, hacía más que evidente su desconocimiento de lo que era una varita, pues cuando dijo aquello alzó aquellas que les habían robado antes al quitarle todas sus pertenencias.

XDDD:
Si te soy sincero me lo imaginé tal cual ajajajaja
Arte milenaria de defensa de los jardineros
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Cole Sprouse
Edad del pj : 17
Ocupación : Universitario
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 15.666
Lealtad : Neutral
Patronus : ---
RP Adicional : ---
Mensajes : 438
Puntos : 203
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4453-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4456-relaciones-de-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4457-cuaderno-de-bitacora-cronologia http://www.expectopatronum-rpg.com/t4499-lechuceria-denzel-smethwyck
Denzel SmethwyckUniversitarios

Sebastian E. Winterburn el Mar Dic 05, 2017 6:48 am

El golpe de pala, arte milenario para defender jardines, había sido sumamente útil para proteger aquel de su destructor. Bueno, el destructor había sido Denzel, pero eso no pareció importarles al momento de atizarle con una pala en toda la nuca. Fue el primero en caer al suelo totalmente inconsciente luego de semejante golpe que había recibido, así dejando más desprotegido al menor que había cometido el error de no avisarle a tiempo de la más que evidente trampa que les habían montado para cazarlos como ratas.

Sebastian fue el primero en despertar, acercándose tanto como fue posible debido a sus ataduras a los barrotes, podía apenas sujetarlos y no ver más nada allá puesto que su cabeza no tenía un buen ángulo para mirar. Pero podían oírlos, las risas y ese ambiente tan hostil que no le asustaba sino que le generaba rabia. Denzel fue el primero en darse cuenta de los harapos que ahora los vestían, habían evidentemente sido desnudados para cambiarles la ropa, ¿lo peor de todo? Que siempre que lo dejaban inconsciente lo desvestían, ¿qué mierda les pasaba en la cabeza? La primera vez con ese imbécil de Mitchell y ahora esto. Pensar en ese imbécil ahora sólo lo cabreaba más.

Tampoco es que hubiera por dónde marcharnos —repuso Sebastian, no quería pensar que aquello les pasó porque no se fueron a tiempo. La densidad de aquel jardín habría hecho imposible que se marchasen y, especialmente, que fuesen demasiado lejos. — También se han llevado las jodidas varitas, maldición —asestó una patada a la base de los grilletes en sus pies, aunque evidentemente iba a ser una patada con menor fuerza debido al reducido espacio y que no serviría para nada. Otra cosa que no iba a servir para nada era gritar. — ¡No te pongas histérico, Denzel, eso no nos va a sacar! —lo riñó severamente, pues gritando sólo le iba a producir una jaqueca.

Casi inmediatamente luego, observaron aquella luz y los pasos que se aproximaban a ellos. Bueno, al final el intento del menor no había sido tan inútil, pero era mejor que nadie hubiese reparado en ello y los dejaran tranquilos. Sebastian sentía la piel hirviendo, una mala señal. El universitario tenía problemas para controlar su magia y sufría escapes con mucha frecuencia, bajo situaciones de mucho estrés. Sus hechizos predilectos eran los ígneos y en determinados momentos podían llegar a escapar flamas de su magia que no podía controlar. En ese momento, encerrado y a merced de un imbécil, además tan lejos de su verdadero mundo, estaba consiguiendo doblegarle la paciencia, esa escasa que tenía.

Vete a la mierda —fue su inteligente respuesta en cuanto un hombre les hizo saber que tendrían que acompañarle. Sí, porque la mejor respuesta siempre era la hostilidad cuando su vida pendía de un hilo. El hombre lo miró e ignorando completamente su voz, los ancló a una cadena para llevárselos como animales. Inhaló profundamente y mantuvo el aliento mientras caminaba dignamente entre aquel montón de idiotas que les gritaban a ellos y al captor cosas referentes a su ¿liberación?

No podían hacer nada cuando había tantos guardias. Llegaron a la habitación, esa sala del trono donde el rey los esperaba, a primera vista tenía cara de imbécil, pero había un aura peligrosa y mágica que tenía alrededor como una esencia desagradable que a Sebastian le crispaba los nervios. Entonces les mostró las varitas, preguntando de dónde venían y qué eran esos palos tan raros que tenían, Sebastian apretó los dientes tremendamente enfadado porque ese desgraciado tocase su varita. Y a pesar de eso, el universitario no era un idiota aunque lo parecía. Estaba seguro que una irreverencia sería cobrada severamente.

O tal vez no.

El rubio permaneció en silencio, con esa actitud de gallito tan suya. El rey observó primero a Denzel y luego a aquel alto muchacho que parecía tan insolente. Que se le notaba de lejos que tenía en la lengua dos insultos y una respuesta soez. Cuando Sebastian abrió la boca, lo que hizo fue apuntarlo con su cetro. Casi inmediatamente, Sebastian soltó un gruñido de dolor y su cuerpo se tensó, víctima de un hechizo ofensivo que le hizo arder la sangre como si un relámpago lo cruzase de pies a cabeza, tan violento que colocó una rodilla en el suelo, jalando a Denzel cuando sus manos descendieron bruscamente para sostenerse del piso.

Jadeó en cuanto se vio librado del dolor, mirando con acidez a aquel hombre. — ¿Qué mierda te sucede? —gruñó entre dientes. Si le decían de dónde venían los iban a tomar por locos, más locos todavía que aquellos que estaban encerrados. Y las varitas, las jodidas varitas, ¿cómo no iba a saber su funcionamiento si lo había atacado con magia? — ¿De dónde salen esos poderes? —se refería a los de su cetro.

¡Soy yo quien hace las preguntas aquí! —volvió a señalar al rubio quien luchaba por recomponerse con su cetro, esta vez sin atacarlo. — Responded a mi cuestión: de dónde venís y qué hacéis con estos trastos —no pasaba desapercibida su apatía, y no pretendía que un par de forasteros viniesen a ellos para cuestionar su autoridad.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Will Tudor
Edad del pj : 19
Ocupación : Universitario (Runas)
Pureza de sangre : Mestizo.
Galeones : 000
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Incoming
RP Adicional : ---
Mensajes : 151
Puntos : 107
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4546-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4592-relaciones-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4591-cronologia-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t5053-correo-de-sebastian-e-winterburn

Denzel Smethwyck el Sáb Dic 09, 2017 3:45 am

Denzel quedó impactado en el momento en que el rey tiránico reprendió a Sebastian por algo que ni aún había dicho ¿Sería capaz de leer la mente? No, imposible, sino no les estaría preguntando sobre las varitas. Entonces simplemente era idiota, eso, o le gustaba ver sufrir a los demás.

El universitario no sería el único que le miraba con odio a la cara, al Ravenclaw le quemaba por dentro que manoseara a su gusto su varita, como si la corrompiera al tacto o la ensuciara en esas manos indignas. En cuanto a la pregunta, no quería responder, no se merecía esa respuesta ¿Cuál sería su destino si no lo hacían? Transcurrió un par de segundos en que ni los grillos fueron escuchados, e impaciente por no tener una contestación, añadió.

Muy bien, si no vais a hablar tendré que haceros cantar —El rey desvió la vista a uno de los guardias del fondo y ordenó justo después —Trae al nigromante —Ese mismo guardia desapareció de escena y fue entonces cuando el rey se levantó de su trono para acercarse a paso lento hasta ambos, con su cetro en una mano y las varitas en la otra.

¡Aunque te digamos qué son, no te servirán de nada! —Repuso finalmente Denzel, aunque no fue la respuesta que el contrario esperaba, por lo que contestó manteniendo su amargo semblante —Eso lo veremos, sea el caso me lo acabaréis diciendo, es más... Creo... que iré empezando en lo que viene el especialista. —

Entonces apuntó al menor con su centro provocándole un dolor tal que se asemejaba al que sufrió el universitario hace poco, provocando que se retorciera en suelo de dolor. Su intención era sacarle la información a base del mismo. Luego de aburrirse de torturarlo lanzó su cuerpo contra el otro y añadió extrañamente calmado —Oh, pero sí que me diréis de donde venís.. A menos que prefiráis perder la cordura —En ese momento, a punto de lanzar su siguiente hechizo, uno que al parecer que incluiría a ambos, se escuchó un fuerte estruendo en las afueras del castillo, similar al de una gran masa de gente furiosa. Justo entonces entró por la puerta el mismo encapuchado que habían visto desde la lejanía en aquel primer poblado y en vez de preguntar por qué se le había requerido, fue directo hacia el rey para comunicarle de algo distinto, sin reparar siquiera en el hecho de que hubiera dos "invitados" tirados en el suelo de aquella forma.

¡Alteza! —Exclamó —Me hago una idea de por qué requería mi presencia —Y entonces echó una mirada de reojo a ambos prisioneros para devolvérsela a la figura real justo al instante —Pero hay un problema mucho más grave que esto, los magos blancos al fin se han movilizado.

La cara de Denzel era un poema, no tenía ni la más remota idea de qué estaban hablando y ni de quiénes diantres eran esos magos blancos... ¡Ah! Claro, cómo no, se habían alejado tanto de la historia principal que ahora no tenían ni torta idea de nada. Siempre esquivándolo todo y lo peor fue que acabaran en aquellas catacumbas, ignorantes de lo que pasara en la superficie.

¿Cómo dices? —Cuestionó el monarca molesto, incrédulo de lo que acababa de oír, y aun así reaccionó rápido —Te dejo entonces a estos dos a tu cargo. Yo me encargaré de levantar una respuesta defensiva a esta insurgencia —El soberano entregó las varitas al encapuchado y cuando abrió la puerta para salir por ella una espada voladora atravesó su corona, acabando por clavarla en el otro extremo de la habitación. En ese momento, la figura de un hombre de capa y capucha blanca se materializó sosteniendo el mango y dejando caer la corona cual baratija alzó la espada y apuntó al rey con la misma —Aquí se acaba tu reinado, Galgomir

Vale, hasta este tío y el rey se conocían ¿Algún detalle más que se habían perdido...? Y las frases esas ¡Por Merlín con esas conversaciones! Denzel entornó los ojos y se volvió a Sebastian como si aquello hubiera pasado a ser una escena cómica —Odio los tópicos y el cotorreo —Pero entonces unas runas brillaron en los dedos del encapuchado, como si activara un conjuro, y así fue. De aquella forma alzó al alumno mago que manía de tomarala con Denzel, y lo plantó entre el invasor y él.

Haz que tu grupo se repliegue o mato al niño —Advirtió nuevamente con otro de esos tópicos, comunes en cuentos como ese, lo cual parecía torturarle más al Ravenclaw que el propio dolor que acompañaba ese parecido de "Levicorpus".

Spoiler:
No se me va la olla ni sueño con unircornios voladores bueno, esto último no lo descarto pero el que la historia haya terminado así está hecho aposta para que parezca el típico final de un cuento pseudo-infantil de fantasía.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Cole Sprouse
Edad del pj : 17
Ocupación : Universitario
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 15.666
Lealtad : Neutral
Patronus : ---
RP Adicional : ---
Mensajes : 438
Puntos : 203
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4453-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4456-relaciones-de-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4457-cuaderno-de-bitacora-cronologia http://www.expectopatronum-rpg.com/t4499-lechuceria-denzel-smethwyck
Denzel SmethwyckUniversitarios

Sebastian E. Winterburn el Miér Dic 13, 2017 2:05 am

Después de haber sido reprendido tan duramente por la magia de aquel tirano, se quedó en silencio, tanto como Denzel. Parecían haber hecho un acuerdo para no hablar ni contestar la pregunta fundamental que aquel idiota había hecho. Claro que las cosas no iban a quedar así, era más que evidente que iba a tener que tomar medidas contra los dos insolentes y lo vieron en forma de una cuarta persona, pues habían mandado a llamar a un nigromante. Todavía estaba resentido por el dolor, mirando de reojo cuando el aguililla decidió negarse a darle la información que requería.

Apretó los dientes, incapaz de hacer nada y sin animarse a interceder cuando le atacó. Aquel hombre parecía estar dispuesto a todo por conseguir dicha información, usando cómo no la tortura para conseguirlo. Esperó el impacto de nuevo que no llegó nunca, el estruendo no vino del dolor ni de sus gritos, sino del exterior de aquel sitio. Sebastian estaba expectante, esperando el momento para intentar recuperar su varita, aunque sin perder detalle de la conversación del encapuchado y aquel rey. “Magos blancos”, fue lo que dijo, ¿a qué demonios se refería? Por su cara, el Ravenclaw tenía la misma idea que él al respecto: absolutamente nula.

Los dos extranjeros de tan extraño mundo mirarn al rey intentar ir a detener la resistencia sólo para verse atacado por una… ¿espada voladora? ¿No era eso de algún juego rpg muggle? No era momento para pensar en tonterías, aunque de pronto le dieron ganas de jugar, ¿sería por el ambiente medieval? ¡Concentración, Sebastian! Cuando volvió en sí mismo, Denzel le estaba hablando. — Es que no entiendes la historia, ¿no ves que el de la capucha era el heredero al trono pero su hermana se casó con este idiota y le ganó el puesto y por eso se odian a muerte? Y luego la envenenó para no dejar huellas —se lo acababa de inventar para darle drama a la historia que él tampoco había entendido.

Antes de que pudiese seguir tramando la historia en su mente, arrastraron al menor como rehén. En cualquier otro caso seguramente no le hubiese molestado, con lo poco empático que era el rubio, pero le habían interrumpido mientras hablaba, ¡tremendo agravio! ¿Cómo se atrevían a interrumpir su interesantísimo desvarío? Se puso de pie, sus manos todavía estaban atrapadas por las cadenas así que primero que nada debía ingeniárselas para quitarse las ataduras. Parecía que el resto de la acción se había centrado en el nigromante, el invasor y el enano que tenían preso, así que el rubio pudo explorar con la mirada el lugar buscando soluciones, ignorando totalmente la conversación.

Entonces pareció entenderlo todo, cuando un chispazo lo obligó a agacharse repentinamente para que no lo decapitara: volvió su mirada al evento sólo para descubrir la pelea, con el chico ahí levitando como una piñata. Estaban llegando al culmen del libro, ¡estaban tan cerca de regresar a casa! Entendió pronto que no habían estado ni por asomo cerca del hilo central del libro, y mucho menos eran los protagonistas de este, sólo eran dos personajes de relleno que tenían que estar para, válgase a la redundancia, rellenar el libro en cuestión y hacerlo más interesante.

¿Qué hizo Sebastian? Uso de toda su valentía para… esconderse. Sí, pretendía esconderse hasta que el libro acabase y salieran. Y hubiera servido, de no haber sido porque otros guardias lo encontraron y lo trajeron de regreso a la sala del trono. — ¡Suéltenme hijos de puta! —se quejó. Y lo soltaron, pues tuvieron que ir a detener la resistencia que se formaba. ¿Saben qué? ¡A la mierda el puto libro! Con las manos atadas todavía tomó la corona discretamente y lo que hizo fue lanzarla justo a la cabeza del nigromante, que se volvió hacia él con brío descuidando al Ravenclaw que cayó al suelo.

Mala idea. Lo supo en cuanto los ataques empezaron a caer en su dirección, cada cual más difícil de esquivar, pero distrayendo casi como un bufón al nigromante mientras el rey y de la espada se batían en un enfrentamiento. Miren qué heroico era Sebastian. ¿Podría aparecerse en el libro y marcharse lejos? ¡Ni siquiera tenía las manos liberadas, joder! ¡Y sus varitas! Pronto la sala del trono se llenó con el grupo del de la espada y los guardias tuvieron que responder a ellos, tanto como lo hizo con fiereza el nigromante. Se aproximó así hasta el Ravenclaw, tratando de ponerse a cubierto.

¿Y ahora qué, enano? ¿Se va a abrir el portal a casa, mueren todos, qué? —Denzel tampoco tenía las respuestas, pero qué más daba, él formulaba las preguntas de todas maneras.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Will Tudor
Edad del pj : 19
Ocupación : Universitario (Runas)
Pureza de sangre : Mestizo.
Galeones : 000
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Incoming
RP Adicional : ---
Mensajes : 151
Puntos : 107
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4546-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4592-relaciones-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4591-cronologia-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t5053-correo-de-sebastian-e-winterburn

Denzel Smethwyck el Vie Dic 15, 2017 10:31 pm

Al final Sebas le hacía reír y todo, a pesar de lo tensa que era la situación eran capaces de bromear y tomárselo a cachondeo ¡Que iban a morir! ¡Joder! Ah no espera, que vino ese otro señor... ¿Como decía que se hacían llamar? Ah, sí, los magos blancos. Ni que fueran monjes o algo así. Fue así como Denzel acabó por hilar la situación de la historia, pero no gracias a Sebas. Ese rey seguro tenía algo que ver en contra de los magos del lugar. Magos que, desde que los dos fueron atrapados en aquel libro, escaseaban, y los pocos que había, o trataban de escapar o eran capturados por las armaduras rojas. Estos otros que trabajaban para ese rey, que junto al encapuchado eran los únicos bajo su estandarte capaces de usar magia... ¡Basta! En resumen, que el rey y los magos tenían una conexión que los enfrentaban ¿Cuál? Bastante logro había sido pensar en todo eso cuando estaban en una situación tan crítica.

Ese grupo de magos blancos podría ser una asociación de los brujos para hacer frente al tirano. Lo que no tenía claro era por qué cazaba el rey a los brujos si él también dominaba la magia. En vez de vivir felices y contentos todos juntitos... Qué ¿A él no se le permite fantasear?

Así estaba, con su cabeza en el limbo mientras el encapuchado lo retenía en el aire, con esa seriedad se lo tomaba, solo le retenía los pies en la tierra el dolor... bueno en la tierra precisamente no, pero esa torturaba le hacía centrarse más en los presentes.

Denzel buscó con la mirada a Sebastian en un intento de pedir ayuda, pero su figura, su irritable figura que ahora necesitaba desapareció en un pestañeo, lo cual no duró mucho pues al rato le vio volver a rastras por unos guardias. La cara de póker que se le puso Denzel el verlo.

¡¿En serio?! ¡¿Sebas?! —Le reprochó quejoso y apurado. —¡Agh! ¡Ayúdame! —El encapuchado lo notó y en cuanto se fue a dar la vuelta la corona del rey fue lanzada directa a la cabeza del nigromante desde la posición de Sebas. Menuda puntería tenía para conseguir darle en aquella condición.

Denzel aprovechó la distracción para recuperar las varitas en un acto veloz y de igual modo se deshizo de los grilletes.

¡Píllala! —Exclamó el ravenclaw lanzando aquella que le correspondía a Sebas. El encapuchado ya no sabía en quien enfocar su atención, y volviéndose enfadado tras su atrevimiento le lanzó un hechizo de fulgor rojo que parecía ser mortal. Denzel se cubrió bajo el encantamiento proteico, se veía que no era nada comparado con un Avada Kedavra, y tras ello se quedó a la espera de que el universitario se uniera al duelo para pasar a la ofensiva.

De fondo estaban el líder de los Magos Blancos y el rey en un cara a cara, enfrentándose encarnizadamente con un choque de espadas y algún que otro hechizo elemental en los momentos en que se cogían desprevenidos el uno al otro. Ambos se movían muy rápido y dejaban estelas a su alrededor, sus espadas parecían estar imbuidas bajo encantamientos para darle fuerza y con cada choque creaban una descarga al rededor que hacía imposible a cualquiera acercarse.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Cole Sprouse
Edad del pj : 17
Ocupación : Universitario
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 15.666
Lealtad : Neutral
Patronus : ---
RP Adicional : ---
Mensajes : 438
Puntos : 203
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4453-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4456-relaciones-de-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4457-cuaderno-de-bitacora-cronologia http://www.expectopatronum-rpg.com/t4499-lechuceria-denzel-smethwyck
Denzel SmethwyckUniversitarios

Sebastian E. Winterburn el Mar Dic 19, 2017 2:28 am

El universitario se inventó toda una historia respecto a aquello, bromeando respecto a los reyes y los agresores y todo aquello. La verdad es que tampoco intentó buscarle un verdadero sentido al libro, él ya quería marcharse de ahí, quizá le preguntaría a Denzel si había entendido algo cuando saliesen del libro, pero sólo en ese momento se lo preguntaría. En fin, la situación se volvió… agresiva. Entre que tomaron a Denzel como rehén y todos aquellos problemas que vinieron después que le hicieron ver bastante evidente que la mejor decisión no era otra que la de marcharse y esconderse hasta que todo pasara.

Sí, vale, no fue lo mejor que pudo hacer. Y Denzel tenía razón en reprocharle, más o menos. Así que cuando el Ravenclaw le dijo que lo ayudase, lo que hizo fue tomar la corona que había rodado y se la lanzó al nigromante. Toda la suerte de su lanzamiento se vio mermada cuando Denzel le quitó la varita y le lanzó la suya, pues se había caído hasta el piso y tuvo que agacharse a regañadientes por ella, distrayéndose de modo que el hechizo rojo lo tomó por sorpresa, pero se notaba que no era demasiado potente por lo fácil que consiguió evitarlo el otro.

Se acercó a Denzel. A pesar de todo, lo único que tenía claro era que tenían que cubrirse las espaldas entre ellos (y sí, eso lo descubrió después de su intento de escape). Eran los únicos que venían del mismo mundo y ya habían notado que ese mundo podía herirlos, no podía ser falsa la hinchazón de su nuca del golpe de pala que había recibido. Esos jodidos jardineros y sus técnicas milenarias de protección de jardines. En fin, el tema era que había llegado al lado de Denzel y tenía la varita en ristre esperando el momento en que tuviese que intervenir con la varita.

Eh, enano, ¿sabes cuáles son los buenos y cuáles son los malos? —le preguntó al otro para asegurarse a ver cuál era la opción que debía coger. Estaba seguro que los que estaban del lado del rey no eran aliados, pero no sabía si los otros lo eran. — ¡Incarcerous! —lanzaba el hechizo al nigromante, intentando atraparlo en las cuerdas de aquel hechizo, pero no lo conseguía puesto que aquel hombre también se estaba consiguiendo defender como ellos lo hacían de los hechizos que les lanzaban.

Lo estaba poniendo nervioso, además, todo el tema del rey y el líder de los otros que estaban peleándose con tal fiereza que le crispaba los nervios, con esas descargas de energía cada vez que sus espadas chocaban. Le recordaba a esa película de pokémon donde Mew peleaba contra Mewtwo en dos bolas de energía que chocaban y hacían retroceder a la otra cada vez que se golpeaban. Momento friki del día, no podía faltar. Volviendo a concentrarse en la pelea con el nigromante, estaba intentando atraparlo sin usar hechizos ofensivos directamente, ya que se habían llevado un buen escarmiento luego de las armaduras de los guardias rojos.

Entonces tuvo una grandiosa idea. Bueno, definamos grandioso. Más o menos fue un grito de: — ¡Cuidado enano! —cuando una de sus cuerdas se sujetó al trono del rey y cruzó con un tirón la habitación hasta llevarse en el camino al nigromante que distraído no contó que la cuerda fallida iba a taclearlo de esa manera tan brutal. No tuvo tiempo a recomponerse cuando unas nuevas cuerdas ya lo ceñían con fuerza en el suelo, intentando romperlas al menos por el cuello para no dejarlas limitar su respiración.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Will Tudor
Edad del pj : 19
Ocupación : Universitario (Runas)
Pureza de sangre : Mestizo.
Galeones : 000
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : Incoming
RP Adicional : ---
Mensajes : 151
Puntos : 107
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4546-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4592-relaciones-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t4591-cronologia-de-sebastian-e-winterburn http://www.expectopatronum-rpg.com/t5053-correo-de-sebastian-e-winterburn

Denzel Smethwyck el Jue Dic 28, 2017 2:29 am

Resultaba gracioso pensar que todo se decidiera allí, en la sala del trono, ajenos a la batalla que estaba sucediendo fuera del lugar. Como si el resto de soldados no significaran nada y sin embargo estaban desempeñando un papel muy importante ¿Te imaginarías tener que pelear además con cincuenta armaduras rojas además de sus cabecillas? Sí, estaban haciendo un buen papel, lo tenían todo muy bien pensado después de todo.

Y... Volviendo a la "realidad", en su pelea contra el nigromante, esa lucha, era un dos contra uno. Tenían la ventaja y debían ganar. —No sé quién se considera bueno o malo, pero lo mejor es que le sigamos el juego a aquel que por lo menos no intenta encarcelarnos —Sebas terminó siendo el loco de la cuerda y Denzel se apartó a un lado de un salto, como peatón cuando un loco conductor decide que la acera es su carretera —¡¿Qué haces?! —Se quejó cuando la liana recorrió la habitación en ese extremo que casi atraviesa su cuerpecito. No estaba hecho para combatir en equipo, pero ¡Vaya si resultó efectivo!

¡Buena esa! Deja que te ayude —Iba a acercarse para rematarlo, y aunque parecía ya inconsciente, todo resultó ser una sucia técnica de engaño. Cuando el universitario se dio la vuelta el nigromante aprovechó para actuar y atacarle a traición.

¡¡Sebas!! —Denzel se dio cuenta de ello, pero cuando fue a noquearlo había sido demasiado tarde. Cada maldición que usaba ese brujo de cuento era tan distinta al de la vida real... No sabía qué le había lanzado a Sebas, un rayo rosa, pero no parecía haberlo dejarlo inconsciente. Era evidente que no podían permitirle más acciones, antes de que fuera peor y aprovechando la oportunidad se apresuró y decidió dejarlo fuera de juego mediante Stontue. Luego se volvió a su compi de cuento, preocupado por lo que podría haber causado en él, aunque aparentemente parecía estar perfectamente.

¡Sebas! ¿Estás bien? —Lo analizó. No estaba tan bien como parecía, un aire de ensoñación resultaba evidente en él, que no despegaba el ojo de la pelea que estaban teniendo el rey tirano y el mago blanco ¿Estaba hipnotizado? El rey se percató de ello, además de la derrota de su lacayo, que parecía haberlo enfurecido y de una acción rastrera, una patada en el pecho a sabiendas de que a su espalda se encontraba una de sus figuras de piedra decorativa, golpearía su cabeza y así se libraría de el por un tiempo. Luego se abalanzaría sobre los alumnos para acabar con quienes no debían estar ahí.

Estaba dispuesto a matarlos, pero hubo algo que le extrañó de tal manera que se detuvo en el acto —¿Sebas? ¡Reacciona! —Denzel chasqueó los dedos frente a su cara, pero no conseguía su respuesta, en su defecto intentó desarmar al rey, mas de igual modo fue inútil, solo consiguió que lo mandara a volar en respuesta, hasta chocar contra una pared.

¿Qué te pasa insecto? ¿Te han dejado atontado? —Esta vez dirigiéndose al rubio —¡Jah! Os pasa por subestimar a mi consejero... Me lo ha dejado demasiado fácil —En ese momento fue a alzar su espada con la intención de partirlo en dos de un tajo, pero ¡¿QUE?! ¿Sebastian le estaba dando... ¿Un beso? ¡¿Al rey?! Debía ser eso los efectos del hechizo del embrujo al que le había sometido ¿Era consciente de lo que hacía? Denzel no cabía en sí de lo que estaba viendo, no sabía si reír o qué, pero la espada del rey se había detenido y el mago blanco estaba despertando. Esa situación fue crucial para que quien había venido a derrocar al rey aprovechara y atravesara por detrás al villano de cuento con su arma.

Q... Qu... Qué... —Todo sucedió tan rápido, el desconcierto se notaba con tan solo echar un vistazo en el Ravenclaw.

No tenemos tiempo, tenemos que liberar a los nuestros ¡Seguidme rápido! —Hacía señas dando por hecho que eran brujos pertenecientes a su bando, a su mundo, pero ¿Qué iban a decirle? Mejor era seguirle el juego ¿Y Sebastian? ¿Había recuperado el control de sí mismo? ¡Que le explicara qué había pasado!

No me mates xd:

Chupito por cada vez que grito Sebas en este post
El merito de la idea del beso es de Ryan XDDD
Controlé un poco ese detalle de tu pj por el hecho de estar bajo la maldición del brujo pero si quieres que lo edite me lo dices y sin problema ^^
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Cole Sprouse
Edad del pj : 17
Ocupación : Universitario
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 15.666
Lealtad : Neutral
Patronus : ---
RP Adicional : ---
Mensajes : 438
Puntos : 203
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4453-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4456-relaciones-de-denzel-smethwyck http://www.expectopatronum-rpg.com/t4457-cuaderno-de-bitacora-cronologia http://www.expectopatronum-rpg.com/t4499-lechuceria-denzel-smethwyck
Denzel SmethwyckUniversitarios

Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.