Situación Actual
10º-14º // 30 de abril luna llena
Entrevista
Administración
Últimos Mensajes
Awards
Leo L.Mejor PJ ♂
Sam L.Mejor PJ ♀
Denzel S.Mejor User
Ryan G.Mejor roler
Leo y EvaMejor dúo
Beatrice B.Más cotilla
Evans M.Más voluble
Juliette H.Premio Admin
Redes Sociales
2añosonline

Priv. || Noche de café contigo ||

Ryan Goldstein el Vie Mar 09, 2018 7:17 am

Entrenamiento con las Arpías, día fresco y con pronóstico de lluvia. La tarde oscurece temprano, y por el aire se oye el rumor: ¿quién es el rubio sentado en las gradas? Ryan, ajeno a lo que provocaba, se frotaba las manos y miraba con verdadero interés. Ah, qué recuerdos, cuando era parte del equipo del colegio. A decir verdad, lo había pensado. Ser jugador profesional. Había recibido, incluso, una invitación por parte de uno de los clubes de Quodpot. Ser jugador estrella en Ilvermony, te deparaba un sitio en los equipos profesionales. Pero, también sospechó que sería a causa de su apellido que sería invitado, y rechazó la oferta amablemente. No se arrepintió, con el trabajo que le tocó después. Aunque, de haber podido hacer las dos cosas juntas, lo hubiera hecho, sin dudar. Porque volar, ¡y volar así! (mira nomás qué buen equipo era ese, el de las Arpías), ¡ah!, era toda una sensación, una emoción, el placer último del que gusta de volar entre las nubes.

Al final, cuando las demás miembros del equipo se retiraron a los vestideros, cuchicheando (sin que él se enterara de nada), no pudo resistirse y arrastró a su pobre amiga —que cansada y todo, era encantadora con él—, a quedarse un rato después del entrenamiento. Hicieron un par de pases, y él se olvidó del tiempo, con las memorias de sus días de Ilvermony marcadas a fuego en la piel, vibrante de excitación, con el mango de la escoba entre las manos, maniobrando y zambulléndose. Era de risa, porque veías a las claras que, de joven, habría de lucirse mucho, todo fanfarrón.

Ryan seguía hablando de ese día, incluso entrados al hogar. Estaba abriendo la puerta, cediéndole el paso, cuando agregó a lo que venía diciendo:

—Vuelas genial, realmente que sí. Y eres un poco tramposa también—Le guiñó un ojo. Rió—¡Lo digo de verdad! Y es bueno. En el aire, si no tienes maña…

Él no se refería a que hiciera trampa (porque pocas faltas se contaban en el Quidditch, además), sino a esa picardía que tenía el jugador en el aire, que lo hacía evadir a sus contrincantes o a las sorpresivas bludgers, de forma improvisada, casi sin llegar a ser razonada, actitud que, vale decir, hizo que en una oportunidad Ryan casi se cayera de la escoba. Por eso el guiño, en confianza.

Luego de la demostración de ese día, Lluna hizo que el rubio se mostrara más interesado en el Quidditch, eso seguro.

—Gracias por venir—Ryan se quitó el abrigo, y le ofreció a ella lo mismo—. Tú ponte cómodo. Prepararé café. ¿Qué te sirvo? Déjame pensar… ¿té verde? Es lo que pediste en el café. Tú sólo dime, yo lo hago posible. Y tienes que estar hambrienta. Conseguí en la panadería…

Ryan iba hablando, entre que se movía de aquí para allá, haciendo y deshaciendo cosas, y por último, yendo a la cocina. La casa del rubio era…

—Te hice caso, sobre tu último comentario—dijo Ryan, desde algún lugar de la cocina. Se refería a la correspondencia por lechuza que había mantenido con ella, por ese mismo asunto que los reunía ese día: el manuscrito, que no era nada más que una excusa para recibir compañía. Eso de vivir con dos cocodrilos, te hacía desear la compañía de gente con dedos, manos y pies de vez en cuando. Los cocodrilos te escuchaban muy bien, hasta cierto punto. Luego, sólo parecía que miraban a otro lado, indiferentes. Porque sí, algo curioso del jardín de Ryan Goldstein, además de sus plantas exóticas, era el estanque con cocodrilos—Rehíce el capítulo, así que, si quieres leerlo, está sobre el escritorio.

Afuera, una ligera llovizna había comenzado a caer. Se estaba bien, en el interior, acogedor, de un hogar, con la promesa de una bebida caliente.
Ey, ey, ey:

Sobre la casita de Ryan :3

"El departamento era amplio, pero daba la sensación, acogedora, de hallarse apretado entre tanto bártulo que Ryan traía de sus viajes (máscaras, instrumentos, estatuillas, cuanto puedas ver), biblioteca, libros y plantas. Por suerte, la puertaventana que daba al patio iluminaba la sala dejando entrar la ilusión de la libertad, además de ofrecer un paisaje de jungla, la visión de un estanque con dos cocodrilos y el inquietante hallazgo de lo que eran, sí, imposible equivocarse, plantas carnívoras en el jardín de flores y enredaderas."
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Kevin Pabel
Edad del pj : 33
Ocupación : Bibliotecario
Pureza de sangre : Pura
Galeones : 14.750
Lealtad : El Archivo (?)
Patronus : Secreto
RP Adicional : 000
Mensajes : 226
Puntos : 139
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4821-ryan-goldstein https://www.askideas.com/wp-content/uploads/2016/11/Just-Funny-Kiss-Me-Gif.gif https://www.askideas.com/wp-content/uploads/2016/11/Just-Funny-Kiss-Me-Gif.gif http://www.expectopatronum-rpg.com/t5650-ryan-goldstein-correo#85057
Ryan GoldsteinMagos y brujas

Lluna Forman el Sáb Mar 10, 2018 1:04 am

Todos los días que hay entrenamiento son buenos para mí. Lo mismo me da que llueva o que haga viento. Lo mejor son las climatologías adversas, porque aprendes a volar en todo tipo de condiciones. Estaba yo totalmente concentrada en mis ejercicios. Algunos de velocidad, pero la mayoría de concentración y reflejos. Mi momento favorito es siempre cuando me ponen a competir con la buscadora titular. Es todo un reto, y la verdad es que no siempre consigue ella la Snitch. Al centrarnos todas en el medio campo, pude ver que algunas cuchicheaban porque había un hombre rubio en las gradas. Algunas creyeron que era alguien que buscaba filtrar nuestras tácticas, otras creyeron que se trataba de un periodista. Solamente yo sabía de quien se trataba. Era imposible confundir aquella cara. Saludé desde lo lejos cuando supe que estaba mirando. Desconocía el motivo por el cual estaba viendo el entrenamiento, e imaginé que quería hablar conmigo, o escribir sobre Quidditch. Eso debe interesar a los americanos, más centrados en el Quodpot.

Cuando terminamos el entrenamiento, Ryan se acercó para pedirme volar un poco. Acepté, por supuesto. ¿Cómo negarse a cualquier cosa que te pida? ¿Verdad? ¿Con esa sonrisa inocente? El escritor no volaba nada mal, incluso se atrevieron con algunos pases. Fue divertido. Mis compañeras estaban ya todas en los vestuarios, mañana me harían un interrogatorio al que no iba a responder. Es solo un amigo, y algo así como alguien con quien colaboro. Es escritor, reparte sabiduría en forma de libros. Después de eso me invitó a ir a su casa. Habíamos quedado en mirar algunas cosas de su último escrito. Lo que no pensaba yo es en que vendría a recogerme.

- Tu tampoco vuelas nada mal. E intuyo que te ha gustado ver el entrenamiento de hoy. Te veo editando un libro sobre Quidditch femenino. - dije bromeando.

Entramos en su apartamento, acogedor pero repleto de cosas. Ryan quiso preparar algo, y acepté el té. Mientras él estaba en la cocina, me habló del capítulo que le dije que revisara. Lo tenía sobre el escritorio. Me acerqué lentamente, viendo algunos objetos extraños que el escritor coleccionaba de sus viajes. También tenía muchos libros, montones de libros. La casa no era para nada pequeña, pero estaba repleta. Me puse cómoda, tal y como me había pedido, para leer el capítulo reescrito. Estaba realmente bien, había tenido en cuenta mis anotaciones. ¡Mis anotaciones! Me sentía triunfal. Esperé a que saliese para comentárselo.

- Esta vez creo que está perfecto. - dejé el capítulo sobre el mismo escritorio. - Estoy segura de que este libro te hará famoso. Más de lo que ya eres. - carraspeé. - Tienes una casa muy acogedora. ¿Es patio que se ve por la ventana también es tuyo? Es como una selva. Solo te falta un Erumpent viviendo ahí. No me digas que hay un Erumpent viviendo ahí...

Cualquier cosa era posible con Ryan. Tiene una personalidad un tanto extravagante, pero es buena persona. Da la impresión de que las plantas carnívoras, las criaturas más peligrosas y los lugares más recónditos, en lugar de darle miedo le atraen. Es un milagro que siga vivo en realidad. Leyendo detenidamente sus libros he podido observar que es muy intrépido. Quizás demasiado. Pero no hay triunfo sin riesgo, ¿verdad?


Última edición por Lluna Forman el Jue Mar 15, 2018 7:48 pm, editado 1 vez
avatar
Imagen Personalizada : Mi meta es tu muerte
RP : 8
PB : Elle Fanning
Edad del pj : 20
Ocupación : Universitaria (Pociones)
Pureza de sangre : Pura
Galeones : 8.650
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : -
Mensajes : 1203
Puntos : 232
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t95-lluna-conde http://www.expectopatronum-rpg.com/t178-llunas-relationship http://www.expectopatronum-rpg.com/t671-cronologia-de-lluna-c http://www.expectopatronum-rpg.com/t1386-arcon-de-lluna-c
Lluna FormanUniversitarios

Ryan Goldstein el Dom Mar 11, 2018 3:14 am


—Es difícil ser modesto contigo—Se carcajea y su voz suena agradecida. Es que ella no dejaba de hacerle cumplidos cuando tenía oportunidad, y a él se le hacía entrañable que lo tuviera en tan alta estima. En lo que a él respectaba, aquello era un hobby, como la jardinería—¿Qué harás conmigo si se me suben los humos a la cabeza?—bromeó.

Al volver, le sirvió. Colocó a su alcance una bandejita repleta de bocadillos de panadería. Era así, dado a la glotonería, debía ser para él todo un agasajo a su huésped convidarle sus placeres más azucarados. Observó su aprehensión en el rostro al contemplar el jardín —luego de ver un Erumpent, te vuelves una mujer cauta en la vida—,  y no pudo más que sonreírse.

—Estamos a salvo—caminó hasta la puertaventana y se agachó a tomar una maceta del suelo, del lado de fuera, y entrarla antes de cerrar un resquicio por el que se colaba el viento fresco y húmedo del exterior. La lluvia caía por los vidrios, más fuerte que antes. Sería noche de tormenta. O a lo sumo, llovería de a ratos, por momentos incontenible, por otros ligera y pausada. Ryan chequeó a través de la ventana cómo andaban de felices sus cocodrilos, allá en el estanque. No parecía que nada los molestara—Tengo a Joey y Mandy—agregó, volviéndose, con una macetita en mano, con una planta que se retorcía y se sacudía como un perro salpicando agua y que colocó sobre la repisa de la chimenea. De un movimiento de la varita, se hizo el fuego entre los leños, y extrañamente, la planta pareció reconfortada con el calor. El hombre era así, iba y venía y hacía cosas, pero no se olvidaba de su amiga—Erumpents no son; los conseguí en una expedición por Sudamérica. Dos cocodrilos. En muy buena forma—Debía estar orgulloso—. ¿Tú tienes mascotas además del pequeño Lestat?, ¿cómo está él?

¿Los cocodrilos eran considerados siquiera dentro del catálogo de mascotas? Ryan lo mencionaba, como si tal cosa. Fue hasta el escritorio y se apoyó sobre el borde de la mesa, cruzadas las piernas. Observó con curiosidad el manuscrito, y lo volvió a tomar, releyendo con curiosidad y sorbiendo de una taza de café, que había servido para él. Él, era hombre de café.

—Nunca había ido tan rápido con los capítulos, eso es gracias a tu ayuda. Me ha dado gracia, cómo convertiste mis personajes. Los has hecho mucho más interesantes. ¿Por qué tú no escribes? El Quidditch femenino podría ser tu tema. Yo lo leería.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Kevin Pabel
Edad del pj : 33
Ocupación : Bibliotecario
Pureza de sangre : Pura
Galeones : 14.750
Lealtad : El Archivo (?)
Patronus : Secreto
RP Adicional : 000
Mensajes : 226
Puntos : 139
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4821-ryan-goldstein https://www.askideas.com/wp-content/uploads/2016/11/Just-Funny-Kiss-Me-Gif.gif https://www.askideas.com/wp-content/uploads/2016/11/Just-Funny-Kiss-Me-Gif.gif http://www.expectopatronum-rpg.com/t5650-ryan-goldstein-correo#85057
Ryan GoldsteinMagos y brujas

Lluna Forman el Jue Mar 15, 2018 11:38 pm

No era mi intención estar halagando a Ryan todo el rato, pero es que me encanta su trabajo y él es modesto... Me siento orgullosa de poder colaborar con él. Escribir siempre me ha gustado, mucho más leer a otros. De momento no creo tener tantos conocimientos como para tener que compartirlos en forma de libros. Lo de Ryan es diferente. Él escribe sobre aventuras, inventadas o no, es un tema sin fin. Tan largo como la imaginación. Me prometí no ser tan halagadora, no quería ser pesada. Él bromeaba sobre qué haría yo si se le suben los humos.

- De momento, espero que no se te suban los humos. Es lo mejor de ti, que eres... humilde. Perfectamente podrías ser alguien famoso por tus obras, y sin embargo aquí estás, invitándome a tu casa y dejando que te ayude con tus escritos.

Me fijé en la casa, y en lo que podía verse desde la ventana. Desde luego, el paisaje de fuera era lo que más llamaba la atención. Estaba lloviendo, se formaba una vista preciosa. Era como una pequeña selva en un patio. Lleno de plantas, y alguna que otra criatura mágica supuse. Cuando Ryan regresó a la estancia, haciendo gala de su excelente rol como anfitrión, le pregunté si todo eso era suyo. Bromeé acerca de tener Erumpents viviendo en la pequeña selva. Me indicó que estábamos totalmente a salvo, aunque si tení algunas mascotas en el peculiar jardín. Y no se trataba de Erumpents, si no de cocodrilos. Está bien que los considere como mascotas.

- Seguro que pueden ser de lo más útiles cuando tienes invitados de esos que parecen no querer irse nunca. - bromeé. - Yo solamente tengo a Lestat. Es más que una mascota. Es... También lo uso para el correo. Las lechuzas y yo, no nos llevamos bien. Gracias a ti, se ha recuperado perfectamente. Está como nuevo.

Le estaba muy agradecida, y él parecía restarle importancia. En cambio, le daba más consideración a la pobre ayuda que yo le aportaba con su nuevo relato. Simplemente le daba sinceras opiniones, de una lectora devoradora de libros e historias. En ningún momento pretendía cambiar nada. Ryan insistía en qué ahora era mucho más interesante. De nuevo, quiso saber porqué no escribo sobre Quidditch femenino.

- Quizás algún día. Sería un buen tema. Podría inspirar a más chicas para que hagan deporte, se diviertan, y ganen premios. - sonreí. - Pero no por ahora. Opino que la gente escribe cuando ha adquirido ya muchos conocimientos, y puede compartirlos con los demás. A mí me faltan muchas cosas por conocer. No puedo escribir simplemente como llegué a ser buscadora de mi casa en Hogwarts, más tarde capitana, y cuando llegué a la universidad me vieron jugar y me ficharon como suplente en las Arpías. ¿Quién querría leer eso?

No es que no fuese capaz de escribir, es que prefería esperar a tener algo bueno que ofrecer. Ryan ha tenido experiencias y escribe sobre ellas, a mi me queda toda una vida por delante. Solo soy una suplente de un equipo femenino. Me gustaría jugar como titular. Jugar en algún equipo mixto, como en Hogwarts. Quizás llegar a jugar algún mundial. Entonces si que tendría cosas para escribir. Ahora, como no escriba lo duro que es ser como yo...


Última edición por Lluna Forman el Mar Mar 20, 2018 10:23 pm, editado 1 vez
avatar
Imagen Personalizada : Mi meta es tu muerte
RP : 8
PB : Elle Fanning
Edad del pj : 20
Ocupación : Universitaria (Pociones)
Pureza de sangre : Pura
Galeones : 8.650
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : -
Mensajes : 1203
Puntos : 232
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t95-lluna-conde http://www.expectopatronum-rpg.com/t178-llunas-relationship http://www.expectopatronum-rpg.com/t671-cronologia-de-lluna-c http://www.expectopatronum-rpg.com/t1386-arcon-de-lluna-c
Lluna FormanUniversitarios

Ryan Goldstein el Vie Mar 16, 2018 2:43 am

—¿Te refieres a las experiencias de una chica joven, guapa y profesional?—La miró, con un asomo de sonrisa—Tu vida, aquí y ahora, como la estás llevando, es interesante. Chicos y chicas de tu edad podrían pensar que alguien que comparte sus inquietudes es más interesante de leer que alguien que lo ha conseguido todo, pero. Está bien, lo entiendo, hazte titular, juega un Mundial, luego publica. ¿Y qué tal llevar un diario contigo? Te puede servir luego.

Llevó la taza a sus labios, ensimismado en la relectura. Le caían los párpados, con una tranquilidad tan pacífica, natural. El fuego crepitaba en la chimenea. La tarde oscurecida entraba en forma de sonido, un repiqueteo suave, húmedo, contra la ventana. La llovizna los había esperado, a que se guarecieran en el interior del hogar, cuando difícilmente avisa antes de tronar y largarse a mansalva sobre las cabezas, y allí, en el patio, sobre las ramas y hojas y el verde que el dueño de casa tan bien cuidaba en sus ratos libres y con la docilidad de quien no sabe desenamorarse de sus pasatiempos: a la mañana temprano, era de sus primeras tareas del día, con o sin los ojos cerrados, adormecidos del sueño.

En algún momento, rió y sacó el tema del capítulo: cómo se las habían arreglado con un amigo y compañero de viaje para incursionar en una cueva pensando que hallarían una especie en extinción y, en cambio, caer en un nido de Acromántulas. Si él se reía, estaba bien. Mencionó Los Cárpatos, pueblos y caballos salvajes, y se confesó fascinado. Si se dejó llevar así en la conversación, fue porque, se le veía, lo tocó la añoranza de volver, y fue con el brillo traicionero de sus ojos cansados que reveló que había conocido a alguien allí y que aun sin que se conocieran de nada, a él le hubiera gustado quedarse, establecerse una temporada —sin fecha de partida—, sólo por la buena compañía. Había algo con esos lugares, esos pueblos, esos paisajes, dijo, que lo habían atado ilusoriamente allí, desde el alma.

—Quédate a comer—
invitó, de la nada—Me olvidaba, lo que era un entrenamiento. Me entraba el hambre cuando acabábamos. En la heladera tengo comida precocinada—Y añadió, un poco apenado, un poco divertido—: No me sale muy bien lo de cocinar, así que todo es precocinado en mi cocina.

Su plan era tan sencillo como llevarse los platitos al sofá y comer viendo LA TELE MUGGLE. Sólo que no podía imaginarse qué pensaría una purista, aspirante a mortífaga, sobre ver a muggles haciendo cosas de muggles a través de una caja que, ¿funcionaba con eletricicidad?

Bueno, extranjeros, iban a su aire, siempre. Más si eran americanos.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Kevin Pabel
Edad del pj : 33
Ocupación : Bibliotecario
Pureza de sangre : Pura
Galeones : 14.750
Lealtad : El Archivo (?)
Patronus : Secreto
RP Adicional : 000
Mensajes : 226
Puntos : 139
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4821-ryan-goldstein https://www.askideas.com/wp-content/uploads/2016/11/Just-Funny-Kiss-Me-Gif.gif https://www.askideas.com/wp-content/uploads/2016/11/Just-Funny-Kiss-Me-Gif.gif http://www.expectopatronum-rpg.com/t5650-ryan-goldstein-correo#85057
Ryan GoldsteinMagos y brujas

Lluna Forman el Miér Mar 21, 2018 11:47 pm

No podía imaginarme escribiendo sobre Quidditch, ni mucho menos en algo modo autobiografía. Leer lo que escribe Ryan y aconsejarle cambios es una cosa, y escribir tu propia aventura es otra. Lo veo muy difícil, algo inalcanzable. Me gustaría. ¿Por qué no? Me apasiona el Quidditch, y sigo las ligas y a otros equipos a parte del mío. Pero no es sobre mis pasiones. Para escribir necesitas que alguien te lea. Tal y como Ryan lo ponía, parecía un sueño fácil de conseguir. Le observé con sorpresa, y admito que algo nerviosa. ¿Por qué me anima? Todo el mundo sabe leer, pero no todos sirven para escribir. Además, yo estaba muy feliz con mis sueños a larguísimo plazo. Ponerse una meta como escribir un libro no puede ser tan a largo plazo. Por lo menos, tendría que aplazar mi entrada en los mortífagos, o dejar el Quidditch. Y no voy a desistir en ninguno de mis dos sueños anteriores. Viendo que yo me resistía, me sugirió llevar un diario siempre encima.

- ¿Un diario? ¿Quieres decir uno de esos diarios donde escribes todo lo que haces? ¿Cómo una adolescente que escribe como pasa de ella el profesor de sus sueños? - reí. - O más bien, para escribir emociones que puedo sentir ahora que es cuando ocurre la acción y que no voy a poder describir bien si, por ejemplo, escribo un libro dentro de diez años. ¿No?

Me fijaba en Ryan, como escritor. Sus consejos podían irme muy bien. Él tendría, como mucho, unos diez años más. Los suficientes como para hacerme parecer que es un hombre inteligente, de mundo, educado, amable, … Resulta fácil hablar con él. Aunque tiene una clara tendencia al hiperactivismo. Lo mismo me habla a mí, que da de comer a sus mascotas, prepara un café, o lee mis anotaciones para su libro. No sé como lo hace. Yo suelo ser mucho más sosegada. No me sorprendió su invitación para comer. Si pudo fijarse la primera vez que nos vimos, devoré prácticamente la tarta. Y eso que sentía preocupación por mi pequeño murciélago. Mi buen comer me hará famosa algún día.

Me ofreció comer allí mismo, en su apartamento, pero comida precocinada. Aseguró que no se le daba bien la cocina. Mejor no le cuento que una vez intenté hacer pasta y por poco le quemo la cocina a Matt. Me gusta comer bien, así que suele cocinar la elfa. O le robo comida ya preparada a Matt. Quise ofrecerle comer fuera, pero con la que estaba cayendo, mejor no salir a la calle. Lo que menos me apetece es mojarme. Y menos, si vamos a un local muggles y no puedo usar la magia para secarme los pies a menos que me meta en el baño.

- Está bien. Tampoco a mí se me da bien cocinar. Y es un asco, porque tengo hambre siempre. ¿Será por el Quidditch? - pregunté retóricamente. - Dime, ¿en qué te ayudo?

Si alguien te invita a comer a su casa, lo mínimo es tener un poco de educación y ayudarle a preparar lo que sea, poner la mesa, y limpiar luego. Tenía mi varita, podía hacer de todo en un momento. Al levantarme, me fijé en un aparato que había frente al sofá. ¿Eso es una tele-visión? Lo miré fijamente un instante. Luego miré a Ryan. Incluso los magos más decentes caen rendidos ante ese cacharro. Incluso mi tío escondía uno en el piso. Quizás el escritor no entiende que eso no está bien. Como no es de aquí... No sabe que está mal visto tener aparatos muggles en casa. Seguro que tiene un miniondas de esos.
avatar
Imagen Personalizada : Mi meta es tu muerte
RP : 8
PB : Elle Fanning
Edad del pj : 20
Ocupación : Universitaria (Pociones)
Pureza de sangre : Pura
Galeones : 8.650
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : -
Mensajes : 1203
Puntos : 232
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t95-lluna-conde http://www.expectopatronum-rpg.com/t178-llunas-relationship http://www.expectopatronum-rpg.com/t671-cronologia-de-lluna-c http://www.expectopatronum-rpg.com/t1386-arcon-de-lluna-c
Lluna FormanUniversitarios

Ryan Goldstein el Dom Abr 15, 2018 9:10 pm

—Así que no te gusta la “caja boba”—dijo Ryan, volviendo a un tema anterior. Y es que, aunque le había ofrecido a Lluna sentarse frente al televisor, a ella no le había parecido bien. No le sorprendió, tampoco insistió. Sólo cambió de planes con la naturalidad de quien no ve nada malo en ninguna parte, y sirvió la mesa.

Era cierto que algunos magos veían con malos ojos los artefactos muggles, y especialmente en aquellos días oscuros, con Voldemort llevando la batuta sobre qué se podía hacer y qué no. El pensamiento purista se había arraigado con fuerza en ese último tiempo, en Londres.

Ryan sonreía, conciliador.

Habían cocinado—algo que no llevó mucho, porque se trataba de calentar la comida—, y el rubio la había instado a sentarse y ponerse cómoda, ‘'olvidando‘' lo del televisor durante la comida y dirigiendo la conversación sobre otros temas, más casuales, hasta que la asaltó de improviso, con curiosa ingenuidad. Aparente ingenuidad, como si no se tratara más que de otro tema casual.

—¿No le darás una oportunidad?—
Había dejado descansar el plato por el momento, y se acomodaba a sus anchas, apoyada la mejilla en un puño y ladeado hacia un lado del silla, cruzado de piernas —¿por qué?      

Sí, ¿por qué? Era una simple pregunta, sin nada oscuro detrás. Si no fuera porque Ryan Goldstein ocupaba parte de su tiempo en misiones para la Orden, no dirías que esa conversación podía tener una doble intención. Y como no lo sabías, pues. Sí, los motivos eran oscuros.

Es que, había más de una guerra en el Londres de Voldemort en esos días. Una, era la que se daba a fuerza de varita, y la otra, era la que se libraba en la mente de los magos, la opinión pública. No sería la primera vez que Ryan sondeaba a un mago, tanteando cuán convencido o convencida estaba realmente de las nuevas políticas. Lo que él no sabía, es con quién estaba tratando en esa oportunidad.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Kevin Pabel
Edad del pj : 33
Ocupación : Bibliotecario
Pureza de sangre : Pura
Galeones : 14.750
Lealtad : El Archivo (?)
Patronus : Secreto
RP Adicional : 000
Mensajes : 226
Puntos : 139
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4821-ryan-goldstein https://www.askideas.com/wp-content/uploads/2016/11/Just-Funny-Kiss-Me-Gif.gif https://www.askideas.com/wp-content/uploads/2016/11/Just-Funny-Kiss-Me-Gif.gif http://www.expectopatronum-rpg.com/t5650-ryan-goldstein-correo#85057
Ryan GoldsteinMagos y brujas

Lluna Forman el Miér Abr 18, 2018 10:11 pm

Creo que he adquirido un buen gusto por la buena cocina debido a las exquisiteces de mi tío. Pero me gusta comer, cualquier cosa por simple que sea me puede llegar a parecer lo mejor del mundo en un momento dado. En casa de Ryan la cocina se usaba poco, más bien emplea solamente el aparato de calentar comida. A pesar de la repleta casa, y de la comida recalentada, lo estaba pasando bien. Tenía a Ryan en alta estima, debido a sus escritos. Soy una devoradora de libros. Siempre doy prioridad a los instructivos, pero me gusta relajarme con libros como los de él. Sobre aventuras, o sobre historias reales o inventadas. La pregunta de Ryan me pilló un tanto desprevenida. Negué con la cabeza simplemente. La caja tonta, como él la llama, o televisor muggle es un invento innecesario en nuestro mundo. La cosa hubiese podido quedar ahí, pero él quiso saber más. Preguntó si le daría una oportunidad al televisor. Me daba cuenta de que aquello era un interrogatorio básico.

- Es un invento muggle que no sirve para nada. Ellos pierden el tiempo con eso, horas y horas viendo las vidas de otras gentes o cosas ficticias. Para eso es mejor coger un bien libro y usar un poco la imaginación. Los expertos coinciden en que el televisor mata las neuronas. Y yo aprecio muchísimo mis neuronas.


Podría haber sido más simple, pero me había explicado claramente. La televisión no tiene ningún uso válido. Existe la radio, el teatro y los libros de ficción. ¿Qué puede aportar esa caja tonta a mi vida? Imagino que a él si le gusta, por eso tiene una en casa. Me da una clara idea de como es el escritor. Deben gustarle los muggles al igual que sus aparatos. Que decepción. Continué sonriente, sabiendo que colaborar en sus libros podía ser bueno para mí.

- La comida no está mal. Pero falta el postre. Yo invito al postre. Tengo antojo de algo dulce. ¿Conoces alguna pastelería aquí cerca?

Si, después de comer necesito algo dulce. Es lo único que me levanta el ánimo después de entrenar duro como hoy. No me refiero a chocolate o tartas dulces. Más bien algo dulce pero sutil, como pastel de limón o de fresas. Pero en realidad le ofrecía salir para esquivar un poco el tema que estábamos tratando. No me importa mostrar mis firmes ideales. Pero no estoy segura de poder aceptar los suyos.
avatar
Imagen Personalizada : Mi meta es tu muerte
RP : 8
PB : Elle Fanning
Edad del pj : 20
Ocupación : Universitaria (Pociones)
Pureza de sangre : Pura
Galeones : 8.650
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : -
Mensajes : 1203
Puntos : 232
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t95-lluna-conde http://www.expectopatronum-rpg.com/t178-llunas-relationship http://www.expectopatronum-rpg.com/t671-cronologia-de-lluna-c http://www.expectopatronum-rpg.com/t1386-arcon-de-lluna-c
Lluna FormanUniversitarios

Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.