Situación Actual
10º-19º
24 octubre -> luna llena
Entrevista
Administración
Moderadores
Últimos Mensajes
Awards
Wolfgang R.Mejor PJ ♂
Lluna F.Mejor PJ ♀
Eva W.Mejor User
Melissa M.Mejor roler
Gwen & KyleMejor dúo
Giovanni M.Mejor novato
Niara S.Especial I.
Iris L.Premio Admin
Redes Sociales
2añosonline

The shadow in the dark corridor // {Tsunayoshi & Wolfgang}

Wolfgang Rawson el Mar Sep 18, 2018 1:53 am


Lunes 17 de septiembre, 2018 || Ministerio de Magia, Departamento de Regulación y Control de Criaturas Mágicas || 11:34 horas

La puerta del ascensor se abrió, y Wolfgang puso un pie en el Departamento de Regulación y Control de Criaturas Mágicas. Posiblemente por primera vez en toda su vida. El mortífago jamás había tenido necesidad alguna de visitar aquel departamento concreto del Ministerio, demasiado alejado del mundo de las criaturas mágicas como para siquiera pensar en hacer una visita al lugar.
Sin embargo, aquel día era distinto. Rawson llevaba la mano derecha en el bolsillo de sus pantalones, y con la izquierda sostenía una maleta grande. Era precisamente el contenido de aquella maleta, aparentemente inofensiva, lo que había llevado al mortífago a buscar la ayuda de algún experto en criaturas mágicas. Si es que estamos tratando con una criatura mágica, claro, pensó un Wolfgang que todavía no lo tenía demasiado claro.
Con una calma que no se correspondía demasiado con la urgencia de la situación, Wolfgang Rawson caminó en dirección al mostrador de información. Una bruja de unos cuarenta años, con el pelo color zanahoria y rizado, que mascaba chicle mientras leía el último número de Corazón de Bruja, ocupaba el asiento detrás del pequeño mostrador. Y siguió prestando atención a su revista incluso cuando Wolfgang se detuvo frente a ella. El mortífago esperó allí, inmóvil, mientras la mujer hacía un globo con su chicle, y cuando éste reventó, comprendió que la mujer, o bien le ignoraba, o bien no había reparado en su presencia.
Hizo sonar el pequeño timbre de mesa entonces, sacando la mano del bolsillo, sin perder la paciencia ni mucho menos. El tintineo del pequeño aparatito llamó la atención de la mujer, que miró a Wolfgang con el más vago de los intereses. No dijo absolutamente nada, posiblemente esperando a que fuese el mortífago el primero en decir algo. Y tras un par de segundos, Rawson se resignó a hacerlo.

—Buenos días.—No hubo respuesta por parte de la mujer.—¿Podría indicarme dónde se encuentra el despacho del señor Nishima, por favor?—La mujer mascó el chicle durante algunos segundos, mirando a Wolfgang con unos ojos que parecían los de una rana; entonces, señaló en dirección al fondo del pasillo de entrada.—Muy amable.

Señalar aquella dirección era más o menos lo mismo que no señalar absolutamente nada, pues Wolfgang tenía claro que el despacho se encontraba en aquella dirección: en la opuesta se encontraba el ascensor. Sin embargo, prefirió no discutir con aquella mujer, la cual tenía suerte de que Rawson no fuese alguien con predisposición a sacar la varita para dispensar maldiciones Cruciatus a todos aquellos que le disgustaban.
Wolfgang se buscó la vida, deambulando por los pasillos y preguntando a algunos empleados que se encontraba por el camino. Finalmente, logró dar con el despacho del susodicho, y una vez allí, llamó a la puerta con los nudillos, un par de golpes secos.

—¿Señor Nishima? Me han enviado a hablar con usted. Soy Rawson.—En teoría, el señor Borgin había enviado una carta al Ministerio avisando de que Wolfgan se presentaría allí para tratar un asunto de la competencia de aquel departamento concreto.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Teddy Sears
Edad del pj : 38
Ocupación : Empleado
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 1202
Lealtad : Mortífagos
Patronus : Not for me
RP Adicional : +2F
Mensajes : 103
Puntos : 64
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5933-wolfgang-rawson-id#87340 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5952-relaciones-wolfgang-rawson http://www.expectopatronum-rpg.com/t5941-cronologia-de-wolfgang-rawson#87405 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5953-buzon-de-wolfgang#87521
Wolfgang RawsonMagos y brujas

Tsunayoshi Nishima el Jue Sep 20, 2018 8:15 pm

Tsuna se revolvía en el asiento de su despacho, inquieto. El índice de su diestra golpeteaba la superficie de su mesa de forma periódica hasta que se cansaba, daba un giro, se levantaba, abría la persiana, y miraba a través de ésta observando al resto de los cubículos que más cerca tenía. Hoy le habían dicho que tenía que despedir a alguien y, aunque por un lado, hacer aquello le producía muchísima satisfacción, ver esas caras, el miedo de aquel que hubiese caído víctima, por el otro, le habían dejado muy claro que tenía que tener tacto, cosa con la que él no congeniaba.

Al final abrió la puerta, eso provocó que muchas de las cabezas giraran en su dirección, mientras que otras seguían inmersas en lo suyo, disimulando quizás, pensando que así se volverían indetectables por un milagro ante los ojos del albino. Más les valía haber usado capas de invisibilidad, porque no colaba. Le producía mucha gracia aquella situación, pero tenía que mantener el semblante serio.

Carrow —Su mirada se alternaba entre las caras de los trabajadores hasta que pronunció el nombre completo una vez más, ya dudando si se encontraba entre los más cercanos —¿Alfred Carrow? —Esa segunda vez hizo levantar a un señor canoso, aparentemente aturdido, al que le empezaba a ser visible las entradas.

A mi despacho —Tsuna volvió tras sus pasos colocándose tras la puerta hasta que la habitación del recién ascendido se tragase a ese mismo que la despiadada fortuna le había elegido. Alfred tomó asiento primero, Tsuna lo hizo después, y al poco rato se focalizó en el tema en cuestión.

Vamos a ver... Carrow, sé que eres muy ambicioso. Estoy seguro de que alguien como tú querría coger la puerta y... ¡Echar a volar!

¿Cómo que volar? —Cuestionó Alfred casi seguido.

Bueno, verás, eh… Vamos a tener que...  Queremos… ¡Tú quieres algo mejor!

¿Hm? Pues no —Respondió con una boba expresión como quien no se entera de nada en absoluto —A mí me interesa quedarme, quiero quedarme, sí.

Nooo, tú quieres irte —Tsuna levantó tanto las cejas en ese intento ridículo por convencerlo que resultaba cómico de ver.

No no no, que va,  quiero quedarme.

¿¡Por qué pones las cosas tan difíciles!? —Justo en ese momento sonó el toc-toc del tercero en la puerta, y el albino, en su límite, volvió a exclamar esta vez dirigido al otro —¡Espere! —Cogió un papel y escribió en él un mensaje con letra apresurada.


Dichosos memorándums, no podían elegir un sistema de comunicación más interactivo —Murmuró al tiempo que el papel se volvía un avioncito. Luego abrió la puerta y el avión salió volando por la misma, esquivando al hombre que se encontraba en medio. Tsuna, en total desinterés por su presencia cogió el expediente de Carrow, lo hizo una bola de papel y se levantó adoptando la misma postura que ponen en Quodpot cuando se preparan para tirar. Acto seguido la lanzó, y la pelotita describió una curvatura hasta que entró en la papelera que se encontraba junto a la entrada.

¡Toma ya! ¿Viste eso? Mira, encestó, así que estás despedido —Dijo aun dirigiéndose al desafortunado de Carrow, le hizo un gesto con la mano para que abandonara la habitación y luego se volvió al recién llegado.

¿Y usted qué es lo que quiere? —Cuestionó tratando de recordar el nombre que había dicho antes de darle paso, al tiempo que se volvía a acomodar en su asiento.

Rawson ¿De qué me suena?
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Lee Taemin
Edad del pj : 24
Ocupación : Trabajador del Ministerio
Pureza de sangre : Limpia
Galeones : 3.850
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : ---
RP Adicional : +2F
Mensajes : 87
Puntos : 42
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5333-tsunayoshi-nishima http://www.expectopatronum-rpg.com/t5346-relaciones-de-tsunayoshi-nishima http://www.expectopatronum-rpg.com/t5371-somos-polvo-para-el-tiempo-cronologia-tsuna#79317 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5348-buzon-de-tsunayoshi-nishima
Tsunayoshi NishimaJefe Departamento

Wolfgang Rawson el Vie Sep 21, 2018 2:48 am

Una voz respondió desde el interior del despacho, una voz que invitaba a Wolfgang a esperar. El mortífago, que no podía decirse que tuviese mucha prisa, se resignó: si el tal Nishima decía que esperase, no le iba a quedar más remedio que esperar. A fin de cuentas, él era el que venía de visita.
Tenía todas las intenciones de obedecer aquella orden, de quedarse donde estaba hasta que le diesen paso, consultando el reloj de su muñeca aún a pesar de no tener prisa; entonces, la puerta se abrió y emergió desde el interior… un avión de papel. Wolfgang lo observó recorrer el aire, preguntándose si aquellas cosas eran habituales en el Ministerio, o simplemente eran cosa del tal Nishima. El avión surcó el aire en sorprendente equilibrio, en la dirección de la que había venido Wolfgang, hasta que se perdió de vista tras la esquina.
Por si fuese poco, aquello no había terminado. Y es que solo unos segundos después un hombre salió del despacho con cara de indignación. Pasó junto a Wolfgang, el cual le dedicó una mirada cargada de una curiosidad muy vaga. Casi como si persiguiese al pequeño avioncito, el hombre se dirigió al fondo del pasillo y desapareció en el recodo.

—Buenos días.—Respondió Wolfgang al hombre asiático—se lo había imaginado por el apellido—que tan amablemente le saludaba desde el interior del despacho.—Quizás le suene de una misiva enviada desde Borgin y Burkes para pedir ayuda con cierto asunto...—Wolfgang agitó suavemente la maleta que llevaba colgada del brazo.—No sé si le han explicado cuál es exactamente el problema, pero tampoco pasa nada: yo puedo hacerlo. ¿Puedo pasar?—Wolfgang esbozó una media sonrisa, tratando de mostrarse cortés.

El asunto… podría decirse que era grave. Wolfgang suponía que dependía mucho de lo que uno considerase grave, claro: siempre existía la opción de dejarlo correr, de que el asunto se convirtiese en problema de otra persona. Sin embargo, los señores Borgin y Burkes temían que aquello les trajese repercusiones. A fin de cuentas, aquello podía violar el Estatuto Internacional del Secreto, y si se enteraban en las altas esferas del Ministerio que habían dejado correr aquello, sin duda habría repercusiones para ellos.
Wolfgang no pudo más que preguntarse una vez más cómo podía haber ocurrido algo así simplemente por manipular una pintura de forma incorrecta. En aquel mundo había fuerzas que incluso Rawson, un hombre que había vivido rodeado de los objetos más curiosos y, en ocasiones, malditos, desconocía. Al menos puedo sentirme realizado ante la perspectiva de irme a dormir sabiendo algo más, pensó en un vago intento de ver una nota positiva a aquel trabajo, que no dejaba de ser un maldito engorro.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Teddy Sears
Edad del pj : 38
Ocupación : Empleado
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 1202
Lealtad : Mortífagos
Patronus : Not for me
RP Adicional : +2F
Mensajes : 103
Puntos : 64
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5933-wolfgang-rawson-id#87340 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5952-relaciones-wolfgang-rawson http://www.expectopatronum-rpg.com/t5941-cronologia-de-wolfgang-rawson#87405 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5953-buzon-de-wolfgang#87521
Wolfgang RawsonMagos y brujas

Tsunayoshi Nishima el Lun Sep 24, 2018 7:25 pm

¡Ahora recuerdo...!

El rostro de Tsuna adoptó la seriedad que el asunto merecía en su expresión. Se reclinó sobre el asiento hacia atrás, y luego de quedarse estático una milésima de segundos, sin despegar la vista del adverso hasta que terminase de hablar le hizo un gesto con la mano y volvió a su postura inicial con frescura, como si le acabase de descongelar tras haber permanecido encerrado en un iceberg aquel breve momento.

Sí, sí, por supuesto. Adelante —Dicho aquello, a la par que el de cabello castaño entraba en la pequeña habitación para tomar asiento, el demonólogo se inclinó para rebuscar entre sus cajones aquel comunicado del que le hablaba, aunque ya sabía muy bien a lo que se refería. Básicamente, era cuestión de tenerlo todo sobre la mesa y refrescar los detalles que en la misma se reflejaba.

Cuando el albino la encontró, la colocó sobre la mesa y con una mano apoyada en ella volvió su mirada a su visita. Comenzó a releer la carta para sí, girando sobre su eje hasta quedar de perfil, justo cuando uno de los elfos domésticos encargados de la limpieza en el ministerio comenzaba su turno y se le veía asomar por la cristalera que estaba al fondo del despacho. Esa misma que daba vistas al subnivel más bajo del cuarto piso.

Tsuna vio por el rabillo del ojo al pequeño ser haciendo relucir aquel ventanal con lluvia encantada y un trapo. En base a ello, considerando el asunto como confidencial, se levantó sin despegar sus ojos de la lectura y en un movimiento vago de varita despegó al desafortunado de un rebote, provocando que saliese despedido hasta precipitarse al vacío.

Sin inmutarse en absoluto, cerró las persianas y sus ojos se volvieron en dirección a Rawson. Tomó asiento de nuevo y dejó la carta sobre la mesa, visible esta vez para ambos.

Estupendo —Dijo al fin, entusiasmado por el problema a pesar de la gravedad del mismo. Era como un niño al que al fin le habían traído algo interesante que hacer, algo distinto a tener que tratar con papeleo —Esto era lo del objeto maldito... ¿No es así? —Los ojos de Tsuna se ensancharon de interés para luego quedar achinados, más de lo habitual. Se inclinó hacia adelante, con los codos apoyados en la mesa y los dedos entrelazados al nivel de su barbilla, luego llevó ambas manos a la mesa con los antebrazos acostados.

Si es verdad que puede repercutir en problemas mayores no podemos andarnos con rodeos ¿Cuáles son los detalles?
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Lee Taemin
Edad del pj : 24
Ocupación : Trabajador del Ministerio
Pureza de sangre : Limpia
Galeones : 3.850
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : ---
RP Adicional : +2F
Mensajes : 87
Puntos : 42
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5333-tsunayoshi-nishima http://www.expectopatronum-rpg.com/t5346-relaciones-de-tsunayoshi-nishima http://www.expectopatronum-rpg.com/t5371-somos-polvo-para-el-tiempo-cronologia-tsuna#79317 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5348-buzon-de-tsunayoshi-nishima
Tsunayoshi NishimaJefe Departamento

Wolfgang Rawson el Miér Sep 26, 2018 1:11 pm

A simple vista, y con una primera impresión que quizás fuese un tanto precipitada, el tal Nishima era un tipo peculiar. Wolfgang, un hombre que se había esforzado toda su vida en parecer alguien ‘normal’, alguien ‘socialmente aceptado’, no pudo más que maravillarse de la espontaneidad del tipo. O casi, pues los sentimientos genuinos tales como el maravillarse se escapaban a las posibilidades de la mente de Rawson.
El asiático dio paso al inglés—si añadiesen a un español o a un francés a aquella escena, podría considerarse el comienzo de un chiste malo—y éste último se dispuso a obedecer… cuando hizo acto de presencia un elfo doméstico cuyo único cometido parecía ser el de limpiar. Rawson no tenía pensado prestarle la más mínima atención, habida cuenta de que ni los elfos domésticos le molestaban a él, ni él los molestaba a ellos. Sin embargo, Nishima sí le prestó atención.
¡Y de qué manera! La criatura mágica salió despedida a saber en dirección a dónde. Rawson, en silencio, lo observó todo. Si hubo un indicativo de su sorpresa, fue el leve alzamiento de cejas. Pero esto no es problema mío, resolvió el mortífago mientras entraba en el despacho de Nishima.
Para entonces, el asiático ya había puesto sobre la mesa la misiva que había recibido. Wolfgang no tenía muy claro lo que contenía, a excepción de que él se presentaría allí. Sin embargo, tampoco necesitaba conocer todos los detalles, pues él mismo había presenciado lo ocurrido y podía dar un testimonio exacto.

—En efecto.—Confirmó Wolfgang mientras tomaba asiento, dejando la maleta sobre su lado del escritorio.—Aunque, en base a los hechos que yo mismo he presenciado, me inclino a pensar que este objeto ya no está maldito, técnicamente hablando.—Dejó caer el mortífago. Tal y cómo hablaban, más parecía que estuviesen comentando una anécdota personal o una jugada de Quidditch que la posibilidad de estar lidiando con algo peligroso.

El asiático pidió detalles a Wolfgang. El mortífago asintió con la cabeza, para acto seguido abrir los cierres de la maleta. Sin ceremonia alguna, lo abrió y mostró la pintura:

El cuadro:

A simple vista, aquella pintura no tenía nada de especial. Una figura femenina parcialmente a la vista, cruzando una puerta, y un pasillo escasamente iluminado con una puerta cerrada al fondo. Uno bien podría preguntarse qué clase de pérdida de tiempo era aquella, quizás con razón, pero a ojos expertos, empezaban a aparecer detalles: por ejemplo, el marco que soportaba la pintura.
Una serie de símbolos aparecían tallados a lo largo de la madera, la cual por otro lado era negra como el carbón. Aquello debió haber sido en otro tiempo lo que mantenía aquel objeto… ‘tranquilo’, por decirlo de alguna manera. Sin embargo, la madera aparecía rajada en cierta parte, partiendo varios símbolos y, quizás, debilitando el hechizo.

—Nada impresionante, ¿me equivoco?—Aquello era lo que pensaba Wolfgang. A todas luces, lo que tenían delante era lo que era, y nada más que eso: una simple pintura.—Pero resulta que este cuadro ha perdido a uno de sus protagonistas. Ya sabe: está la mujer—Wolfgang la señaló con el dedo índice, acariciando el lienzo pintado al óleo allí dónde se encontraba la mujer—y aquí, al fondo del pasillo, había otra figura. Una sombra.—Wolfgang deslizó el dedo en aquella dirección, depositándolo sobre la puerta al fondo del pasillo.—Se ha escapado. Pero tenemos evidencia fotográfica de su aspecto.

Era habitual, una rutina casi, fotografiar cada uno de los objetos nuevos que llegaban a Borgin y Burkes. Una forma de hacer inventario y llevar un registro detallado, diríase. Aquel caso no era una excepción. Wolfgang puso sobre el escritorio una fotografía que se sacó del bolsillo de la chaqueta. Mostraba el cuadro, tal cual estaba antes de que aquella cosa lo abandonase, y mostraba la figura de un hombre con sombrero.
Aquel ser, aquella cosa, era lo que había emergido del cuadro. Wolfgang no pudo evitar, pese a los años que llevaba trabajando en Borgin y Burkes, sentir un ligero escalofrío al recordar el suceso. En aquel mundo existían la magia, las maldiciones, los vampiros, los fantasmas… ¿pero las criaturas como aquella? Wolfgang no tenía constancia de tal cosa. Hasta ese día, claro.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Teddy Sears
Edad del pj : 38
Ocupación : Empleado
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 1202
Lealtad : Mortífagos
Patronus : Not for me
RP Adicional : +2F
Mensajes : 103
Puntos : 64
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5933-wolfgang-rawson-id#87340 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5952-relaciones-wolfgang-rawson http://www.expectopatronum-rpg.com/t5941-cronologia-de-wolfgang-rawson#87405 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5953-buzon-de-wolfgang#87521
Wolfgang RawsonMagos y brujas

Tsunayoshi Nishima el Lun Oct 08, 2018 8:03 pm

Si hubiera tenido alguna impresión con respecto a su visita, habría sido la de un hombre bien centrado en los asuntos que le conciernen. Pensaría en el hecho de cómo aquel individuo trataba las cuestiones que debía afrontar con suma eficacia, y entendería, por el mensaje que portaba, el por qué una persona como él estaba implicada en un tema como ese. Era una cuestión bastante peliaguda, y era consciente de ello, aunque aún no dispusiera de los detalles al completo. Sin embargo, era capaz de estructurar parte de la trama con solo leer las especificaciones que se mencionaban en aquella carta. Había ciertos patrones que se repetían en según qué seres, y la información que había leído, acotaba bastante el círculo de posibles culpables.

A pesar de todo, Tsuna no era de los que se detenían para reflexionar en las impresiones obtenidas cada vez que tenía que tratar con alguien, al menos hasta que le fuera útil o necesario hacerlo. Por ello su expresión adusta, estaba fija en atender al adverso, integrado por ese ambiente que motivaba a concentrarse en lo importante, y que, además, ocupaba toda la sala.

¿Que ya no está maldito? —Se inclinó hacia delante, interesado por una peculiaridad como esa. Por lo general, cuando una criatura maligna mete su ponzoña en un objeto o ser cualquiera, dicha criatura queda apegado al mismo, y cuanto más tiempo perdure el demonio en la posesión de su víctima, más complicado resulta luego su expulsión. Esa era la teoría. Lo que acababa de escuchar en boca del mortífago era algo nuevo, y por ello, queriendo saber al respecto, agregó —¿Qué quiere decir?

Cuando Rawson retiró los cierres de su maletín, Tsuna se aferró a su varita preparado para lo que pudiese suceder. Luego descubrió que no era, solo un simple cuadro sin nada interesante en él, o al menos es lo que pensaría cualquiera al principio, y pronto se dio cuenta de que no era así, pues poco antes de que Rawson empezara con su explicación, la guarda —una elaborada obra de sigaldría basada en runas nórdicas, cuyo fin es el de avisar de supuestos peligros— empezó a irradiar una luz como la del hierro bajo fundición.

Tsuna estuvo a punto de sacar su varita, pues se tensó al verla reaccionar por el rabillo del ojo. Entonces ladeó la cabeza, con la intención de enfocarse en aquel objeto con forma acampanada, y pudo comprobar cómo ésta volvía a un estado normal, fría como una roca en la noche, y entonces se calmó.

Le habría dicho que aquello había sido un acto temerario, pero se lo reservó, pues imaginaba que ya había tratado con aquel objeto más veces antes de presentarlo allí ante él. Después de lo sucedido, dejó que terminase de hablar, y fue al final cuando decidió preguntar algo que consideró importante.

¿Lo has tocado directamente? —Esa vez su tono de voz era más serio que cualquier tono con el que había hablado hasta el momento. A pesar de la inocencia que podía aparentar aquel cuadro, la guarda había determinado que no había ningún maleficio importante en él, debido al hecho de que se normalizara de golpe, sin embargo, podría decirse que aún quedaban resquicios, lo cual tenía mucho sentido si era cierto eso que le aseguraba.

La imagen, muéstrame la imagen —Dicho eso tomó la foto para ojearla con la preocupación marcada en su rostro, intercambió esa misma mirada de entre la foto y el adverso, y luego tiró la foto en un acto de despreocupación total que entraba en contradicción con su reacción anterior, haciendo dudar a cualquiera qué era lo que realmente sentía al respecto.

Ridículo, no me sirve —Tsuna estiró los brazos, apoyando sus dos manos tras su nuca e inclinando el respaldar hacia atrás —Dígame Mr. Rawson ¿Ha intentado sacarle alguna vez una foto a un demonio? —Dejando aquella cuestión en el aire, el demonólogo se levantó de su asiento, bordeó la mesa hasta quedar justo al lado de Rawson y le hizo un gesto animoso con la mano para invitarle a levantarse.

No se puede —Tras aquella rotunda afirmación, el albino dio unos pasitos hacia atrás, esbozó una sonrisa ladina y agregó —Y ahora respóndame una última cosa. Si usted fuera una criatura maligna, capaz de esconderse en los cuadros... ¿Cuál sería el sitio perfecto para esconderse si sabe que se encuentra en peligro?

Sí, le estaba pidiendo implícitamente que colaborara con él en la búsqueda de aquella criatura. Él no estaba muy seguro si Rawson había ido hasta allí simplemente para informarle o si, efectivamente, había venido para ofrecer su apoyo en aquel encargo. Fuera cual fuera la realidad de los hechos, él se lo había saltado todo y habiendo asumido, si no presionado, que iría con él. Tanto era así, que hasta levantó su antebrazo en horizontal, como en postura para la llamada de un águila, solo que no era un águila, era un atrevimiento suyo, sin vergüenza ninguna para hacerlos aparecer a los dos.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Lee Taemin
Edad del pj : 24
Ocupación : Trabajador del Ministerio
Pureza de sangre : Limpia
Galeones : 3.850
Lealtad : Lord Voldemort
Patronus : ---
RP Adicional : +2F
Mensajes : 87
Puntos : 42
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5333-tsunayoshi-nishima http://www.expectopatronum-rpg.com/t5346-relaciones-de-tsunayoshi-nishima http://www.expectopatronum-rpg.com/t5371-somos-polvo-para-el-tiempo-cronologia-tsuna#79317 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5348-buzon-de-tsunayoshi-nishima
Tsunayoshi NishimaJefe Departamento

Wolfgang Rawson el Jue Oct 11, 2018 2:05 pm

El asiático mostró interés por el objeto en el mismo momento en que Wolfgang Rawson manifestó su visión del asunto: a ojos del mortífago, aquel objeto ya no podía estar maldito, pues aquello que lo ocupaba había huido.
Sin embargo, por un momento sintió que estaba equivocado. No solo por la actitud defensiva y tensa que asumió por unos instantes el mortífago, sino porque algo en la estancia—un objeto metálico con forma de campana cubierto de runas—empezó a relucir como el magma de un volcán.
Wolfgang, francamente sorprendido, desvió la mirada en esa dirección. Frunció el ceño, esperándose lo peor… pero no ocurrió absolutamente nada. El objeto poco a poco fue tomando un aspecto frío, inerte—su aspecto original, supuso Wolfgang—y cuando volvió la mirada hacia Nishima, éste estaba algo más tranquilo.
Tras dispensar algunas explicaciones, muy necesarias, al jefe del departamento, éste examinó el cuadro que se encontraba en el maletín abierto.

—Una de las normas básicas de Borgin y Burkes es la de jamás tocar la mercancía con las manos desnudas.—Explicó Wolfgang como respuesta a la pregunta del asiático. Podría haber hecho su respuesta un tanto más concisa, dejando claro que los objetos se manipulaban utilizando unos gruesos guantes de trabajo encantados contra maldiciones, pero se imaginó que Nishima conocería a la perfección aquel tipo de procedimientos.

La fotografía que habían tomado en Borgin y Burkes de aquel elemento pictórico tan curioso estaba destinada al inventario, nada más, por lo que lo único que primaba en la fotografía era que se apreciase claramente qué objeto era. A Wolfgang casi que no le pilló de sorpresa cuando la imagen no sirvió absolutamente para nada: no es como que el señor Borgin, el señor Burkes y él estuviesen demasiado pendientes de la cámara cuando aquella cosa había abandonado el cuadro.
Observó con apatía cómo el asiático descartaba la imagen, casi con desdén—un desdén implícito en su descripción de la imagen como algo ‘ridículo’—y a continuación prestó atención a su explicación. Rawson mantuvo una expresión neutra en su rostro hasta que cayó en la cuenta de la palabra que Nishima había utilizado: demonio.

—¿Ha dicho usted ‘demonio’?—Preguntó un incrédulo Wolfgang, frunciendo el ceño y, por extraño que parezca, sintiendo un escalofrío que recorría su espalda. Y es que hasta entonces había pensado que los demonios formaban parte de la mitología de distintas culturas y religiones, no que fuesen algo real. Suponía que, existiendo la magia, casi cualquier cosa tenía cabida en aquel mundo, pero… ¿demonios? ¿En serio?—Puedo decirle que jamás he intentado tomar una fotografía de un demonio pues, hasta el día de hoy, no sabía siquiera que pudiesen existir. ¿Me está diciendo usted que mis jefes han comprado un cuadro poseído por un demonio, o algo así?—Wolfgang utilizó el término ‘poseído’ en gran parte debido a su conocimiento de la literatura y el cine. Era la palabra más habitual para referirse a seres como aquellos, que necesitaban del cuerpo de seres humanos para residir. O, como en aquel caso, objetos inanimados.

Ante la última pregunta del asiático, Wolfgang tomó asiento del otro lado del escritorio. El cuadro, repentinamente, pasó a un segundo plano. Y es que, en realidad, aquel objeto no tenía pinta de importar demasiado en aquellos momentos. La cuestión era saber dónde se había metido el inquilino, esa figura sombría que Wolfgang y sus jefes habían visto salir del cuadro.
¿Y a dónde podía haber huído? Claramente, si residía en cuadros, posiblemente habría huído a un lugar lleno de cuadros, o al cuadro más cercano. Wolfgang no entendía lo suficiente de aquel mundo recién descubierto como para ponerse a elaborar hipótesis.

—¿A otro cuadro, quizás?—Aventuró a decir. Nunca se había considerado un genio, ni mucho menos, pero la lógica así parecía indicarlo.—Escuche, hay una cosa que me estoy preguntando sobre este… ser.—Wolfgang todavía no se acostumbraba a utilizar la palabra ‘demonio’.—Ha dicho usted que no puede ser fotografiado. ¿Quiere eso decir que lo que aparece en la fotografía que le he traído no es su auténtico aspecto? ¿Solo el que tomó para camuflarse en la pintura?

Tenía sentido, ¿no? ¿De qué otra forma podría camuflarse, si no, en otros cuadros? La forma de aquel hombre sombrío era muy llamativa, y claramente destacaría en cualquier cuadro en que se introdujese.
Sí, desde luego… pero estamos hablando de demonios, pensó Wolfgang con una incredulidad que no creía posible hasta la fecha.
avatar
Imagen Personalizada :
RP : 10
PB : Teddy Sears
Edad del pj : 38
Ocupación : Empleado
Pureza de sangre : Mestiza
Galeones : 1202
Lealtad : Mortífagos
Patronus : Not for me
RP Adicional : +2F
Mensajes : 103
Puntos : 64
Ver perfil de usuario http://www.expectopatronum-rpg.com/t5933-wolfgang-rawson-id#87340 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5952-relaciones-wolfgang-rawson http://www.expectopatronum-rpg.com/t5941-cronologia-de-wolfgang-rawson#87405 http://www.expectopatronum-rpg.com/t5953-buzon-de-wolfgang#87521
Wolfgang RawsonMagos y brujas

Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.