Situación Actual
19º-25º // 27 de julio -> luna llena
Entrevista
Administración
Moderadores
Últimos Mensajes
Awards
Denzel S.Mejor PJ ♂
Caroline S.Mejor PJ ♀
Gwendoline E.Mejor User
Ryan G.Mejor roler
Andreas & NailahMejor dúo
Gwendoline E.Trama Ministerio
Aaron O.Trama Área-M
Freya H.Premio Admin
Redes Sociales
2añosonline

Campamento Blackwell

Vanessa Crowley el Dom Jul 01, 2018 11:42 am

25a EDICIÓN CAMPAMENTO BLACKWELL


LOREEN BLACKWELL:


#cc6600
Loreen Blackwell, 21 años, primogénita de la familia Blackwell. Estudiante en la Universidad Mágica y Jefa de Monitores.
PB: Eliza Taylor
©️ HARDROCK
PARTICIPANTES:

Jefa de monitores: Loreen Blackwell (Vanessa Crowley).
Monitores:
  • Harry Aidan Wood (Freya Howll).
  • Juliette Howells.
  • Samael Cavalcanti.

Campistas:
  • Aitana Johnson (Beatrice A. Bennington).
  • Alexandra Bennington.
  • Bianca de Vega.
  • Fergus Gowan (Jacob A. Fraser).
  • Harvey Blackwood.
  • Nichola Harris (Dante Fiore).

15/8/2018
Caldero Chorreante
22:00


La noche parecía tranquila, con los muggles paseando por las calles de la ciudad sin ver el Caldero Chorreante. Con un suave ¡pop! una chica rubia de 21 años apareció frente a la puerta del pub. Se llamaba Loreen Blackwell y, como siempre, había llegado 20 minutos antes de la hora prevista. Tenía que estar allí pronto, pues era su primera vez como Jefa de Monitores y quería causar una buena impresión frente a sus padres. Además, tenía que recoger las autorizaciones de los chicos que se habían apuntado y comprobar que todo estuviera en regla.

A su lado, descansaban un par de baúles. No sólo llevaba su ropa y enseres personales, sino que como Jefa de Monitores tenía que cargar con todo lo necesario para que los adolescentes disfrutaran de aquellos 10 días de campamento.

Poco a poco, los monitores y los críos que se habían apuntado fueron llegando. Loreen no estaba demasiado contenta, pero aun así consiguió esbozar una pequeña sonrisa.

¡Buenas noches a todos! —exclamó, animándose un poco—. Antes de partir, quiero comentaros algunas cosas. La primera de ellas es que me alegro de ver a los que repetís en una nueva edición —A Loreen no le costó demasiado suponer que algunos de los que habían acudido cada año y que ese verano no estaban presentes se habían convertido en fugitivos, pero no lo mencionó e intentó que no se notara que había sentido una punzada directa al corazón—, pero también de ver nuevas caras. Como es nuestra primera noche juntos, cuando llegue el Autobús voy a ir llamándoos uno por uno para que podáis ir colocando vuestro equipaje en el maletero, eso me ayudará a recordar vuestras caras y a aprenderme vuestros nombres. Para los que nunca habéis viajado en el Autobús Noctámbulo, sabed que existe el riesgo de que os mareéis, pero que la idea es que podáis dormir en las camas que hay instaladas a estas horasPor favor, no vomitéis mucho, pensó para sus adentros—. El Autobús nos va a llevar hasta Hogsmeade. Muchos habéis estado ya en el pueblo, ya que los mayores de 13 años matriculados en Hogwarts pueden visitarlo los fines de semana. Por eso, los mayores de 13 años podréis visitar el pueblo solos, tal y como haríais de estar matriculados en el Colegio, mientras que los menores podréis hacer la visita con un monitor. Visitaremos Las Tres Escobas, Honeydukes, Zonko's... Todos aquellos lugares a los que podréis ir cuando tengáis 13 años. Dormiremos allí y se os informará del programa del día siguiente —Y entonces una alarma sonó desde su reloj de bolsillo. Ya era la hora.

Entonces levantó su varita con la mano izquierda, y el Autobús de color violeta apareció al final de la calle, acercándose a ellos a una velocidad vertiginosa. Una vez lo tuvieron delante, la chica empezó a llamar a los adolescentes uno por uno para que fueran colocando su equipaje y subiendo al autobús. Cuando todos estuvieron abordo, subió ella, cerrando la comitiva.

COMENTARIOS:
Espero que todos disfrutemos de la trama. Es la primera vez que mastereo una así que por favor, no seáis muy duros conmigo (aunque las críticas constructivas serán bienvenidas por MP, al igual que las ideas). La idea es que ahora vosotros posteéis un poco vuestra llegada, si es la primera vez que participais, si echáis a alguien en falta, etc. No hay turnos y podéis postear todas las veces que queráis.

El próximo post será el día 5 de julio. Si alguien quisiera rolear algo específicamente con Loreen Blackwell, enviadme un MP y veremos qué podemos hacer. En principio, mi próxima entrada será la llegada a Hogsmeade.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Natalie Dormer
Edad del pj : 31
Ocupación : Profesora
Pureza de sangre : Limpia
Galeones : 6.700
Lealtad : Neutral/Pro-mortífag
Patronus : Patronus
RP Adicional : 000
Mensajes : 182
Puntos : 68
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5719-vanessa-crowley http://www.expectopatronum-rpg.com/t5729-relaciones-de-nessa http://www.expectopatronum-rpg.com/t5728-cronologia-de-nessa http://www.expectopatronum-rpg.com/t5725-correspondencia-de-nessa
Vanessa CrowleyProfesores

Samael Cavalcanti el Lun Jul 02, 2018 5:29 am

Acciones: Colgarle el teléfono al imbécil de su padre, saludar a Loreen, darle una poco cálida bienvenida a los campistas.
Interacción con: Loreen, campistas en general.

Joder, como que tuviese que ir siquiera una vez más a uno de esos malditos campamentos, iba a acabar por suicidarse — ¡Un jodido año más, uno sólo y no vuelvo más a la mierda esa! — Exclamó, mientras que arrojaba su móvil a la cama. Ya empezaba a hartarse de lo mismo cada año, su padre siempre lo obligaba a ir a un estúpido campamento de verano, para ayudar a uno de sus tantos contactos, la familia Blackwell, con todas ésas cosas de controlar a los chicos, sí, tenía labor como monitor. ¿Qué era lo peor de todo? Que debía hacerlo de gratis, y que detestaba tratar con críos, casi cualquier persona que lo conociese un poco sabría lo mucho que detesta tratar con personas por lo menos tres o cuatro años menor de él, y es que no lo toleraba, porque ya suficiente tenía con tratar con el imbécil de su ex-novio casi a diario, quien de repente había decidido aparecerse hasta en la sopa, como para tener que pasar un montón de días haciéndose cargo de que un montón de críos imbéciles hicieran bien sus tareas, ¿es que de repente se había convertido en un maldito niñero? Si no necesitara que su padre financiara su universidad y todos sus caprichos, la verdad es que lo habría mandado a tomar por culo al recibir un año más, la noticia de que debía laborar como monitor en aquella estúpida cosa.

La emoción se respira en el ambiente — Comentó, con una sonrisa hipócrita mientras que ingresaba en el Caldero Chorreante, y podía ver con claridad a Loreen, quien había sido monitora con él más de una vez en el pasado, revisando algunos papeles. La mujer le agradaba, a decir verdad, pero su humor parecía estar completamente dañado aquel día, había estado por unos cuantos días de mal genio debido a la sencilla idea de tener que soportar el ver como se le iban los días vigilando a un montón de niños, mientras que podría estar disfrutando su tiempo estudiando, teniendo algunas lecciones con su maestra o disfrutando de una buena bebida y una buena compañía — ¿Qué cosas increíblemente divertidas pensaste para este año? ¿pintar sin salirse de las líneas? — Se acercó a la rubia lentamente, y se tomó incluso la molestia de echarle una ojeada a lo que estaba haciendo, porque curioso sí era.

Suspiró, lo único bueno que tenía el campamento es que, resultaba ser el único lugar al que no era seguido por su ex-novio — ¿Cómo te trata la vida, Loreen? — Cuestionó, como si en verdad necesitara la respuesta, la verdad es que la veía incluso más de lo que le gustaría, pero por lo menos era agradable, y no como otros monitores que habían pasado ya por el campamento, y que el mismo Samael se había encargado que no volviesen jamás.

En su rostro podía notarse que estaba agotado, su día había sido bastante pesado y estresante, y la verdad es que hacía ya un par de días que no conciliaba el sueño adecuadamente, aunque no sabía precisamente porqué. El punto es que, recibió a los campistas con tanta alegría como podía tenerse al recibir la noticia de que tu persona favorita en el mundo había muerto, con su estupendo ceño fruncido y sus comentarios despectivos hacia los campistas, porque les gustaba hacerles la vida miserables, era lo único bueno que obtenía de pasar tiempo allí — Duerman con un ojo abierto, digo, en ese Autobús suelen verse cosas — Guiñó un ojo a los campistas que se encontraban presentes justo antes de abordar el autobús, y subió sus cosas con rapidez, sin prestar siquiera un poco de atención a quien podía hallarse detrás de él, ni del hecho de que era monitor y se suponía que había ido a brindar algo de ayuda, ya habría tiempo para ser algo de utilidad, por ahora, que lo dejaran sentarse tranquilo mientras que le lanzaba veneno al primero que veía.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Alex Mapeli
Edad del pj : 20
Ocupación : Estudiante
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 1.400
Lealtad : Pro-Mortífagos
Patronus : -
RP Adicional : 00
Mensajes : 10
Puntos : 4
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t6037-samael-cavalcanti http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/
Samael CavalcantiUniversitarios

Vanessa Crowley el Lun Jul 02, 2018 4:37 pm

LOREEN BLACKWELL:


#cc6600
Loreen Blackwell, 21 años, primogénita de la familia Blackwell. Estudiante en la Universidad Mágica y Jefa de Monitores.
PB: Eliza Taylor
©️ HARDROCK

Acciones: viajar al pasado para entablar conversación con Samael Cavalcanti, recoger autorizaciones.
Interacción: Samael Cavalcanti.

Samael siempre le había hecho ese tipo de bromas. Al principio le molestaban, pero ya hacía varios años que había descubierto que no se trataba de nada personal; simplemente aquel chico vivía enfadado con el mundo. O al menos con el pequeño mundo en el que su mundo se convertía cuando estaban de campamento. Por eso no sólo no le molestó su comentario sobre las actividades que iban a hacer durante los siguientes 10 días, sino que además ni siquiera le respondió de mala gana.

Es la vigésimo quinta edición del campamento —dijo—. Hay una sorpresa final que incluso a ti te gustará.

No era mentira, realmente pensaba que la sorpresa que sus padres habían conseguido organizar para celebrar el 25 aniversario del campamento iba a gustar a todos, tanto pequeños como mayores. A ella le entusiasmaba la idea, pero aún no podía rebelar nada. Ni siquiera a los monitores. Y menos a Samael. Por mucho que también tuvieran que verse el resto del año, la rubia no se fiaba de él. Era su primer año como jefa de monitores y no pensaba dejar que ninguno de sus compañeros la saboteara a ella o al campamento, y no se fiaba ni un pelo del monitor que ahora tenía al lado.

No le importó, por otro lado, que cotilleara sus documentos. A fin de cuentas, no era más que un esquema de las actividades del día siguiente y las autorizaciones de los chicos que habían llegado por correo, además de la lista de chicos con los que había contado otro año y que desconocía si ese año podrían asistir (mayoritariamente por su estatus de sangre).

Supongo que igual que a ti. Vamos a por nuestro último curso en la Universidad mágica, eh —sonrió. Se rumoreaba que el último año era el peor, pero la chica tenía la esperanza de que fuera sólo eso, un rumor—. Bienvenida al campamento Blackwell —dijo a la niña que acababa de entregarle una autorización, y acto seguido se giró para seguir hablando con él—. Ya sé que no tienes ganas de estar aquí, pero sólo son 10 días. Además... Mañana los alumnos estarán bastante libres y podremos hacer lo que queramos. Sólo trata de no asustar a los monitores nuevos. Juliette repite, ¿sabes? A ella no la asustaste.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Natalie Dormer
Edad del pj : 31
Ocupación : Profesora
Pureza de sangre : Limpia
Galeones : 6.700
Lealtad : Neutral/Pro-mortífag
Patronus : Patronus
RP Adicional : 000
Mensajes : 182
Puntos : 68
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5719-vanessa-crowley http://www.expectopatronum-rpg.com/t5729-relaciones-de-nessa http://www.expectopatronum-rpg.com/t5728-cronologia-de-nessa http://www.expectopatronum-rpg.com/t5725-correspondencia-de-nessa
Vanessa CrowleyProfesores

Bianca De Vega el Lun Jul 02, 2018 10:05 pm

Acción: Llegada, Presenciar el discurso, Subir al autobús
Interacción: Loreen, Samael

Por fin llego el día, ¡Que alegría!—Vociferaba con mucho ánimo, “Aunque claro aun no comienza hasta en la noche”, apenas eran las 4 de la tarde y ella ya estaba arreglando sus pertenencias en una sola maleta, esta era uno de sus antiguos baúles escolares que aun contenía el encantamiento extensión indetectable ahí fácilmente podría guardar todo lo que necesitaba para estar bien durante esos 10 días de campamento, ella había practicado el realizar este hechizo antes lográndolo exitosamente después de varios fallos, pero ella preferiría usar uno de sus antiguos baúles antes que llamar la atención con un bolso o maleta “llamativo” para los demás pero que reflejaba sus gustos mejor que la maleta de colores oscuros con el emblema de Hogwarts aun pegado a ella “No es linda, pero es mejor que llevar otras maletas más pesadas”, mirando de reojo a su mensajero, llegándole una idea de improvisto  —Oh claro, aun tengo una maleta de cuero blanca y lo mejor es que es más pequeña—Dando saltitos de alegría—Gracias Hermes, te mereces un regalo—Dijo pasándole unos pequeños bocaditos que acepto gustoso—Ya sabes que estaré lejos y ocupada así que espero que cuides bien de todos mientras no estoy—Acariciándolo mientras iba en busca de su maleta.

Bien creo que eso ya es todo— Ya había terminado de pasar sus cosas a su nueva maleta, Hermes comenzó a gorgojear derrepente parecía que quería llamar la atención lo cual no se hizo esperar, ya teniendo la mirada de su ama puesta en él se dispuso a señalar y toquetear los tazones donde normalmente ella pone los alimentos de cada uno haciéndole llegar el mensaje a Bianca de lo que le quería decir su compañero —Ah claro sus comidas, está bien ya me pongo a ello—Terminando de decir esto se puso “manos a la obra”, puede que sus mascotas no comieran lo mismo que ella pero igual ella siempre trataba de darles lo mejor para que no se enfermaran, terminando su “obra” se dispuso a meter toda la comida en los dispensadores apropiados para cada uno, estos resultan ser muy fáciles para poder soltar los alimentos y ya lo demás conocían lo que tenía que hacer para acceder a ellos igualmente que el agua que no era un problema Bianca ya había pensado en todo para no dejar desamparados a sus compañeros.

Bueno ya todo está listo, será mejor que me vaya arreglando—Subiendo a su recamara fue directamente al baño a asearse siendo muy meticulosa con su higiene no dejaba que se le pasara algo por “alto” tomándose más tiempo de lo debido por fin salió del baño sin preocuparse por la ropa ya que ya la había seleccionado con anterioridad en eso de arreglar su maleta termino de vestirse y emperifocharse, bajó con calma sabiendo que aún le quedaba el tiempo suficiente para llegar a la hora acordada, decidió el revisar otra vez su maleta y la casa para checar que todo esté bien a lo cual vio que no había ningún problema, cenó ligero y se dispuso a salir no sin antes despedirse de sus niños con un besito a cada uno —Pórtense bien, Los quiero—Finalizó cerrando y asegurando la puerta de su casa, en un abrir y cerrar de ojos ya había llegado al Caldero Chorreante con cuidado para no llamar la atención no deseada salió de su lugar de origen y se encaminó donde ya todos estaban reunidos y escuchando las palabras de la Jefa de Monitores.

“Bueno, parece que llegué justo a tiempo” dejando salir una sonrisa de la emoción dirigió su atención a la mujer que les dedicaba un breve resumen de lo que harían a continuación “¿El Autobús Noctambulo?, vaya esto será divertido” Y es que Bianca ya había tenido la dicha de poder usar este peculiar transporte al visitar varias veces a su familia que se encontraba cerca, ella sabía muy bien que no había nada que temer en ese vehículo. Solo las repentinas sacudidas que daba cuando cruzaba hacía a un lugar en específico la sorprendía de vez en cuando, aunque esto era lo que le daba emoción al viajar, claro si lo ves desde el punto de vista de Bianca, para ella esto se asemejaba más a una montaña rusa que el vehículo que representaba como tal.

Al terminar el discurso Bianca emocionada subía de segunda al autobús, yendo detrás del monitor que haces tan solo unos pocos momentos trato de atemorizar a todos, restándole importancia a la mirada que este le dirigió fue inspeccionando las camas mullidas que se encontraban ahí tratando de elegir una “ideal”, puede que ya este acostumbrada al autobús pero aun desconfiaba del candelabro que este contenía, temiendo de que se desprendiera en unas de esas sacudidas y terminara cayendo sobre ella, al final se decidió por ir al segundo piso e instalarse en la que estaba más cerca del ventanal “Una gran vista para un gran viaje” pensaba para sí acomodándose a la par y esperando a que el autobús comenzará con su trayecto.


Última edición por Bianca De Vega el Mar Jul 03, 2018 12:41 am, editado 1 vez
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Barbara Palvin
Edad del pj : 17
Ocupación : Universitaria
Pureza de sangre : Limpia
Galeones : 420
Lealtad : Orden del Fénix
Patronus :
RP Adicional : 000
Mensajes : 104
Puntos : 26
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5947-ficha-de-bianca-de-vega?highlight=bianca http://www.expectopatronum-rpg.com/t5980-relaciones-de-bianca-de-vega#87913 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5983-cronologia-de-bianca-de-vega?highlight=cronologia http://www.expectopatronum-rpg.com/t5994-buzon-de-bianca-de-vega#88147
Bianca De VegaUniversitarios

Juliette Howells el Mar Jul 03, 2018 12:09 am

Acción: Saludar a todo el mundo, hablar con todo el mundo  y ayudar a los niños a colocar las maletas, encontrar sitio en el bus etc..
Interacción: Bianca, Loreen, Samael, Alexandra

Cualquier persona en el mundo entero amaría el verano por el simple hecho que habían vacaciones y uno no se preocupaba por el trabajo ni se tenía que ocupar de nada. Juliette, amaba el verano todo al contrario, porque tenía trabajos que hacer y muchos campus a los que asistir como profesora. Y es que se lo pasaba increíblemente bien haciendo de profesora. Había asistido como alumna en el campamento Blackwell desde primer curso y, a pesar de las negativas del principio, de que le daba vergüenza conocer a ente nueva y que no iba a tener amigos, al final terminó por ir cada año y no saltarse ni un día. Y el 2018 no iba a ser diferente, este sería su segundo año como monitora y no podía tener más ganas de ver a todo el personal de nuevo, tanto monitores como alumnos.

Llego antes de lo previsto como siempre solía hacer y se encontró con bastantes alumnos, caras conocidas, otras nuevas y alunas que mejor no hubiese querido volver a ver. De todos modos, Juliette entro en el bar con una sonrisa, saludando a todo el que se encontrase. —¡Caroline! ¡Seamus! ¿Cómo estáis? ¡Me alegra un montón volver a veros! — Abrazaba a sus antiguos “alumnos” —¡Oliveeeeeeer, sabia que no me fallarías! — ¡Ay! más feliz que una perdiz ella estaba en esos momentos. —¡Bianca! ¡Bianca! — Saludo a una de las más mayores de alumnos del campus, dándole un abrazo —Me alegro mucho de verte por aquí otro año ¡Al fin te graduaste! Tienes que contarme muchas cosas — La conocía ya de antes, Juliette estaba realmente entusiasmada de verlos a todos de nuevo.

Atendió a las palabras de la directora, haciendo callar a los niños que no escuchaban y hablaban entre ellos, seguramente por la emoción del momento. Juliette les entendía más de lo que ellos creían, tenía muchas ganas de empezar aquella aventura, al igual que cada año, que le deparaba cosas increíbles, estaba convencida y además haciendo algo que le apasionaba; hacer de maestra.

Una vez la jefa termino de hablar, dirigió  junto a sus compañeros monitores a los niños en el autobús, fue entonces cuando consiguió “robar” a la jefa durante unos segundos, saludándola y dándole un cariñoso abrazo. —¿Cómo estás? Me alegro de verte, este año parece que han venido bastantes alumnos nuevos, pinta bien, espero que tenas preparado algo chulo— Y siempre tenía preparado algo, en eso todos los monitores que la conocían lo tenían asegurado.

Subió al autobús y lo primero que vio fue la cara de Samael, diciendo algo para asustar a los más pequeños—¡Vaya! ¡Si vuelve míster simpatía!— Asi fue como le saludo, obviamente bromeando aunque al chico puede que no le hiciese gracia —Chicos, no le hagáis caso, es una broma— Corrigió las palabras del muchacho porque algunos niños de primer curso ya estaban empezando a asustarse de verdad. Se giro para dirigirse al muchacho—¿Los mismos ánimos que siempre, Samael? — Parecía no tener muchas ganas de estar alli, como cada año.

Ayudó a los niños a colocar sus baúles, a sentar a cada uno de ellos en sus respectivos lugares e iba revisando que todo estuviese en orden. Hasta que en la puerta del bus se encontró con una niña, de rostro conocido, aunque no sabía quién era —Hola ¿Es tu primer año aquí? Déjame que te ayude con las cosas, ve tomando asiento— Y le acerco una mano para que pudiese entrar.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Amelia Zadro
Edad del pj : 20
Ocupación : Universitaria (Política)
Pureza de sangre : Pura
Galeones : 6.470
Lealtad : Orden
Patronus : ~
RP Adicional : ---
Mensajes : 109
Puntos : 56
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5332-juliette-howells http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/t5636-tempus-fugit-juliette-s http://www.expectopatronum-rpg.com/
Juliette HowellsUniversitarios

Beatrice A. Bennington el Mar Jul 03, 2018 4:27 am

Interacciones:Emily PNJ & Harry amorcito.
Mención: Juli por parte de Emily
Aitana:


━ No iré. ━  Declaro días antes en una cena familiar, cuando le dijeron sobre el campamento. Era mayor de edad, no estaba en Hogwarts y hasta ya estaba planificando mudarse con Harry. No podían obligarla. Además, ni siquiera a Michael, su hermano menor, le pedían asistir. Eso de ser el menor de la familia era tener suerte, aunque si lo pensaba bien, no podía llamar suerte a que su madre estuviera pendiente 24/7 de ti.

Y si había dicho aquello, ¿Por qué ahora mismo estaba observando con una sonrisa, como su elfo domestico preparaba su equipaje? El poder del dinero claro. Su padre le había ofrecido un trato que ella no podía ignorar. Uno donde era la única favorecida y con una gran cantidad de cosas. Además, como si eso fuera poco, había logrado convencer a Harry de que asista con ella. Iba como monitor por su edad, pero eso hacía todo más divertido. Él le había obligado a asistir a aquella clase de Herbologia, así que le debía una. Aunque ambos sabían que la verdadera razón de que aceptará, fue porque la chica le había pedido que vaya con ella justo en medio del sexo. ¿Y quién dice que no en ese momento?

━ ¡He llegado! ━ La morena llego a la habitación de su amiga, abriendo la puerta sin respeto alguno. Aitana rodo los ojos, intentando recordar como se había hecho amiga de una persona tan ruidosa. Esa chica era puro escándalo, lloriqueos y problemas. Si no fuera porque en el fondo escondía a la serpiente real que era, estaría dudando de si era una verdadera Ex-Slytherin.

━ Pues llegas tarde. ━ Dijo, antes que nada, levantándose de su cama y sujetando su pequeño bolso. A diferencia de Emily que llevaba dos maletas gigantes, la rubia le había hecho un hechizo de expansión a uno de sus tantos bolsos. Era mucho más fácil, y, además, si tienes magia úsala.

━ Ya se, ya se. Oye, puedo llevar tu… ¿Aitana? ¡Maldita sea, no otra vez! ━  

Si, la dueña de casa nuevamente le había dejado tirada usando la aparición. Siempre le hacía lo mismo.

✘✘✘

Desde que era pequeña, Aitana siempre asistía al campamento Blackwell. Al comienzo y ahora mismo también, era una simple obligación, una molestia, pero aun así tenía buenos recuerdos. De hecho, había conocido a Emily en aquel lugar. Además, luego de que descubres ciertos lugares ocultos, el aburrimiento deja de existir. Si es que entienden claro.

Luego de aparecerse fuera del caldero chorreante, sin avisarle a su amiga como siempre, sintió enseguida unos brazos envolverse en su cintura y como comenzaban a repartir besos en su cuello. El olor del tan exquisito perfume de su novio llego a ella en cosas de segundos, relajándola.

━ No lograras convencerme de quedarnos, Harry. ━ Susurro, pero aun así no se separaba. Que oye, seguía siendo su novio. Aunque si arrugo la frente cuando sintió un mordisco. No porque no se sintiera rico, que con el todo era exquisitez, si no porque sabía que solo estaba haciéndolo para dejar una marca en plan “Tiene dueño”

━ Vamos tres minutos tardes. ━ Se quejo la morena, que quien sabe cuando había llegado, separando a sus amigos, logrando una queja de ambos, mientras jalaba a la rubia hasta el autobús. Ese maldito autobús del demonio. ━ ¡Hey Jul! Que bueno verte otra vez este año. ━ Y le guiño un ojo a la monitora, toda descarada.

━ Este año si que se da cuenta de que te atrae. ━ Se burlo la rubia. Que si, que Emily era toda bisexual, y en el fondo, se encontraba un animal salvaje listo para atacar a su presa. ━ No te voy a perdonar que me separaras de Harry. Si te duermes, sufres querida. ━ Lo decía la que seguramente terminaría vomitando, porque odiaba demasiado el Autobús noctámbulo y sus movimientos imparables.

Emily → MediumPurple
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Emily Kinney
Edad del pj : 27
Ocupación : Fugitiva
Pureza de sangre : Sucia
Galeones : 6.135
Lealtad : Pro Muggle
Patronus : Dacnis azul
RP Adicional : 000
Mensajes : 491
Puntos : 165
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5517-beatrice-bennington-id http://www.expectopatronum-rpg.com/t5523-beatrice-bennington-relaciones#81381 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5535-cronologia-de-bea http://www.expectopatronum-rpg.com/t5520-buzon-de-beatrice-bennington#81362

Alexandra Bennington el Mar Jul 03, 2018 4:28 pm

Acción: Llegar, subir al bus
Interacción: Juliette

No era el mejor año para la pequeña Alexandra. Hacía poco más de un mes que se enteró que su padre había sido enviado a Azkaban. Aquello no era para nadie una situación agradable así que tampoco lo era para ella. El caso es que su madre y ella creyeron conveniente apuntarla a un campamento para evitar sospechas e intentar aparentar una cierta normalidad. Si la hubieses pillado  un par de años atrás hubiese llegado al campamento con más ganas pero las circunstancias eran las que eran, solo esperaba que esos diez días pasasen rápido y consiguiese pasar desapercibida y que nadie le recordase lo vergonzoso que era tener a un padre fugitivo de la ley y por ende, que nadie se metiese con ella por aquello mismo. Eso eran sus objetivos de aquel verano, que pasase rápido y nadie nadie le comentara nada del tema. ¿Lo conseguiría? Eso estaba por ver.

Se despidió de su madre con cierta pena y agarró la inmensa maleta que se había preparado para la ocasión, que incluso era más grande que la propia Alexandra. Se puso detrás de todo el mundo para escuchar las palabras de Loreen, que parecía ser quien mandaba ahí. Reconoció algunas caras del castillo y se saludó con alguna gente pero no parecía haber ningún amigo suyo por allí, les había escrito para preguntarles si venían, nadie había contestado que sí.  

Luego se dirigieron al autobús noctambulo. Alexandra buscó con la mirada a su madre, quién ya se había ido. Ahora mismo lo único que quería era volver a casa y dormir abrazada a su peluche favorito. Pero ya no era una niña, no, Alexandra ya era mayor y tenía que actuar como tal. Esperó a que todos los niños terminasen de subir cuando se puso en frente de la puerta, intentando subir el maletón que llevaba al autobús  y de repente una chica con una sonrisa de oreja a oreja se ofreció a ayudarla, debía ser una monitora. —Eh si, gracias — Y ante las indicaciones de la muchacha, fue a buscar algún sitio libre.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 3
PB : Kristina Pimenova
Edad del pj : 12
Ocupación : 2º Slytherin
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 10.581
Lealtad : -
Patronus : No tiene aún
RP Adicional : 000
Mensajes : 224
Puntos : 109
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t4809-alexandra-bennington http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/t4849-somewhere-over-the-rainbow-alexandra-s-cr http://www.expectopatronum-rpg.com/

Samael Cavalcanti el Jue Jul 05, 2018 2:06 am

Acciones: Platicar con Loreen, darle una poco cálida re-bienvenida a la monitora, Juliette.
Interacción con: Loreen, Juliette.

Loreen era a pesar de todo, una mujer bastante agradable. Debía soportarla bastante a menudo, considerando que compartían la universidad, incluso, así que ya se había acostumbrado a su presencia. Samael solía ser un poco más agradable que en aquellos momentos, o por lo menos, éso era lo que demostraba la mayor parte del tiempo, sin embargo, toda esa idea de ir al campamento un año más se le hacía increíblemente tedioso, maldito padre, ¿por qué no podía morirse y darle sus fortunas sin chistar? Así no debía ir a estúpidos campamentos para asegurarse de no perder la manutención, esto de tener a su propio padre como sugar daddy no era nada sencillo.

Seguro que un montón de dulces al final del campamento serán una idea magnífica — Comentó sarcásticamente, ante el comentario que hacía sobre una sorpresa al finalizar el campamento. La verdad es que jamás había escuchado de nada parecido, pero probablemente sería divertido ver un esfuerzo en vano por hacer un buen trabajo, porque podrían sorprender a los críos, pero a él no, para nada. Incluso le había entrado algo de curiosidad, y si no fuese porque le importaba demasiado poco cualquier cosa que pudiese ocurrir dentro de los siguientes diez días, lo más probable es que hubiese movido cielo y tierra con el único fin de averiguar de qué iba aquella sorpresa, pero no, no tenía planeado mover ni un dedo, sabía que podía hacerse con aquella información luego, y sin siquiera hacer mayores esfuerzos, sólo debía tener un poco de paciencia y hacer lo que mejor sabía hacer, ser elocuente.

Jugueteaba con una pequeña moneda entre sus dedos, era una manía que había adquirido las últimas semanas, de lanzar constantemente una moneda entre sus dedos, atraparla y repetir, se le había vuelto bastante adictivo, y de vez en cuando, también podía utilizar la moneda para tomar una que otra decisión — Claro, y verte la cara todo el año ha sido tan fácil — Una sonrisa traviesa se paseó por su rostro, para finalmente acabar por soltar una pequeña carcajada, justo frente a la rubia — Es broma, sabes que te me haces tolerable — Asintió, con poca o incluso nula falsedad en sus palabras, realmente, Loreen era una mujer que se le hacía algo agradable, aunque no le gustaba contactarla demasiado frecuente, principalmente debido a que tenían formas de ver las cosas increíblemente distantes, la verdad es que podía soportarla, a diferencia de a un montón de personas, cuya presencia ya de por sí se le hacía repugnante.

Caminó con lentitud por un lado de la mujer, ignorando incluso a los alumnos que llegaban a entregar el papeleo correspondiente a la rubia, mientras que uno de sus dedos se deslizaba, juguetón, por el hombro de la mujer, haciéndose con un mechón de su cabellera dorada y jugando con él por un par de segundos — ¿Lo que nosotros queramos? — Articuló en tono serio, para luego dejar caer el mechón de cabello de la mujer, y liberar una pequeña carcajada — ¡Oh! Pero si Juliette vuelve, la mujer me agrada, y es resistente, o fui muy débil el año interior, juro que este año no le dejo ganas de regresar — ¡Y es que era imperdonable! Su labor en el campamento era la de hacer la vida de los demás miserables, y el hecho de que una monitora repitiese significaba, claramente, que su labor durante el año anterior había sido insuficiente, éste año debía ser más fuerte, más intolerable, que todos odiaran el campamento como él lo hacía — Así que estaremos libres, lo admito, es tentador, puede que después de todo pase una buena noche en el campamento

Hizo una reverencia al escuchar la forma en que Juliette lo llamaba, en medio de un divertido gesto — En vivo y en estéreo, no doy autógrafos — Vociferó, a la vez que llevaba a cabo un ademán con su mano izquierda, mientras que entre la mano derecha, jugueteaba con aquella moneda que había sacado especialmente para no morir de aburrimiento. Le devolvió la mirada a los pequeños, quienes hacían fila para subirse al autobús, algunos saludándose entre ellos, mientras que los otros se despedían de sus familiares, o únicamente acababan de llevar a cabo los últimos detalles antes del viaje — No es broma, tengo historias, cuando esté más entrada la noche, probablemente se las cuente — Comentó, en un tono serio, echándoles una terrorífica mirada a los jóvenes que lo rodeaban, sin prestarle mayor atención a ninguno en específico, muy probablemente porque ninguno le importaba siquiera un poco.

Pues no, ¿cómo crees que estoy luego de enterarme de que no conseguí hacer que desertaras? ¡afectas mi impecable currículo! — Exclamó hacia Juliette, en un tono de voz que podía parecer incluso enojado, y es que en el fondo, muy en el fondo lo estaba, ¿cómo se atrevía siquiera a aparecerse por allí un año más? Una falta de respeto total — Este año, probablemente mi ánimo sea un poco peor de lo usual, no te culpo si el año entrante no regresas — Asintió con la cabeza, sonando incluso bastante comprensivo, y sí, tenía tantas ganas de que la mujer no volviera como de cualquier otra cosa, y no precisamente porque no fuera de su agrado, no, sino porque su labor en el campamento era el de ahuyentar a los demás monitores, y también a uno que otro campista, y se sentía decepcionado de su propio trabajo, ¿qué sentido tenía su vida si no era hacer la vida de los demás miserable? En esos momentos, era donde todo parecía cobrar un sentido diferente, y se daba cuenta de que debía ser algo más cruel de vez en cuando.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Alex Mapeli
Edad del pj : 20
Ocupación : Estudiante
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 1.400
Lealtad : Pro-Mortífagos
Patronus : -
RP Adicional : 00
Mensajes : 10
Puntos : 4
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t6037-samael-cavalcanti http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/
Samael CavalcantiUniversitarios

Dante Fiore el Jue Jul 05, 2018 2:43 am

Nichola Harris para presidente de la clase:


Nombre completo: Nichola Nemo Harris
Edad: 17 años
Nacionalidad: Inglesa
Pureza de sangre: Mestiza
Casa en Hogwarts: Gryffindor

Descripción psicológica: Inteligente, bromista, juguetón, apasionado, dedicado, leal, cariñoso, valiente, ocurrente, espontáneo, directo.

Suele tener intenciones bastante claras y unas ideas bastante organizadas, básicamente, acostumbra a hacer lo primero que se le pase la cabeza, si eso implica algo de diversión para él. Pone todo su empeño cuando quiere conseguir algo, y se le verá increíblemente feliz al obtenerlo, suele dejar su corazón en todo lo que hace, y por eso mismo suele ser tan bueno en casi todas las actividades que realiza, siempre y cuando éstas le generen al menos un poco de interés, ya que de lo contrario, las hará por obligación.

Detesta totalmente todo lo que pueda considerar como un acto de racismo, considera que todos pueden valer por igual, y todo depende de sus ansias de triunfar más que de alguna condición social o sanguínea, y suele repudiar cualquier intento de purismo dentro del mundo mágico, aunque durante los últimos años ha debido aprender a cerrar el pico, considerando que eso podría meterlo en graves problemas. Aunque pueda no parecerlo, es bastante ingenioso, no le toma más que unos cuantos segundos analizar cualquier situación y maquinar una solución adecuada, y es increíblemente creativo en aquellos aspectos, suele adaptarse con rapidez a cualquier clase de ambiente, y utilizar cualquier cosa que tenga a la mano y que pueda serle útil.

En cualquier lado se le suele ver con una sonrisa en el rostro, que es lo que más le gusta mostrar y sacar de las personas. No hay nada que una buena sonrisa no cure, y eso él lo sabe de sobra, por lo que siempre va por allí riendo, e intentando hacer que los demás rían con él, por lo cual no le importa hacer la primera idiotez que se le pase por la cabeza, con tal de satisfacer sus propias ansias y de vez en cuando las ajenas. Su humor puede llegar a ser incluso un poco negro, pero sin ser más que eso, humor, acostumbra a tomarse la mayoría de las situaciones como una sencilla broma, y no muy frecuentemente muestra una expresión realmente seria.

Gustos:
Estar al aire libre
La comida grasosa
Los postres
Nadar
Utilizar hechizos para hacer cualquier idiotez, en especial luego de su salida de Hogwarts
Divertirse, a cualquier costo

Disgustos:
La comida marina
Los helados, son el único postre que detesta
El frío excesivo, lo detesta
Cualquier clase de discriminación
Las personas aburridas, si no vinieron a divertirse, ¿a qué vinieron?

Otros datos:
Desde el primer año de Hogwarts ha intentado conquistar a Aitana, siempre sin éxito alguno
Tiene una pequeña cicatriz redonda en el pectoral derecho, por una caída que se dio de niño
A todos lados lleva puesto un anillo plateado con un rubí en medio, perteneciente a su familia paterna
Sabe hablar a la perfección inglés, francés, italiano y griego, y de vez en cuando comienza a maldecir a las personas en otro idioma
Siempre acostumbra a llegar en los momentos menos oportunos, y eso ha quedado más que claro
Su cabello no es naturalmente rojo, pero se lo comenzó a teñir de aquel color justo antes de entrar a Hogwarts, porque estaba totalmente seguro de que entraría en Gryffindor y que así le combinaría con su uniforme
Apenas y puede ver un helado sin venirse en vómito, debido a una terrible experiencia que sufrió con uno cuando apenas tenía diez años

Acciones: Nichola Harris y la búsqueda de los calzones prófugos. Llegar al Caldero Chorreante, nalguear a Harry, reconocer el shampoo de Aitana, saludar a Loreen.
Interacción con: Harry, Aitana, Loreen.

¡La puta madre, que llego tarde! — Sus pies parecían moverse como carrera de espermatozoides a la hora de copular, sí, como esos que se pelean por ver quien será el espermatozoide ganador, y siempre acaba ganando la carrera el que va a ser un maldito inútil, vago y sin deseos de vivir, algo así se encontraba justo en aquel momento.

Cada año, solía ir al campamento Blackwell a por algo de diversión, porque todo aquel que lo conociera siquiera de vista, sabía lo mucho que él adoraba divertirse a toda costa, ¡pero había olvidado donde había puesto su maldita ropa interior! — ¡Blai, Blai, búscame la mierda esa rápido, que me abandonan! — Le exclamó a su madre, una mujer de unos cuarenta y cinco años, cabello rojizo, cuerpo escuálido y un rostro repleto de pecas, quien lo observó indignado, frente aquel comentario tan carente de respeto — Quien debió abandonarte fui yo, ¡te he dicho mil veces que me llames mamá, no Blaire! — ¡Pero mira! Si parecía que la mujer se revelaba cuando él estaba más entretenido, cuando llegara del campamento, probablemente se sentaría a darle una buena charla sobre quien mandaba en aquella relación, la labor de Nichola era llenarla de amor a todas horas, y a cambio, podía tratarla como se le diese la gana, claro, bromeando siempre — En otro momento me platicas acerca de tus intentos fallidos de arrojarme a un basurero cuando era bebé, ¡ahora necesito los putos calzones!

• • •

¿Quién demonios conseguía los putos calzones dentro del horno? Bueno, parece que el pelirrojo. Y es que en su vida ocurrían tantas estupideces, que de vez en cuando pensaba que no sería mala idea escribir una trilogía con todas sus vivencias, de esas increíblemente absurdas que muchos creerían que eran inventadas pero no, a él en serio le pasaban toda clase de idioteces. Podría apostar que no a cualquiera lo había cagado un hipogrifo en el cabello durante pleno vuelo, o que tampoco cualquiera se habría volado las cejas en medio de una clase de pociones, y había tenido que pasar semanas aguardando a que crecieran de nuevo, pero no se quejaba, luego de que todo volviese a la normalidad en su rostro, parecía que sus cejas eran incluso mejores, más pobladas, y podía ponerlas a bailar sensualmente, cosa que antes se le hacía imposible.

Se apresuró a llegar al Caldero Chorreante, porque cada vez se le hacía más tarde, y podía estar al menos 70% seguro de que su suerte era tan mala que podrían dejarlo botado, y como él era tan insistente, se iría caminando hasta encontrar el lugar al cual los había llevado el autobús — ¡Se te nota el ejercicio, preciosura! — Su mano se abalanzó rápidamente hacia la retaguardia de Harry, proporcionándole una nalgada no demasiado fuerte, pero que no dejaba nada que desear. Su relación no era para nada buena, pero al pelirrojo le importaba tan poco aquello, que solía ir por todos lados molestándolo o haciéndolo enojar únicamente por diversión, y vamos, que el hombre era un bombón, una manito de vez en cuando no sentaba mal.

¡Aitana! Que bueno verte otro año, tan preciosa como siempre — Sonrió de oreja a oreja, y se aproximó con rapidez al lugar en el que se encontraba la rubia, mientras que uno de sus brazos se deslizaba por sobre el hombro de Aitana, acercándola a él ligeramente, y oliendo su cabello por unos cuantos segundos — Nunca cambias el shampoo, lo adoro — Afirmó, para luego soltarla y continuar con su camino tranquilamente, como si no acabase de coquetear con una feliz pareja de novios hace sólo un par de segundos, porque así era él, parecía olvidar todo lo que hacía luego de un periodo de tiempo bastante corto, pero no lo olvidaba, sólo les daba nula importancia.

Su relación con los monitores siempre había sido neutra, era más que nada una carga para los pobres, siempre molestando e incumpliendo las normas, pero no le desagradaba ninguno, incluso ese Samael, que siempre intentaba desgraciar la vida de los demás, ¡pues no! A él no le desgraciaba la vida nadie, así que sería mejor que se chupara un pepino si quería soportar la idea de que no iba a poder con él — ¿Ahora eres encargada, señorita Blackwell? — Vociferó, arrastrando la pequeña maleta que llevaba junto a él, tenía un fuerte hechizo de ampliación, por lo que no necesitaba de un equipaje demasiado espacioso, sino más bien, de un hechizo bien realizado para encargarse de tener todo en su lugar.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Alfonso Herrera
Edad del pj : 31
Ocupación : Sanador
Pureza de sangre : Pura
Galeones : 2.650
Lealtad : Neutra
Patronus : Caballo
RP Adicional : 000
Mensajes : 76
Puntos : 51
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5856-dante-fiore-un-piacere http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/
Dante FioreSan Mungo

Jacob A. Fraser el Jue Jul 05, 2018 6:16 am

Grrrr:


Nombre:  Fergus Gowan
Edad: 12 años / Curso: 2° / Casa: Hufflepuff / Sangre: Pura
Pb: Gaten Matarazzo

Pequeña Descripción Psicológica: Principalmente Fergus es un chico divertido y amigable. Siempre suele sacarle una risa o una carcajada a sus amigos (conocido por eso como el payaso de la clase) es juguetón y bromista pero también es muy curioso, al ser hijo de magos y casi no conocer del mundo de los muggles es muy fácil asombrarlo.
Aventurero como nadie siempre esta buscando algo nuevo que hacer o algo nuevo por conocer, amistoso como nadie, incluso con la gente que podría rechazarlo y hacerle malos gestos. Es leal, justo y honesto como todo buen Hufflepuff; si encuentra una moneda moverá cielo, mar y tierra para encontrar al dueño. Es tan extrovertido que suele hablar hasta por los codos y no hay poder humano que lo calle. Tiene una honestidad que a veces raya en lo grosero. Es el tipico chico gordo que te hace reir.

Gustos:
* Dulces, chocolates, pasteles, todo aquello que contenga azúcar.
*Artefactos muggles.
*Los días soleados.
*La hora del desayuno, la comida y cena.
*La música.
Disgustos:
*La gente que no tiene un buen sentido del humor.
*Hacer algún deporte.
*No consumir sus comidas como es.
*Que alguien le quite sus dulces.
*EL mal humor.
Datos extras:
*Es bueno con los animales fantásticos.
*Es el mas consentido en su familia al ser el menor de 6 hermanos.
*Su familia trata de obligarlo un poco a hacer ejercicio y bajar de peso.
*Le gusta el Quidditch pero no lo practica.

Mención: Looren
Interacción: Alexandra

El chico tenia los brazos cruzados y no dejaba de fruncir el ceño, era claro para su madre que estaba molesto y como no estarlo cuando era obligado y prácticamente arrastrado para asistir el campamento.  Era injusto que solo él tuviera que asistir, mientras que sus hermanos se quedaban en casa disfrutando de las vacaciones y de la comida caliente casera  de su madre; pero claro ellos eran esbeltos y perfectos, mientras que él era una bola de grasa que tenía que mantenerse en movimiento. Tal vez el campamento no sería un sufrimiento para el si estuviera con su mejor amigo justo como el año pasado, pero con el cambio de gobierno él había desaparecido de su vida, no sabía si había podido huir, si estaba muerto o si estaba encerrado en Azkaban, el simplemente había desaparecido.
Soltó un suspiro resignado mientras su madre lo empujaba calle abajo hacia el caldero chorreante, minutos antes se habían aparecido en una tienda del callejón Diagon gracias a los polvos flu. Traía colgada a su espalda una mochila (en la cual gracias a un hechizo de expansión echa por su madre cargaba la mayoría de sus cosas para este viaje) y vestía unos vaqueros, una chaqueta de color azul y su inseparable gorra en la cabeza.
Cuando llegaron al caldero su madre le dio el permiso del viaje y un beso en la frente antes de darle un ligero empujón para acercarlo al grupo de chicos que ahí se reunían, con las mejillas sonrojadas por las muestras de afecto en público de su madre Fergus se acercó para escuchar a Loreen saludarlos e informarle un poco de lo que iba a suceder.
La idea de subir al autobús no le gustaba demasiado, había viajado en el antes cuando era más pequeño y el resultado había sido desastroso, se había mareado tanto que había terminado vomitando en la túnica nueva de su madre.  Pero no pudo evitar frotarse las manos con malicia ante la idea de visitar Honeydukes, tenía suficientes sickles y knuts en los bolsillos para gastar.  
Cuando el autobús apareció entrego su permiso pero no su mochila, prefería tenerla cerca de él, tenía varios postres y dulces que había logrado sacar de la cocina sin que su madre lo notara, además en caso de que se vomitara encima tenía ropa cerca. Busco un lugar comodo y casi en la entrada, estaba mirando a su alrededor tratando de buscar alguna cara conocida del curso cuando la vio Alexandra Bennington era de su curso asi que estiro y agito la mano tratando de llamar su atención. —¡Hey Alexandra aquí hay un lugar! — le grito antes de comenzar a señalar la cama que estaba a su lado.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Robert Pattinson
Edad del pj : 28
Ocupación : Desempleado
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 1.700
Lealtad : Orden del fénix
Patronus : Lobo ártico
RP Adicional : 00
Mensajes : 31
Puntos : 17
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5987-jacob-a-fraser-id http://www.expectopatronum-rpg.com/t6016-jacob-s-relationships http://www.expectopatronum-rpg.com/t6018-cronologia-de-jacob-f http://www.expectopatronum-rpg.com/t6015-buzon-de-jacob-fraser

Freya Howll el Jue Jul 05, 2018 7:26 am

HARRY  "PRECIOSOSEXYADONIS" WOOD:
Harry Wood
Nombre completo: Harry Aidan Wood
Fecha de nacimiento: 28/octubre/1999
Edad: 18 años
Lugar de nacimiento: Londres, Inglaterra, Reino Unido
Pureza de sangre: Puro, como el alcohol que se toma.
Orientación sexual: Heterosexual, una posible curiosidad pero ahora con novia no se mete a explorar.
Casa de Hogwarts: Slytherin
Curso en Hogwarts: último año, séptimo.
PB: Danilo Borgato

DESCRIPCIÓN PSICOLÓGICA

Él es temido por mucha gente. Ya está acostumbrado. Nacer bajo el apellido Wood te crea mala fama de por sí. A veces lo prefiere, para que nadie se pase de listo. Por ello, su mundo se basa en extremos, es todo o no es nada. Radical en sus ideas y sí, a menudo también demasiado extremista. No permite que se conciba los grises porque cree que este color es para la gente que no se moja por nada, para las que no se implican y huyen solo para quedar bien con todo el mundo. Lo cual, según él ha dicho alguna vez, es una puta mierda. No siempre se puede quedar bien ante todos. 

Es celoso, mucho, y también algo posesivo. A veces, puede que resulte un poco agresivo en su forma de hablar pero es capaz de demostrar cariño y amor, de cuidar lo que es “suyo”. Nunca se inventará estos celos, no está loco pero no es imbécil. En más de una ocasión, sus amigos lo detuvieron antes de destrozar a golpizas a un tío que intentaba ligar con Aitana, su novia. 

Se adapta a cualquier situación, es fuerte y tiene un carácter de mil demonios cuando lo buscas. Siempre mantiene la llamita de ira, como si estuviese en piloto, si te haces el listo es capaz de quemar todo a su alrededor. Sabe escuchar a la perfección pero también te dirá las cosas, según él, como son de una manera tosca. 

Está claro para todos  que, Harry, es una persona a la que le cuesta coger confianza a la primera porque desde hace un tiempo vive resguardado en su propio caparazón. A  él no le gusta que sepan nada de su vida.

DATOS PERSONALES

Hobbies:
— Tiene un negocio pequeño y secreto con sus amigos, los tres son hackers por lo que se encargan de hacer pequeños trabajos para ganarse unos cuantos galeones. ¿Quién dijo que tener conocimientos muggles no servía?
— Descubrir los placeres con Aitana. Cualquier placer y en cualquier lugar, como en el bosque prohibido.
— Juega Quidditch. 
— Jugar videojuegos muggles, un gran vicio.
— Cantar junto a su Dulce, eso le apasiona aunque no sepa con honestidad si se le da bien.

Fobias o miedos:
—Volver a vivir con Aitana, lo que sufrió con María.
—Tripofobia (Auténtico pánico, náuseas y sudores fríos cuando ven agujeros pequeños y juntos o cosas que contienen agujeros)

Otros datos e interés
—Posee un apadravya. Dolió, pero valió la pena.
—Tiene un perro rottweiler llamado Cual. 
—Tiene un piercing en la nariz, pero es común verlo sin porque se lo saca cada tanto. 
—Repitió curso, en su cuarto año, por problemas personales que solo Dumbledore conocía.
—Se tiró a Elia Deveraux, cuanto tenía tan solo 16 años. Todo un logro aunque no hace alarde de ello. 
—Cayó rendido por Aitana, su actual pareja, le gusta ser cursi con ella a pesar de haber dicho que no caería en el amor nuevamente.
—Materia en la que es el puto amo:  El sex…  Artes oscuras, ponele. 
—¡Que saquen ya por amor al Señor Merlín esa materia!: Adivinación y ¿Quién mierda coge Aritmancia?
Slytherin— 18 años — Británico




Mención: elfo domestico que parece que no habla pero mueve la cabeza, un idiota que miraba demasiado a mi chica, Emily, cualquier otro ente (?).
Interacción: Aitana, Nichola.

¿Quién mierda no me tiró una balde de agua fría para recapacitar sobre esta locura? ¿Un campamento? ¿Yo? Y no, no era por los mosquitos creyéndome una diva. Tampoco estaba en contra de ninguno de esos ñoños que quieren invertir su tiempo libre de vacaciones bajo órdenes de otros magos (capullos) que solo les harían hacer estupideces para “aprender” a convivir en una sociedad de magos bajo el lema de la diversión y vaya uno a saber que otras chorradas más se les ocurría para mentirles en la cara. Era comparado hasta con un escupitajo de mentiras. Realmente la que me jugó una emboscada fue Aitana mientras saltaba sobre mi cintura, una pregunta que ni siquiera recapacité hasta que ella con una sonrisa de suficiencia me aclaró como era el tema del  infierno que debía ir a presenciar. Y si eso no era poco, debía dirigirlo como monitor. Ser uno de esos imbéciles que da órdenes, que eso me sale como si hubiese nacido para eso, pero que eran básicamente decirles cómo hacer un collage, como no cortarse con tijeras, sostener bien una varita, darle una caricia como un perro por haber acertado en alguna otra idiotez.

¿Negarme? Intenté decirle que les dijera a sus padres que sí pero que nos iríamos a otro punto del mundo, nos iríamos de vacaciones donde nadie supiese sobre nuestras existencias pero no funcionaba así de sencillo. Aitana había sido sobornada con dinero, ella gustosa acepto y conociendo a sus padres… tendrían cámaras por cada rincón del lugar para saber que su hija está allí cumpliendo con la parte del trato. Malditos mis suegros, si sabían que me arrastró en esta mierda sería la coña del año. Esas confianzas sí que ya no me agradaban.

Salía de ducharme, las gotas resbalaron por mi torso y busqué con la mirada mi móvil. Cuando di con él abrí la aplicación de la cámara, sin meditarlo demasiado capturé la imagen que se enviaría directamente a mi rubia favorita. Si te detenías en tu inspección por esa foto podrías ver como tenía un buen bulto por debajo de la cintura cubierto por la toalla. ¿Otra vez cachondo? No se puede culpar a un pobre hombre hormonado rendido ante los pies de su pareja cuando esta le envía una foto sensual en sujetador mordiéndose el labio antes de entrar a bañarse. Eso era caer directo a la lujuria, si debían condenarme por las veces que caí en esa trampa pues lléveme preso su señoría.

Me revolví el cabello con frustración, estaba demasiado largo para el gusto de mi chica pero con unas tijeras eso se podía arreglar. Hasta con la varita, vamos que la magia lo arregla todo en este mundo. Con el móvil aún en mis manos avancé hasta dar con el grupo de mis amigos, con un nombre de mierda como título, con mi dedo lo señalé para abrir los últimos mensajes.


Nate (16:00): ¿ESTÁS DE COÑA? TE PIRAS A VAYA UNO A SABER DONDE PARA HACER DE MONITOR. ¿DÓNDE MIERDA DEJASTE AL HARRY QUE CONOCÍAMOS?
Nate (16:02): ESTOY IMPACTADO DE QUE ACEPTES POR UN PAR DE TETAS.
Visto: 16:58HS.
Nate (17:01): ¿Siquiera terminarás la parte de tu trabajo?
SamuraiX (17:01): ¡Déjalo tranquilo, hombre! Tiene su derecho a ser el canguro de un campamento de niños mimados.
SamuraiX (17:03): Perdón, el monitor de un campamento.
Nate (17:06): Nos costó dar con este tipo como para poner en hiatus toda la investigación.
Me (17:20): Son unos dramáticos del demonio, peor que una tía con esa mierda de ola roja, marea roja, lo que sea.  
Me (17:20): Si no te diste cuenta imbécil, te envié por mensaje en nuestro servidor todos los datos que me pediste.  
Me (17:21): También te comento que este caso lo tomaste tú solito para poder follarte a la morena aquella, si no te resultó pues lo lamento. No, no lo lamento, te lo mereces por andar tirando mierdas.
Me (17:25): Seré un puto monitor, pero adivinen quién follará y quién no.  
Me (17:26): Audio.  
SamuraiX  (17:30): JAJAJAJAJAJAJA ESCUCHA ESE AUDIO, ES LO MEJOR QUE ME HA PASADO EN EL DÍA.  
SamuraiX (17:30): Eso y que una tía me haya enviado su pack.
Visto: 17:30HS.
SamuraiX (18:27): Vale, me clavaron el visto y no me comentan nada. Son una mierda de amigos. Luego quieren mis memes.


✘✘✘

Suspiré asqueado de toda la situación. Estábamos al acecho de un tío que se estaba aprovechando de una tal Carmelia porque esta le mandó foto de sus tetas a un chico de años superiores pero que era todo un cabrón que la reenvió a otros amigos. ¿Lo peor? Estaba haciéndose viral, a escala masiva, aquella imagen pero sin mostrar el rostro de la chica en cuestión y no, no era el tío ese. Había alguien que tenía capturas de la cámara de su portátil cuando tenía sex chat, algo detrás de todo eso se podía oler. Pero esa sería otra historia de la cual me encargaría al volver.

La maleta con las pertenencias necesarias descansaba en mi habitación. Varias cosas se encontraban en cajas, me quería mudar con mi novia a un departamento para comenzar con la universidad pero no se le ocurrió mejor momento que hacer este campamento ahora. Rasqué la zona de mi nuca, con ansiedad mis manos viajaron a la cinturilla de mis vaqueros para encontrarse con el bolsillo y de allí sacar una caja de cigarros. Me quedaban solo tres. Lo prendí y sostuve la mirada al elfo de la familia que negaba con su cabeza ante mi decisión de arruinar mis pulmones, según él. –No me mires así, hierba mala nunca muere, recuerda lo que te digo.- sonreí socarronamente tirando lo que restaba del aniquilador de pulmones. Pisé para acabar con su consumición y en un instante llegué al Caldero Chorreante. ¡Qué maravilla la magia!

Con solo unos segundos en ese lugar me gané una nalgueada y del imbécil ese de Nichola. ¡Cómo le gustaba meter mano el maldito! –Me sigues tocando los cojones y yo te voy a dejar la cara hecha mierda.- gruñí. No pude siquiera ponerle un dedo porque salió disparado como si tuviera hormigas en el culo.

¿Dónde estaba la rubia responsable de esta tortura? Ahí mismo apareciendo fuera del Caldero Chorreante. ¿Ya dije que Nichola era un sin neuronas? Vale, lo repito. ¡Qué coño hace oliendo el cabello a mi novia como un sucio psicópata! Mis piernas se movieron con rapidez hasta donde se encontraba Aitana. Mis brazos no perdieron tiempo en reencontrarse con su cintura, la apreté hacia mí mientras hundía la cara contra su cuello que desprendía aquel aroma dulce y frutal que tanto me prendía. Solo mía. Podría verse como la criatura más inocente y pura del mundo pero tan solo cruzabas una palabra con ella te dabas cuenta del veneno que destilaba. Besos descendieron por toda esa franja de piel exquisita, se relajó y lo sentía.

-No perdía nada con volver a intentarlo, recuerda que podríamos escaparnos a unas vacaciones exprés. Hasta soportaría un viaje al centro comercial.- agregué para ver si cambiaba de opción pero no obtuve una respuesta contraria a la inicial. Alcé mi vista a un par de críos hasta dar con la mirada de un adolescente que observaba las piernas de Aitana con excesiva curiosidad. Si fuese un animal hubiese gruñido pero para marcarla, mordí su cuello.

No pude seguir en el plan de macho alfa destructor de ovarios con pecho peludo porque nuestra amiga, queridísima (siente el sarcasmo), nos separó con las prisas. Que sí, era tolerable y hasta era gracioso fastidiarla pero cuando me alejaba de Aitana perdía el poco aprecio que le tenía. O como aquella vez que nos interrumpió en pleno apogeo en casa de la rubia. ¿A quién se le ocurre caer a las cuatro de la mañana un domingo para preguntar qué shampoo usa tu mejor amiga? Así de loco, sucedió. –Creo que no se anima ni a besito de esos castos que se dan los niños de once años.- me burlé. Me volví a mi rubia.- Oye, si te sientes demasiado mal recuéstate, que sé cómo te pone esta cosa. Si duermes ni te enteras, yo te despierto y no dejaré que nadie te haga daño.- dije con seriedad. No quería verla descompuesta en pleno viaje. Ambos ascendimos al bendito transporte mientras dejábamos en algún rincón las maletas.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Sara Sampaio
Edad del pj : 18
Ocupación : Universitaria
Pureza de sangre : Limpia
Galeones : 5.550
Lealtad : a su hermana.
Patronus : -
RP Adicional : 000
Mensajes : 73
Puntos : 25
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5786-freya-d-howll https://i.imgur.com/OZ0DQVO.jpg http://www.expectopatronum-rpg.com/t5789-cronologia-de-freya-howll#85134 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5792-correo-de-freya-howll
Freya HowllUniversitarios

Cosette Etienne el Jue Jul 05, 2018 12:25 pm



Acciones: Refunfuñar, llegar, refunfuñar,  pensamientos de escape, refunfuñar, subir al bus, refunfuñar


Lo que me espera — Fue lo primero que dijo Cosette al aparecer con la red Flu y ver todo el percal. Niños, adolescentes y jóvenes convivían en el Caldero Chorreante, parecía una reunión de estudiantes de Hogwarts donde obviamente no se cabía por el reducido espacio del local. Se hizo hueco entre la multitud, apartando algún que otro niño que se le cruzaba por el camino y murmurando palabras sin cesar, que vaya asco de vacaciones, que qué iba a hacer ella aquí y que qué mal lo pasaría. Todo porque el señor adoptivo de la muchacha la había apuntado en ese campamento para que se integrase aún más en la comunidad mágica Londinense. Y pos como él era ahora su padre, él mandaba.

Mientras una monitora daba la bienvenida a los demás niños, Cosette no hacía caso a sus palabras, si no que dirigía su mirada hacia la salida del Caldero, pensando en lo fácil que sería irse de ahí, solo tenía que cruzar la puerta y perderse por Londres.. diez días enteros, ella sola, visitando Londres y toda la comunidad muggle.. ¡Oh dios! ¡Qué tentación! Eso sí sería un buen campamento de verano y seguro que aprendería muchísimo más que rodeada de críos inútiles y adolescentes en celo.. Solo tenía que dar un paso y.. ya estaba fuera.. vamos Cosette no seas una cagada.. vamos.. — ¡Oye! ¡No empujes! — Su pensamiento de libertad quedó en el olvido cuando la corriente la arrastró hacia el autobús noctámbulo y en un abrir y cerrar de ojos ya estaba dentro de este, consiguiendo una litera y con el entrecejo fruncido y ganas de pegar a alguien.

Colocó sus enseres en el poco espacio que había, murmurando aun más cosas como que coño hacia allí si no conocía a nadie, que la gente gritaba mucho, que ella era un ser asocial, no podría estar conviviendo 24/7 con personas que no conocía, que ya se había hartado en el orfanato y aquello seria el puto infierno, incluso ahora mismo estaba echando de menos la escuela. Quien lo diría, pues era uno de los sitios que odiaba más. — Fuera — Lanzo una mirada a un chico algo más pequeño que ella y este se alejó lo más rápido que pudo, cambiándose hacia otra cama. Bueno, al menos había conseguido que la dejasen en paz. Pensó que con mucha suerte mientras fuesen muchos campistas, durante las diferentes actividades ella podría escabullirse y nadie se daría cuenta.

avatar
Imagen Personalizada :
RP : 6
PB : Lily Jean Bridger
Edad del pj : 16
Ocupación : Estudiante
Pureza de sangre : Desconocida
Galeones : 3.900
Lealtad : ...
Patronus : Incapaz de conjurar
RP Adicional : 000
Mensajes : 51
Puntos : 29
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5546-cosette-etienne http://www.expectopatronum-rpg.com/t5760-cossete-s-chrono http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/
Cosette EtienneHufflepuff

Vanessa Crowley el Jue Jul 05, 2018 8:51 pm

LLEGADA A HOGSMEADE


LOREEN BLACKWELL:


#cc6600
Loreen Blackwell, 21 años, primogénita de la familia Blackwell. Estudiante en la Universidad Mágica y Jefa de Monitores.
PB: Eliza Taylor
©️ HARDROCK
PARTICIPANTES:

Jefa de monitores: Loreen Blackwell (Vanessa Crowley).
Monitores:

  • Harry Aidan Wood (Freya Howll).
  • Juliette Howells.
  • Samael Cavalcanti.

Campistas:

  • Aitana Johnson (Beatrice A. Bennington).
  • Alexandra Bennington.
  • Bianca de Vega.
  • Fergus Gowan (Jacob A. Fraser).
  • Harvey Blackwood.
  • Nichola Harris (Dante Fiore).
  • Cosette Etienne.


16/8/2018
Hogsmeade
8:00

Loreen sonrió ante los ánimos de Juliette. Sí, se conocían bastante bien, llevaba en el campamento prácticamente los mismos años que Samael y ella misma. Era una buena chica, conocía a todos los críos y no le costaba hacer buenas migas con los nuevos.

Lo que nosotros queramos —volvió a asegurarle a Samael, aunque la muchacha sabía de sobras que era probable que acabaran haciendo lo que quisiera Samael, porque era muy difícil llevarle la contraria. Qué complicado se le haría ser la jefa de monitores.

Yo también me alegro de que hayas venido —respondió a Juliette alegremente, y después bajó la voz para seguir hablando—. Luego os haré un adelanto del programa completo, aunque no quiero decirle cuál es la sorpresa final a Samael. Ya sabes... Seguro que se la cuenta a todos y se ingenia alguna forma de arruinarlo.

En general, la noche había sido movidita. Desventajas del Autobús Noctámbulo. Algunos habían dormido como lirones, otros se habían pasado la noche vomitando, y otros, como Loreen, no se habían mareado pero tampoco habían podido pegar ojo en toda la noche.

Rusty Ocean, de 11 años y que probablemente era la primera vez que viajaba en el Autobús Noctámbulo había vomitado un par de veces, aunque las malas lenguas juraban que había vomitado al menos 10 veces. La verdad es que esa parte del trayecto había sido bastante asquerosa, menos mal que no había sido trabajo de los monitores limpiarlo.

A las 8 de la mañana, por fin, llegaron a Hogsmeade, y Loreen bajó la primera del autobús. Necesitaba estirar las piernas. A continuación fueron bajando los campistas, y finalmente un monitor cerró la comitiva.

Bienvenidos a Hogsmeade —dijo Loreen—. Hoy pasaremos el día en el pueblo, y haremos noche aquí, en esta posada. Los elfos domésticos se encargarán de guardar vuestro equipaje. Antes de que los mayores de 13 años os marchéis por ahí a disfrutar del díaO a dormir, porqué alguno lleva una cara..., pensó—, debo recordaros una serie de normas. Son fáciles: no bebáis alcohol, no fuméis y no os droguéis. Si nos enteramos de que incumplís estas normas, avisaremos a vuestros padres y os enviaremos de vuelta a Londres en un traslador. Y ya está, podéis iros. Los monitores y los menores de 13 haremos un pequeño tour por las afueras de La Casa de los Gritos, que para los que no lo sepan es la casa más embrujada de Gran Bretaña, por lo que no vamos a entrar, Zonko's, La Casa de las Plumas y Honeydukes. Nuestro tour terminará en Las Tres Escobas, dónde podréis probar deliciosas bebidas sin estar en nuestra mesa—hizo una pausa—. Sin alcohol —añadió tajante—. Creedme, estaremos sentados en la barra, lo sabremos. Podéis probar la cerveza de mantequilla, la bebida favorita por los estudiantes de Hogwarts.

Y acto seguido se encaminó hacia La Casa de los Gritos con los otros monitores y los niños de 11 y 12 años, entre ellos Alexandra y Fergus.

COMENTARIOS:
Postearé en el día 12, pero tenemos hasta el 27 de julio para rolear en Hogsmeade.


Última edición por Vanessa Crowley el Dom Jul 08, 2018 12:17 pm, editado 1 vez (Razón : Alargar el plazo para postear debido a problemas con el foro)
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Natalie Dormer
Edad del pj : 31
Ocupación : Profesora
Pureza de sangre : Limpia
Galeones : 6.700
Lealtad : Neutral/Pro-mortífag
Patronus : Patronus
RP Adicional : 000
Mensajes : 182
Puntos : 68
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5719-vanessa-crowley http://www.expectopatronum-rpg.com/t5729-relaciones-de-nessa http://www.expectopatronum-rpg.com/t5728-cronologia-de-nessa http://www.expectopatronum-rpg.com/t5725-correspondencia-de-nessa
Vanessa CrowleyProfesores

Samael Cavalcanti el Miér Jul 11, 2018 8:00 pm

Acciones: Acabar la plática con Loreen, viajar en el Autobús Noctámbulo, contribuir a la charla de la jefa de monitores, acercarse a Loreen en medio del recorrido
Interacción con: Loreen, campistas en general.

Cualquiera pensaría que una persona igual de obstinada a como lo era Samael tendría una actitud completamente apática, probablemente mostraría más el enojo, pero no solía ser así, la verdad es que solía demostrar su disgusto con cualquier cosa gracias a lo increíblemente directo que podía ser para expresar sus ideas, y por otra parte, era más bien carismático en cada comentario, sin importar las cosas terribles que pudiese estar diciendo, porque verlo del todo enojado era una desdicha que no todos sufrían, sino que más bien, era bastante reservado en cuanto a su ira.

Admito que me encanta eso, rienda suelta — Dejó salir una corta risa traviesa hacia Loreen. No le entusiasmaba demasiado la idea del campamento, pero sin duda, tener una noche libre sólo entre monitores para poder hacer cualquier cosa que les plazca sonaba bastante tentador, claro está, que sólo quedaba ver qué otros monitores habían, porque no es como si hubiesen demasiadas cosas que le interesaran hacer con Loreen, con quien no guardaba una relación demasiado estrecha, sino más bien formal, ni mucho menos con Juliette, quien era demasiado gentil para su gusto, y las personas así jamás le habían ido, ¿quién sabe qué esconderían detrás de una sonrisa de esas todo el día? Él lo desconocía, pero seguro no era nada bueno.

En su cabeza, lo que hizo los segundos luego de ver a Juliette fue empezar a recordar los momentos en los que había sido hostil con ella durante el año pasado, ¿cómo podía siquiera querer volver? La verdad es que no lo sabía, pero debía descubrirlo, y debía hacer bien su trabajo, ¿qué sería de su reputación si no la espantaba este año? Sinceramente, no podía permitirlo.

Se volteó para observar a Loreen, quien parecía estar hablando con la otra monitora de forma bastante cercana, e incluso en un tono de voz bastante bajo — ¿No te enseñaron que eso es de mala educación, Loreen? Anda, comparte información — Comentó en tono de voz alto, mientras que asentía con la cabeza y observaba a la jefa de monitores con una sonrisa pintada sobre su rostro. No le interesaba demasiado cualquier cosa que podría estar platicando con Juliette, pero era cierto que quería saber la sorpresa que había dicho que habían preparado para el final del campamento, y como aquella monitora se enterara antes que el mismo Samael, ambas se las verían con él.

Sus interacciones durante el viaje fueron bastante pocas, por no decir que nulas. Lo que hizo durante casi todo el trayecto fue dormir, prestando nula atención a todos los alumnos a su alrededor, y al hecho de que se supone debería haber pasado todo el viaje vigilándolos, encargándose de que no hicieran nada malo y también, que se sintieran bien, porque el viaje en el Autobús Noctámbulo era bastante tedioso para algunos. El brasileño por su parte tenía un estómago bastante resistente, por lo que había podido transcurrir todo el viaje sin siquiera tener molestias, incluso cuando giraba la vista y veía a algunos críos pálidos o vomitando.

Al bajar de aquel bus, comenzó a estirar un poco mientras que bostezaba, había pasado la mayor parte del viaje durmiendo sin prestarle mayor atención a su entorno, y aunque aún tenía algo de sueño, lo más probable es que dedicara todo el tiempo posible a molestar a alguien, porque aquellos diez días no iban a pasar en vano. Escuchó atentamente la charla que comenzaba a dar la jefa de monitores, básicamente, lo mismo que decía casi todos los años, estaba explicando lo que sería el primer día, cada cosa que podían y no podían hacer, quienes podían ir por su cuenta y quienes no, lo habitual. En el campamento, los más pequeños siempre debían permanecer en grupo junto a los monitores, sin embargo, todo aquel que fuese mayor de trece años tenía derecho a explorar sólo Hogsmeade, a fin de cuentas, también podían hacerlo durante las visitas en Hogwarts, por lo que no sería su primera vez.

Y si quieren hacer algo indebido, procuren que nosotros no los veamos, o haré que paguen las consecuencias — Esbozó una pícara sonrisa, acompañada de un guiño dirigido hacia todo el grupo de alumnos en general. Muchas veces los alumnos decidían desobedecer las órdenes, y eso era para él, ciertamente, lo más divertido de todo el campamento. Otras veces, él mismo se encargaba de hacer que las cosas se pusieran a su favor, modificaba todo, y si alguno de los campistas le desagradaba, únicamente conseguía tentarlo para que hiciera algo malo, luego lo inculpaba y ya, todos felices menos él, porque todos allí sabían lo peligroso que era desagradarle a Samael.

No habían demasiados críos que se le hicieran interesantes entre los alumnos, a decir verdad, ni siquiera había uno sólo, en especial entre el grupo de los de 11 y 12 años, quienes se habían juntado para un recorrido con todos los monitores. A veces dudaba si detestaba más a los pequeños o a los más grandes, pero la verdad es que no podía decidirse, y no lo necesitaba, tenía odio suficiente para cada uno de ellos sin distinción. Comenzaron la marcha lentamente, el primer destino era la Casa de los Gritos, un lugar al cual había entrado un par de veces, y que él mismo debía admitir que podía ser espeluznante — Que no los asuste la Casa de los Gritos, no vamos a entrar, así que no tienen nada de qué preocuparse — Aseguró, echándole una rápida ojeada a los pequeños que caminaban tras él — Aunque de vez en cuando dicen que se escapan cosas... Terribles — Comentó en tono de voz menor, pero suficiente para que todos fuesen capaz de escucharlo.

Luego, aceleró el paso durante un par de metros, para acercarse más a Loreen, la jefa de monitores y susurrarle al oído — ¿Qué planes hay para la noche? No puedo esperar — Una sonrisa burlona se pintó sobre su rostro, y es que no había en aquel momento nada que deseara más que sacarse a aquel montón de críos de encima y tomarse un rato sólo, o bueno, junto a los demás monitores, pero no se podía tener todo en la vida.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 8
PB : Alex Mapeli
Edad del pj : 20
Ocupación : Estudiante
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 1.400
Lealtad : Pro-Mortífagos
Patronus : -
RP Adicional : 00
Mensajes : 10
Puntos : 4
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t6037-samael-cavalcanti http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/ http://www.expectopatronum-rpg.com/
Samael CavalcantiUniversitarios

Beatrice A. Bennington el Miér Jul 11, 2018 10:59 pm

Interacciones:Emily PNJ & Harry amorcito.
Mención: Nichola, Juli, Emily & Loreen.
Aitana:

Aitana era del tipo de chica que ama la atención, y ser el centro del universo es un gran placer, pero cuando la atención de Nichola caía en ella, era una cosa totalmente diferente. No era que le odiara o algo, total, al comienzo aquel chico era algo agradable de ver porque físicamente no estaba nada mal, pero luego llego Harry a su vida y sus gustos cambiaron radicalmente. El punto era, que detestaba tener a Nichola rondando como una mosca molesta, más que nada porque no era que solo coqueteará con ella, si no, que coqueteaba descaradamente también con su novio y eso era algo que la rubia no podía soportar.

Por eso cuando el pelirrojo se acercó a ella, rodo los ojos exasperada. ¡No podía creer que también tuviera que soportarlo en aquel lugar! Simplemente le ignoro, y luego llego Harry. Gracias a él en pocos segundos ya había olvidado cualquier mal humor que la hubiera invadido.

━ ¡Oye! Agh, ustedes dos me dan dolor de cabeza. ━ Emily hizo un puchero, acomodándose en unas de las camas. Ella, al contrario de Aitana, amaba esos viajes llenos de movimiento. Se le hacían divertidos. La rubia por su parte, simplemente se encogió de hombros y le asintió a Harry con la cabeza. Ella quería dormir.  ━ Ya te recompensaré cuando lleguemos. ━ Le dijo con una sonrisa picara y ojos traviesos, acomodándose junto a su novio en la cama cercana a la que había elegido la morena, las cuales también eran las más alejadas de los niños, quienes seguramente serían los primeros en vomitar. Totalmente asqueroso. ━ Mímame. ━ Susurro, antes de recostarse. No se iba a arriesgar a que el autobús comenzara a andar mientras ella seguía despierta. Era tal su decisión de quedarse dormida pronto, que no tardo en caer a los brazos de Morfeo.

♪ ♪ ♪

Había sido despertada con besos, de esos que al comienzo la había hecho sonreír como una boba hasta que recordó donde se encontraba. Chasqueo la lengua molesta al recordar lo mal que se había sentido las pocas veces en que despertó durante la noche. Menos mal tenía a Harry para cuidarla, o seguramente hubiera quedado en vergüenza al vomitar. Eran de los últimos en el autobús, cosa que no importaba realmente, pero Aitana moría por un poco de aire fresco.

Cuando bajaron, Emily se encontraba cerca de los monitores, más específicamente cerca de “su Juli”, mientras Loreen daba el mismo discurso de años anteriores. Le causaba gracia las reglas, porque estaba segura de que, como siempre, nunca serían respetadas. Los nuevos campistas ya lo notarían, y podrían sacar esa cara de mal genio. ━ Como se que no irás con ellos, ¿qué tal si nos perdemos un rato? ━ Su propuesta era obviamente con segundas intenciones, en especial porque ya había envuelto sus brazos alrededor del cuello de su novio y le sonreía con picardía. Ya luego podrían ir a desayunar y visitar un par de lugares que conocían de memoria, que lo primero era encontrar su habitación. Debía agradecerle a su novio por cuidarla, ¿no?
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Emily Kinney
Edad del pj : 27
Ocupación : Fugitiva
Pureza de sangre : Sucia
Galeones : 6.135
Lealtad : Pro Muggle
Patronus : Dacnis azul
RP Adicional : 000
Mensajes : 491
Puntos : 165
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5517-beatrice-bennington-id http://www.expectopatronum-rpg.com/t5523-beatrice-bennington-relaciones#81381 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5535-cronologia-de-bea http://www.expectopatronum-rpg.com/t5520-buzon-de-beatrice-bennington#81362

Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.