Situación Actual
14º-20º
18 mayo -> luna nueva
Entrevista
Administración
Moderadores
Últimos Mensajes
Awards
Gwendoline Edevane pj destacado
JOAHNNE & EDWARD Pjs destacados
¿Sabías que...?
Redes Sociales
2añosonline
Discord oficial

So we chase forever | Priv. Ian Howells

Joahnne Herondale el Dom Mar 04, 2018 5:03 am

Recuerdo del primer mensaje :

So we chase forever | Priv. Ian Howells - Página 2 FmK3VRl

-Pelirroja, yo no estoy solo pero quiero algo contigo. Ya sabes, un poquito de diversión.- murmuró despacio en su oído un rubio sin vergüenza alguna. Los ojos de Joahnne se abrieron a la par de su boca dándole toda una expresión de horror. Era lo que le faltaba en aquel curso. –Me ponen las planas como tú.-  con rabia cerró los ojos intentando encontrar la paciencia, la cual había dado un último aviso de que se iría en un segundo si añadía un bocadillo más el pervertido. -Vamos,  sé que te gusto y que te encantaría vérmela.- Listo, ahí podemos ver como se marchó ese monigote llamado “paciencia” de la mente de Joahnne negándose a volver, con una maleta bien equipada y saludando a otro que se hacía llamar “furia” para que tomase su lugar.

La siguiente media hora transcurrió en  silencio, podían solo escuchar hablar al profesor ejerciendo su materia en el aula. Nadie estaba conversando. ¿Por qué? Esta clase era demasiado conocida por sus exámenes sorpresas, era una de las maneras para que los estudiantes no se pierdan y estén al día. Una que otra pregunta fue resuelta en los minutos restantes.

Finalizó el profesor ignorando los murmullos de la pelirroja y el acosador de turno que regresaban a la marcha. –Te dije que no quiero nada.- El resto exclamó con alivio tapando la conversación con sus propias conversaciones banales. –No es no.-

Bruscamente se levantó del asiento, caminó determinada hacia la salida dirigiéndose al pasillo. Por supuesto, estaba acompañada por el insistente de su compañero que no paraba de parlotear a su lado. Tomando su mano le dejó sobre la palma un dibujo obsceno. –No te la vas a perder ¿No? Te voy a esperar en el aula de anatomía así puedes aprender un poco sobre el cuerpo de un verdadero hombre.-

¿Podía ser mucho más trillada esa frase? No lo sabremos porque el dueño de esas palabras se fue dejándola con un papel que contenía, luego de desdoblarlo para observarlo, un dibujo de un pene y por debajo una pequeña regla describiendo que tan largo era. -¿15 cm?- se cuestionó sin mediar el volumen de voz.

La única vez que vio supuestamente un pene fue cuando estaba en Hogwarts. Y supuestamente había visto el de su mejor amigo. Y supuestamente habían tenido sexo. Y supuestamente había perdido la virginidad con él. Y supuestamente la quería. Y decimos “supuestamente” porque no recuerda nada del suceso, estaba demasiado alcoholizada como para que su memoria funcionase como la gente. Solo se enteró por una nota que Rubén había dejado antes de irse a la mierda sin avisar si estaba vivo o si se cruzó de vereda yendo al lado oscuro. Nada, ni un mensaje. Ni una explicación coherente de cómo se acostó con su mejor amiga ebria.

Spoiler:
So we chase forever | Priv. Ian Howells - Página 2 1HXNf6v


Última edición por Joahnne Herondale el Miér Mayo 02, 2018 6:02 pm, editado 2 veces
Joahnne Herondale
Imagen Personalizada : So we chase forever | Priv. Ian Howells - Página 2 Tumblr_static_amy_pond_-_the_angels_take_manhattan__3_
RP : 8
PB : Karen Gillan.
Edad del pj : 20
Ocupación : Fugitiva.
Pureza de sangre : Mestiza.
Galeones : 11.151
Lealtad : Orden.
Patronus : -
RP Adicional : 000
Mensajes : 165
Puntos : 71
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5665-id-joahnne-herondale http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/t5675-cronologia-de-joahnne-h#83558 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5769-correo-de-joahnne-herondale

Ian Howells el Lun Ago 06, 2018 10:16 pm

Uff… eso sí daba mal rollo. Qué cabrón, tirarse a su mejor amiga sin contemplaciones y encima abandonarla sin dejarle claro si usaste o no protección. ¿Os imagináis, Ian y Joahnne con dos niños por ahí alardeando de ser subnormales por tener sexo sin protección? Hubiera sido una risa, sin duda. -¿Follar duro? ¿Por quién me tomas? ¡Que me canso! -Y soltó una carcajada. -Lo de chico malo quizás, pero es solo apariencia. Esto de ir tatuado me hace parecer un rebelde, pero en verdad soy un cachito de pan. Y soy capaz de hacer sexo vainilla. De hecho a veces lo prefiero. -Confió sin ningún tipo de segundas intenciones ocultas. Era tal cual lo había dicho, pero no quería que Joahnne se quedase con esa fea observación de él en donde parecía no tener ni sentimientos ni emociones. ¡No, jopé! Ian era más humano que muchos, con la única diferencia de que le gustaba divertirse, ¿vale? ¡Y el sexo era un método fascinante para ello! No entendía por qué la gente le daba tanta importancia y tergiversa las cosas.

Cuando gritó su nombre, quejándose, no pudo evitar seguir riendo. ¡Pero qué fácil era poner a la pelirroja más roja de lo que ya era! En serio, ponerla en evidencia con aquellos temas era demasiado fácil. -Tú me haces ser bocazas, pelirroja, me lo pones demasiado fácil con tus comentarios. No me puedes ir diciendo en mitad de la universidad que te has imaginado chupándome el miembro, ¿sabes? ¿Qué quieres, que me lo calle? ¡Eso no se lo puede callar uno! Bueno, en fin, si en algún momento quieres llevar eso a la realidad, me avisas que yo me ofrezco voluntario como tu profesor. Todo meramente metodológico y profesional, repito.

***

Caminó junto a Joahnne hacia la casa de los Howells, en chanclas y pantalones cortos. Su vestimenta era de lo más chana, pero le gustaba estar cómodo. De hecho no tenía ni calzoncillos. ¿He dicho ya lo mucho que le gusta a Ian ir por casa sin calzoncillos? ¡Libertad para el trío! -Yo también espero que no herede mi estupidez. Creo que no me soportaría, soy demasiado genial. -Le guiñó un ojo, molesto y divertido.

Hablando de la madre de Ian… la que les esperaba. -Me ha sacado de varias mierdas, ¿eh? La verdad es que es una madre de la hostia, la quiero un montón. A veces es un poco intensa, también un poco pesada… pero mejor madre y mejor abuela no he visto yo. Además, menos mal que ha tenido mano dura conmigo o imagínate todavía como hubiera salido si me lo hubiera consentido todo, ¿eh? Ya tendría a mi ejército de niños revoloteando por todo Godric. -Y rió, rascándose la cabeza. -Sí, esa es mi casa.

Llegaron a la entrada de la casa, una entrada que estaba perfectamente encajada en la parte baja de una colina, dando la sensación de que toda la casa estaba en el interior de dicha colina. En realidad era así, ya que muchas habitaciones no tenían habitaciones para el exterior, siendo todo lo que se veía puramente mágico. La casa sólo tenía una salida al otro lado, que daba a una piscina y un gran patio. Del resto, lo único que se veía además de las dos entradas era la parte de arriba de la chimenea, así como varios ventanales superiores, en el techo.

-¿Ian? -Preguntó Cassidy al escuchar abrir la puerta, desde el salón.

-¿Mah? -Respondió el hijo, cerrando la puerta después de que entrase Joahnne.

-¿A donde fuiste? Ven, Perseo está llorando. -Y no hacía falta que lo jurase, ya que esos berridos se escuchaban en cualquier parte.

-Fui a buscar a la amiga que te dije que vendría, que se perdió por el camino. -Entonces se acercó a la madre, cogiendo a Perseo en brazos mientras lloraba. El niño, sin embargo, estiró los brazos hacia Ian, queriendo abrazar el cuello de su padre. -Joahnne, esta es mi madre Cassidy. Mami, esta es Joahnne. Es una compañera de Hogwarts, íbamos al mismo curso. Ha venido a conocerlo a él, obviamente, no a ti.

Cassidy fingió indignación.

-Normal, se ha convertido en el protagonista de los Howells, aunque es mucho más agradable cuando no llora. Se parece a su padre, lo que Ian tiene de pesado, él lo tiene de llorón. -Se metió la madre con el hijo, para entonces mirar a la pelirroja. -Un placer, cariño. Siéntete como en tu casa y perdona el desorden, cada vez que Perseo pasa aquí tiempo esto se vuelve un desastre. Voy a pegarme una ducha, que estoy cansada. -Y cuando se fue a ir, se tomó la libertad de tocar el pelo de la pelirroja. -Me encanta el tono de tu pelo, ¿es natural?

-No, yo creo que es rubia y se tiñe. -Dijo Ian, divertido, dándole unos golpecitos a Perseo en la espaldita para ver si así eructaba y dejaba de llorar por los gases.

-No le hagas caso, yo creo que su retraso proviene de que de pequeño se me cayó en la cuna, pero no le digas nada. -Y le guiñó un ojo a Joahnne, para entonces sacarle la lengua a su hijo e irse.

-Madres para esto… -Se quejó con diversión, para poco a poco ir notando como Perseo ya dejaba de llorar. Repentinamente… “grrrrr” un eructo salió de la boca de su hijo. -¡Así me gusta! -El niño rió, aún con los ojos empañaditos de la llorera. Fue entonces cuando lo giró hacia adelante, para mostrárselo a Joahnne mientras con el babero le quitaba la baba que se le caía por la comisura del labio.
Ian Howells
Imagen Personalizada : ¿Quieres un besito volaooo?
RP : 8
PB : Trevor Wentworth
Edad del pj : 21
Ocupación : Tatuador
Pureza de sangre : Limpia
Galeones : 13.710
Lealtad : Págame.
Patronus : No tiene
RP Adicional : +2F
Mensajes : 942
Puntos : 654
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t1174-ian-howells http://www.expectopatronum-rpg.com/t1177-what-about-a-drink-ian-s-relathionship http://www.expectopatronum-rpg.com/t1291-ian-howells-s-cr http://www.expectopatronum-rpg.com/t1192-correo-de-ian-howells#22200
Ian HowellsMagos y brujas

Joahnne Herondale el Lun Sep 10, 2018 11:11 pm

Decir que era mala con las direcciones era un eufemismo porque no lo era solo en ese grado, rebasaba todo lo que uno podría pensar. Podía ser aventurera, comentarte que quería viajar sin restricciones y perderse en nuevas culturas pero nunca le des el nombre de una calle para que se dirija hacia allí sin siquiera un mapa que le acompañase porque sería la primera en llamarte para que vayas a buscarla porque no sabía dónde se encontraba parada.

Llamar a Ian había sido otra mala idea pero era el único que podría hacerla llegar puesto que era su casa. Y podríamos detenernos en este punto para analizarlo, brevemente. Joahnne, años atrás si le comentabas que estaría yendo por su voluntad a la casa del Slytherin que muchas veces la molestó por ser una “frígida” pues estaría riéndose en tu cara porque no lo creería. Mucho menos si mencionabas que ella se encontraba emocionada por la situación. No, no. No era para nada una broma. Realmente estaba ilusionada con llegar pero no por su ex compañero de colegio sino por el niño de este –que rezaba a cualquiera para que no fuese igual de idiota que su padre- que era precioso o eso era lo que había visto en fotos. La simpatía de la pelirroja hacía congeniar con los niños pequeños, su sueño era estar rodeada de un montón de ellos pero no era más que algo platónico porque tampoco asimilaba la idea de estar abierta de piernas haciendo salir algo del tamaño de una sandía por donde todos sabemos. Gritos, llantos, horas y horas de parto, sudor en lugares recóndito y un doctor diciéndote “ya está por salir querida, vamos, tu puedes” como si fuese una clase de pilates diciendo que el dolor es salud.

Sus piernas posibilitaban no perderle el ritmo al castaño, bufó ante la arrogancia destilada. –Tú nunca cambias aunque si lo hicieses sería extraño,  más allá que tengas un hijo, estás igual.- recordó el meme que una vez pudo ver como se hacía famoso en internet. Joahnne amaba los dos mundos, parecía como esa castaña que utilizaba una peluca rubia para hacerse pasar por una famosa cantante mientras cantaba “Lo mejor de los dos mundos” con una melodía bastante pegadiza. Gracias a su familia, añadamos, es que podía hacer tales referencias con el mundo muggle.

La madre de Ian, no la conocía completamente pero sí que había presenciado una que otra escena a la vuelta de clases o cuando este intentaba ignorar el hecho de los gritos y aún más altos eran estos. –Si no hubiese controlado la fiera que hay en ti seguro que eso hubiese ocurrido, ni hablar de las demandas de padres angustiados y enfurecidos por embarazar a sus hijas.- añadió con diversión porque sabía que no estaba lejos de la realidad.

Esa casa era una colina. Una colina que es una casa. ¡Eran hobbits! O eso parecía con lo poco que estaba observando y los escasos minutos que pudo ver de la película porque el sueño pareció vencerla a los quince minutos cuando su padre creyó que la obsesión por la saga podría ser heredable. Una gran entrada los esperó, la pelirroja no comentó sobre las decoraciones, nada. Una mujer preguntó al instante en el que entraron a la morada.

-Con su permiso…- murmuró cuando dio los primeros pasos. Los sollozos del bebé obnubilaron su razón, se acercó junto al padre del niño para dar con la escena. ¡Miren el amor que había entre ellos dos! Ese niño lo amaba con locura y estaba comprobado por como sus bracitos intentaban aferrarse del cuello de Ian.

Las presentaciones no faltaron y con una sonrisa para todo cordial contestó.- Hola, soy Joahnne. Bueno, Ian ya me presentó ahora que lo pienso por lo que ya sabe mi nombre pero… Es que, ¿Y cómo le hago? Le sonrió y le doy un abrazo o solo digo “hola”. Eran muchas opciones como para analizarlas una por una.- una mueca de disgusto se observó en su rostro. Estaba nerviosa y los vómitos verbales no parecían ser sus mejores aliados en este momento.- Disculpe, me puse nerviosa. Muchas gracias por dejarme pasar, como dijo Ian, solo vine a conocer a este Howells pequeño que enamora con simples fotos de él. ¡Y en persona es aún más tierno!- aclamó ante la imagen que recibía del niño.

Un escalofrío recorrió su espina dorsal al sentir como tocaba su cabello, era demasiado sensible con aquello al tal punto de avergonzarse cuando salía de sus labios gemidos de sorpresa. En esta ocasión, no sucedió, menos mal. –Sí, es nat…- se vio interrumpida por el castaño que volvía a tratarla de rubia. Rodó los ojos. Pobres rubias. Negó y sonrió ante la defensa gratuita.- Por cierto, soy pelirroja natural, no me tiño.- fulminó con la mirada al hijo de Cassidy.

Se tomó la libertad de hacer uso del sillón, siendo obediente ante las palabras de la mujer que le había permitido estar por aquella casa como si fuese la propia. Aunque mejor que no se sintiese tan libre porque la escases de ropa –para andar entre casa-  y la cantidad de libros que dejaría por el lugar no sería para nada agradable. –Pero mira que niño más precioso que hay en esta habitación.- hizo una que otra mueca para que este sonriera. Sostenía que Ian tenía buenos genes porque ese niño había salido hermoso, tampoco le quitemos créditos a su madre. -¿No se te complica criarlo mientras estudias? Aunque veo que recibes mucho apoyo de tu familia.- cuestionó Joahnne cruzándose de piernas y alejando un mechón de cabello.  –Creo que si tuviese un hijo no podría despegarme de él ni por un minuto.- admitió sin sacarle un ojo al bebé, no se animaba a tocarlo. Tal vez y se había convertido en un loco Ian –muchos años pasaron- como para cortarle una mano. Arriesgándose, preguntó. - ¿Dónde está el baño? Me gustaría cogerlo pero antes un poco de higiene no estaría mal.- sin mencionar que el móvil tenía millones de gérmenes como para toquetearlo después de haberse aferrado a ese artefacto porque estaba más perdida que Perdín. ¿Conoces a Perdín? Ese sujeto que se perdía con suma facilidad. Nadie quiere ser Perdín.
Joahnne Herondale
Imagen Personalizada : So we chase forever | Priv. Ian Howells - Página 2 Tumblr_static_amy_pond_-_the_angels_take_manhattan__3_
RP : 8
PB : Karen Gillan.
Edad del pj : 20
Ocupación : Fugitiva.
Pureza de sangre : Mestiza.
Galeones : 11.151
Lealtad : Orden.
Patronus : -
RP Adicional : 000
Mensajes : 165
Puntos : 71
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5665-id-joahnne-herondale http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/t5675-cronologia-de-joahnne-h#83558 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5769-correo-de-joahnne-herondale

Ian Howells el Mar Oct 09, 2018 11:42 pm

"Tu nunca cambias, más allá de que tengas un hijo, estás igual"

Eso dijo ella, pero en realidad no era así. Ian había cambiado mucho, pero dejarlo ver con alguien como Joahnne, que le recordaba a quién fue en Hogwarts, no era algo que hiciera normalmente. Sin embargo, había madurado: había aprendido a cuidar de alguien más que de sí mismo, había conseguido estudiar y aprobar más de la mitad de las asignaturas y encima dedicar tiempo a su sueño, que era ser tatuador. Y, por mucho que pudiera decirle a Joahnne, pues ya era cosa de un juego entre ambos que, al menos a Ian, le divertía muchísimo, ya Ian no iba por ahí haciendo una lista de sus ligues. Y era mucho más paciente con esas cosas. -Bueno, será que estoy igual. ¿Para qué cambiar si las cosas van bien? -Dijo sin darle muchas vueltas al asunto, sonriendo divertido. Él en parte no quería aceptar que había cambiado, eso de hacerse adulto le daba cada vez más caquita.

Cuando entraron a la casa, Ian se carcajeó de la timidez y nerviosismo de Joahnne frente a su madre. Cassidy podía imponer mucho si se lo proponía, pero de normal era una mujer de lo más carismática y cercana que no te pondría en ningún aprieto social. Por suerte para Joahnne, Cassidy pareció entender su incomodidad y decidió irse para darle un poco de espacio a los amigos con Perseo de por medio.

Ian se sentó al lado de ella en el sillón, para negar con la cabeza. -Bueno, entre tú y yo sabemos que los estudios nunca se me dieron del todo bien, pero igualmente no tengo a Perseo siempre. Al no estar con su madre nos dividimos la custodia y evidentemente ella lo tiene mucho más que yo por disponibilidad. Yo entre que estudio e intento hacerme un hueco como tatuador... pues tampoco es que tenga demasiado tiempo libre. -Se encogió de hombros. -Y es una crianza compartida, en realidad, así que todo va bien. Yo tenía la misma sensación la primera vez que lo cogí... -Le dijo, divertido. -Pero al final te haces a vivir así y disfrutas de los momentos en donde estás con él y ya.

Le indicó en donde estaba el baño, que estaba justo a mano derecha antes de subir las escaleras, justo debajo de éstas. Él, mientras tanto, esperó pacientemente allí mientras seguía dándole unos golpecitos en la espalda para que eructase otra vez, pues seguía con esa cara de estreñido que evidenciaba que algo no iba bien con sus gases.

Cuando Joahnne volvió y se sentó de nuevo en el sofá, Ian no se lo pensó dos veces y puso a Perseo sobre el regazo de su amiga sin previo aviso. Perseo la miró con curiosidad e Ian cogió una toallita para ponérsela en el hombro a Joahnne, no fuese Perseo a vomitarla y mancharla por todos lados. Lo cual sería super divertido, en realidad, pero tampoco quería joderla, además de que los vómitos de Perseo solían ser contundentes. -Venga, trabaja, dale unas palmaditas en la espalda hasta que vuelva a eructar, que mi madre siempre le da comer hasta que se queda como una bolita. Si consigues hacerlo eructar, te dejo que juegues con él un rato. -Le propuso como reto. -No le des muy arriba, sino por aquí. -Y sujetó su mano para colocársela en la zona buena de la espalda.

Ian se levantó entonces y se fue sin previo aviso a la cocina, dejándola a solas con Perseo durante aproximadamente dos minutos, ya que el chico volvió con dos batidos de chocolate, batiéndolos por el camino. A todo el mundo le gustaban los batidos de chocolate, por lo que fue a por uno en vez de preguntar si quería algo en específico. Así era Ian. -¿Qué, como lo llevas? ¿Te haces a él? ¿Ya te entró instinto maternal? Cuando quieras te hago un hijo, eh. -Y le enseñó el batido. -¿Te lo abro? -Dijo, en referencia al batido. -Está frío.

Y, cuando menos se lo esperaban ambos, el silencio lo gobernó un pequeño eructo de Perseo, el cual, tras echárselo, echó una mirada divertida a ambos mientras se llevaba sendos puños a la boca.
Ian Howells
Imagen Personalizada : ¿Quieres un besito volaooo?
RP : 8
PB : Trevor Wentworth
Edad del pj : 21
Ocupación : Tatuador
Pureza de sangre : Limpia
Galeones : 13.710
Lealtad : Págame.
Patronus : No tiene
RP Adicional : +2F
Mensajes : 942
Puntos : 654
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t1174-ian-howells http://www.expectopatronum-rpg.com/t1177-what-about-a-drink-ian-s-relathionship http://www.expectopatronum-rpg.com/t1291-ian-howells-s-cr http://www.expectopatronum-rpg.com/t1192-correo-de-ian-howells#22200
Ian HowellsMagos y brujas

Joahnne Herondale el Dom Nov 11, 2018 8:26 pm

Recapitulemos este encuentro porque hasta la misma Joahnne se encontraba perdida. ¿Cómo es que sus días pesimistas -en los cuales solo se disponía a estudiar de una manera poco alegre- pasó a estar teniendo una “cita” con Ian para conocer a su hijo de una manera totalmente espontanea? Que, oigan, no está para nada mal y eso de ser un poco un tiro al aire lo había sido hace unos años pero no, precisamente, con este castaño y mucho menos en estos días donde había estado lloriqueando como una drama queen sobre su vida. Pero ahí es donde debemos recordar que estaba con esa misión estúpida de tener amigos porque Geraldine dentro de nada explotaría de tanto melodrama.  

Y a  Joahnne siempre le encantaron los niños. Disfrutaba de cada reunión “familiar” que sus padres tenían con amigos para celebrar las fiestas y con ello, la visita de pequeños que correteaban alrededor de los adultos que intentaban preparar la cena del día. Tiempo atrás, deseaba tener un hermanito con el cual jugar sobre asombrosas aventuras o una hermana de la cual enorgullecerse pero nunca ocurrió. Por esto no era extraño que haya pasado de la personalidad de su ex compañero de clases para conocer un pequeño retoño. Encogiéndose de hombros, pasó de la pregunta de Ian. Si bien había cuestiones donde la pelirroja hacía hincapié para argumentar su “No has cambiado”, reconocía que en otras era un tanto extraño verlo accionar. ¡Tenía un hijo! Si hace unos años le preguntaban si veía al Slytherin con un niño y con sus fotos como un padre todo baboso, se hubiese reído y mandado a la enfermería a quién se le ocurriese tal desfachatez.

La timidez no era una característica demasiado presente en la pelirroja. A pesar de esto, con la madre de Ian no podía reaccionar de otra manera que no fuese así. La mujer era intimidante con tanta personalidad por la vida. No tuvo tiempo siquiera de rectificar su nerviosismo, la mujer salió de escena prontamente entendiendo aquello como una incomodidad para Joahnne. Con una sonrisa apenada intentó disculparse, o esas fueron sus intenciones.

El castaño no tardó en sentarse en el sillón y con él, la presencia de Perseo captaba toda su atención. –Es verdad que los estudios no eran tu fuerte. O mejor dicho, no le dabas la relevancia necesaria como otros.- refiriéndose a ella.- Pero que hayas decidido seguir en una universidad dice mucho de ti, Ian.- admitió aunque esperaba que no le diese relevancia, podía ser una simple frase pero le podía subir el ego y era lo último que quería.-¿No fue motivo de problemas la crianza compartida? Ya sabes, uno puede ser egoísta y que todo sea de uno…- murmuró inmiscuyéndose aún más en su vida. ¿Era siquiera correcto? No lo sabía, ni intentaría limitar su curiosidad porque era en vano. Terminaba más inquieta de lo normal la pelirroja.

Siguió las indicaciones hacia el baño, resopló viéndose al espejo hasta que sintió como en su bolsillo vibraba el móvil. Paseó su índice frente a la pantalla desbloqueándolo. ¿Un mensaje de Geraldine? ¿Qué se había olvidado? Con curiosidad –como si no estuviese presente siempre esta- leyó el mensaje sonrojándose a medida de que sus ojos recorrían aquellas letras.


Dinne
Me van los coños, no jodas.
JOAHNNEEEEEEE

¿Dónde estas?

Eh, sigues viva siquiera ¿no?

Vale, soy una pesada pero es que tu NUNCA SALES

Si, sonó patético, acéptalo

Me contó Emily que estuviste hablando con un chico y no te quiso interrumpir, pillina.

Disfrútalo que necesitas relajarte 😏

😘😘😘  



Contestó vagamente que volvería en una hora más tardar, que no hiciese de ello un escándalo. Con el corazón repiqueteando furiosamente ante las suposiciones que estaba teniendo su compañera se envolvió las manos con jabón para luego enjuagarlas con sumo cuidado. Se recubrió las uñas con jabón, lo que menos deseaba era contaminar al pequeño. Sin embargo, era bastante delicada en ese aspecto. No encontrarías suciedad por debajo pero si un poco de grafito o acuarela, que eso tampoco era ideal tener encima si quería coger un niño.

Suspiró mientras salía del cuarto de baño, decidió ignorar la lluvia de mensajes “alentadores” que Geraldine le enviaba. Pronto, cuando tuviera en sus manos ese aparato electrónico, elevaría unas tres veces más el carmesí de sus mejillas con la cantidad de suposiciones atrevidas. –Ahora si puedo cargarlo.- sonrió al sentarse en el sofá. Sin previo aviso, el niño fue pasado a su regazo. -¡Eh!- exclamó ante la sorpresa aunque rápido lo olvidó. Perseo la miraba y sin sentir como le ponían una toallita en su hombro comenzó a hacerle muecas aunque la sonrisa predominaba en todas ellas. –Hmm… vale, puedo con eso.- aceptó el reto mientras lo acomodaba contra ella, sentía como el pequeño corazón repiqueteaba y sintió morirse de ternura. Una, dos palmaditas hasta que Ian le aconsejó hacerlo un poco más abajo. Joahnne se le quedó observando por unos segundos, insegura de como tomar aquello. Toda una colegiala era, se quería dar una bofeteada mental.

Desapareciendo, la pelirroja se adaptó al peso del niño mientras hacia su trabajo de hacerlo eructar. ¿Así sería tener un niño? Mejor dicho, esto hubiera pasado de quedar embarazada. No sabría cómo habría hecho con Hogwarts pero estaba completamente segura que lo hubiese tenido. Joahnne, indistintamente, agradecía que no hubiese sido esa la ruta de su vida puesto que su mejor amigo había huido instantáneamente luego de su primera vez. Se sobresaltó con la vuelta de Ian pero no quedó sin palabras. –Si.- respondió a una de las tantas preguntas, sus pensamientos le jugaron una mala pasada y se los imaginó a los dos en plena creación de bebés. ¡Basta de libros eróticos! Pensó. –Digo, lo del batido. No digo que no me haya entrado instinto maternal y menos que no quiera un hijo tuyo pero…- resopló.- Olvídalo, abre el batido por favor.- resignada a que su destino al lado de ese chico era ser humillada por este.  Que tampoco es que se metiera mucho con ella, eran bromas inofensivas y no le hacían daño pero el sentir sus mejillas arder tampoco era algo por lo que muera por tener.

Una, dos, tres palmaditas más y un eructo que la hizo sonreír. ¡Lo había logrado! Perseo divertido se llevó los puños a la boca y Joahnne quería una foto de él. ¡Era demasiado tierno! Sus ojos recorrieron la habitación buscando a Ian. –Foto, foto. Es muy lindo.- ante la confusión lo señaló.- Tómale una y envíamela, por favor.- le pidió mientras no perdía la alegría contagiosa.  

Los minutos pasaron, entre risillas de Perseo y batidos compartidos, hasta hacer una hora. Y como quien no quiere la cosa, Joahnne fue invitada a cenar por la madre de Ian que imponiendo su presencia no recibió una negativa.

Residencia.

-Con que a estas horas vuelves a casa jovencita.- una voz familiar la recibió haciendo que quedara estática en el umbral. –Así te quería pescar, con una sonrisa y satisfecha de tanto sexo ¿No?- movió sugestivamente las cejas su compañera de habitación mientras su pareja reía de fondo. Ambas con ropa y gracias a ello, Joahnne suspiró  de tranquilidad.

-No he follado, era un ex compañero de Hogwarts que seguramente conoces. ¿Cómo no conocerlo?- recordó su historial en ese castillo.- Y fui a ver al niño, solo por eso.-

-Ahora te gustan los hombres de familia, miren a la pelirroja. ¡Nos tienes que contar los detalles! Y para la próxima…- Geraldine la escaneó de arriba hacia abajo buscando uno vaya a saber qué.- Te damos un mejor cambio de imagen que por eso no dudo que no hayas follado, niña parece que hayas agarrado lo primero que estaba en tu armario.- exclamó con los brazos hacia arriba pidiendo paciencia a Merlín entre murmullos.

-No me vestirán porque no habrá otra vez y solo somos compañeros, o bueno, eso eramos. Ahora somos… ¿Amigos? ¡Qué importa si quería solo ver a su hijo!-


-¿Te van los menores de edad? Cada día me sorprendes más.- con tono de burla la picó Geraldine ganándose una carcajada de su novia.

-Me voy a dormir. No jadeen tan alto y mucho menos griten que quiero madrugar mañana.-

-Y ahí volvió de nuevo la amargada, te vamos a dejar descansar solo porque no pudiste follar y se te nota lo estresada que vas por la vida por la falta de un buen…- dejó sin terminar la frase, Geraldine, por el almohadazo que la pelirroja le arrojó mientras la observaba con las mejillas con un buen tono carmesí.

Refunfuñando Joahnne se cambió a su pijama para poder descansar sin perder la atención hacia una pregunta que ella misma se había formulado. ¿Realmente necesitaba tener sexo? No, claro que no lo necesitaba. ¿O sí?

FIN DEL ROL.
Joahnne Herondale
Imagen Personalizada : So we chase forever | Priv. Ian Howells - Página 2 Tumblr_static_amy_pond_-_the_angels_take_manhattan__3_
RP : 8
PB : Karen Gillan.
Edad del pj : 20
Ocupación : Fugitiva.
Pureza de sangre : Mestiza.
Galeones : 11.151
Lealtad : Orden.
Patronus : -
RP Adicional : 000
Mensajes : 165
Puntos : 71
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5665-id-joahnne-herondale http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/t5675-cronologia-de-joahnne-h#83558 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5769-correo-de-joahnne-herondale

Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.